Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Meteorología

​Navarra, en preemergencia ante la previsión de fuertes precipitaciones

  • Se espera nieve en los Pirineos y lluvia en el resto de la comunidad, donde se prevén avenidas "en principio ordinarias"

El consejero Morrás presidió la reunión
El consejero Morrás presidió la reunión
navarra.es
  • efe. pamplona
Actualizada 24/02/2015 a las 09:15
La Comisión de Coordinación de Emergencias celebró este lunes por la tarde una reunión para analizar las afecciones que podrían producir las intensas precipitaciones que anuncian los pronósticos meteorológicos, con valores acumulados a lo largo de cuatro días que podrían llegar e incluso superar los doscientos litros por metro cuadrado en el norte de Navarra, y cantidades muy importantes en el área de Pamplona y en la Zona media de la Comunidad. De cumplirse los pronósticos, se producirían avenidas, sobre todo en el curso bajo del Ebro donde serían similares a las de enero de 2013.

Ante las adversas previsiones climatológicas, el Gobierno de Navarra ruega a los conductores que extremen las precauciones por la posible presencia de balsas de agua en las carreteras, así como nieve en los puertos de montaña de los valles pirenaicos.

El consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Javier Morrás, que presidió la reunión celebrada en la sede de la Agencia Navarra de Emergencias, manifestó que la situación "no resulta especialmente preocupante, pero sí vamos a estar atentos para poder reaccionar rápidamente en el caso de que sea necesario".

Tras la sesión, a la que asistieron representantes de los departamentos de Fomento, Salud y Educación, así como responsables de la ANE y de Protección Civil, Javier Morrás advirtió que, dado el caudal actual de los ríos y las aportaciones derivadas del próximo episodio de lluvias, pueden producirse problemas en localidades en las que se encuentran dañadas las motas de protección como consecuencia de las sucesivas avenidas. Por eso, van a ser informadas las autoridades locales sobre las previsiones de niveles de los ríos con el fin de coordinar las actuaciones preventivas que pudieran adoptarse, como el refuerzo de las motas rotas o dañadas.

Los pronósticos de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) prevén para el martes lluvias significativas en el norte, con una cota de nieve de entre quinientos y seiscientos metros que irá subiendo hasta los ochocientos al final del día.

Será el miércoles cuando se producirán las precipitaciones más intensas, que podrían dejar en torno a cien litros en el norte, unos setenta en la cuenca de Pamplona y cincuenta en la Zona Media, con la cota de nieve que subirá hasta los 1.600 metros, mientras que el jueves y el viernes se esperan registros similares a los del martes. En principio, solo se prevé una avenida importante en el río Ebro a partir de Castejón, mientras que en el resto de los ríos serán avenidas ordinarias.

El consejero Morrás añadió que se está en contacto con la Confederación Hidrográfica del Ebro con el fin de que los pantanos puedan ser utilizados para regular las riadas. En Yesa ya se está desembalsando agua para poder acoger tanto la que produzcan las precipitaciones como el deshielo e Itoiz tiene un nivel bajo que le permitirá recibir sin problemas futuras aportaciones de los ríos.

NORMALIDAD EN LAS CARRETERAS

A media tarde de este lunes, se circulaba con normalidad por la red principal de carreteras, en la que se mantenía cerrada por inundación la N-113 (Pamplona-Madrid) en Castejón. En la red secundaria estaba cerrada la NA-137 (Burgui-Isaba-Francia) desde el pk. 47 (puerto de Belagua) por ventiscas y por el elevado riesgo de que se produzcan aludes, y la NA-2000 (Isaba-Zuriza) desde el punto kilométrico 8.

El Departamento de Fomento mantiene movilizados, desde las 18 horas y con una previsión de precipitaciones de nieve a partir de la cota de los ochocientos o novecientos metros, más de cincuenta equipos quitanieves. El dispositivo se reforzará a las 5 horas del martes, cuando estarán preparadas para intervenir 64 máquinas con una cota de nieve que se mantiene en los seiscientos metros.

Los vehículos quitanieves prestarán especial atención al estado de las vías de la red principal: autopista de Navarra (AP-15); autovías del Norte (A-1), Barranca (A-10), del Camino (A-12), Leitzaran (A-15) y A-21 (Pirineo); N-121-A (Pamplona-Behovia) y N-121-B (Baztan), y PA-30 (Rondas de Pamplona). Asimismo, limpiarán de nieve, cuando lo requiera la situación, las carreteras de los valles de Roncal, Salazar, Goñi y Améscoa y los puertos de Ibañeta, Mezkiritz, Erro, Las Coronas, Belagua, Belate, Otxondo, Ezkurra, Artesiaga, Egozkue, Urkiaga, Lizarraga, Urbasa, Carrascal, Loiti y los altos de Meano, La Población, Ujué, Lerga y Aibar.

TRES ALUDES EN BELAGUA

Durante la jornada del domingo, los expertos nivológicos que vigilan la estabilidad de la nieve acumulada en Belagua y el estado de la carretera NA-137 (Burgui-Isaba-Francia) comprobaron que se habían producido tres aludes en la vertiente sur del pico Lakora, justo después del refugio viejo, todos ellos en un tramo de doscientos metros. Dos cruzaron la carretera dejando un depósito de nieve de entre dos y tres metros de altura en la calzada, y arrastraron árboles pequeños.

Los técnicos observaron también grietas en el manto por debajo de las estructuras de prevención de avalanchas como consecuencia del episodio de nevadas que empezó el pasado viernes durante la tarde y que ha acumulado entre setenta y ochenta centímetros de nieve nueva hasta el domingo por la tarde a una altura de 1.500 metros. El viento fuerte que acompañó a la nevada provocó ventiscas con acumulaciones importantes en las laderas y en la misma carretera.

La predicción meteorológica mostraba una subida importante de las temperaturas desde el domingo por la noche y durante la jornada del lunes, con temperaturas positivas por encima de los 1.500 metros, precipitaciones débiles y viento flojo, y una acumulación de entre quince y veinte centímetros de nieve hasta las 24 horas de este lunes. Ya durante la madrugada del martes la nevada y el viento volverán a intensificarse, con nuevos depósitos de nieve de hasta sesenta centímetros y de alrededor de un metro más el miércoles, con una posterior subida importante de la cota de nieve.

Dado el peligro existente de aludes, que se verá agravado por las precipitaciones que se esperan para el martes y el miércoles, los técnicos recomiendan que la carretera permanezca cerrada al público y que no se lleven a cabo trabajos de limpieza. El nivel de riesgo de aludes es notable o fuerte (niveles 3 y 4) por encima de los 1.800 metros.
Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE