Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

COMUNICACIÓN

La exdirectora del New York Times apuesta por calidad

  • Jill Abramson participó en las 'Conversaciones con' de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra

  • E.PRESS. MADRID
Actualizada 12/02/2015 a las 21:06
La exdirectora de The New York Times, Jill Abramson, invitó a "no obsesionarse" con la incertidumbre de si habrá periódicos en papel dentro de 10 años y a preguntarse en su lugar "si va a sobrevivir el periodismo de calidad".

"Nos estamos obsesionando mucho con si habrá periódicos en papel en diez años. Centrémonos en otro enfoque: ¿Va a sobrevivir el periodismo de calidad?", propuso durante la conferencia impartida este jueves 12 de febrero en la Fundación Rafael del Pino en el marco de la tercera edición del evento 'Conversaciones con', que organiza la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra.

Además, Abramson sospecha que cuando se habla de problema de negocio, detrás hay "un problema de calidad de los contenidos" y no cree que exista un único modelo de negocio aplicable a toda la prensa.

Durante la charla, titulada 'La importancia de la narrativa', la periodista norteamericana insistió en la importancia de aprender a contar historias de largo recorrido, de que los estudiantes vuelvan a estudiar carreras de Humanidades sin verse sometidos a la "presión económica" y de acabar con la censura. Además, explicó el "éxito" del modelo de suscripción de pago de la web de The New York Times.

Concretamente, sobre este último asunto, la periodista apuntó que la razón que les hizo decantarse por este modelo de pago fue en primer lugar que se dieron cuenta de que "era justo pedir a los lectores habituales del periódico que pagaran" pues sus contenidos, en medio de toda la información gratuita que se ofrece en Internet es "de mayor calidad".

NO SOLO PUBLICIDAD

Asimismo, apuntó que se percataron de que basar todo el modelo en la publicidad era "peligroso" pues tenía "los mismos problemas" que la publicidad en las publicaciones impresas. Así, aunque Abramson admitió que se preguntó si esta opción iba a reducir el número de sus lectores o el impacto de sus noticias, al final resultó ser "una fuente de ingresos muy importante". De hecho, ya cuentan con 800.000 suscriptores y el objetivo es llegar a un millón.

Entre sus preocupaciones sobre la profesión periodística, Abramson apuntó una tendencia que le preocupa, la decadencia de las carreras de Humanidades -Literatura, Filosofía, Arte-- debido a "presiones económicas" ya que en EE UU "el coste de la educación universitaria se ha disparado vertiginosamente y muchos estudiantes se sienten presionados a estudiar carreras que les vayan a proporcionar un empleo".

Esto, según añadió, provoca una "estrechez de miras técnicas" pues "la gente no va a la universidad por amor a aprender". Por ello, la periodista, que trabaja en la Universidad de Harvard, invita a sus alumnos a estudiar una materia no solo porque quede bien en su curriculum sino para aprender y después demostrar a los empresarios que necesitan empleados que sepan pensar y no tanto expertos en algo concreto.

CENSURA

Otra de sus preocupaciones, según señaló, es la censura y se refirió al caso de Edward Snowden, antiguo empleado de la NSA, que filtró a The Guardian información clasificada sobre espionaje. Abramson recordó que es ilegal que funcionarios del Gobierno revelen información a la prensa pero afirmó que Snowden pensó que la gente debía conocerlo para saber si estaba dispuesta a aceptar esos espionajes.

La periodista apuntó que su periódico colaboró con The Guardian para filtrar los documentos porque el Gobierno británico obligó al periódico a destruir los ordenadores donde estaba guardada la información y, sin embargo, en EEUU, hay una sentencia del Tribunal Supremo que dice que un periódico no puede verse impedido a publicar un artículo y que solo después de publicado se puede llevar el caso a los tribunales.

En todo caso, puntualizó que en Washington desarrollar la profesión periodística se está volviendo "muy difícil". "En un país que se enorgullece de sus libertades es una tendencia muy preocupante", insistió.

También se refirió a una información que The New York Times publicó sobre corrupción en China que provocó que el Gobierno chino bloqueara la web del periódico, un bloqueo que persiste hoy en día. En este sentido, pidió al presidente de China que "decida de una vez desbloquear la web".

Asimismo, habló de la autocensura y del caso de la Lista Falciani, que reveló nombres de españoles que habían abierto cuentas en Suiza para proteger su fortuna eludiendo a Hacienda.

Finalmente, mostró su preocupación por el recorte de periodistas en las redacciones, también de corresponsales, y por los ataques a freelances que se encuentran desprotegidos en países en guerra. En este sentido, aplaudió la iniciativa del grupo Storyhunter, que está intentando montar una red de freelances internacionales para ofrecerles una seguridad. "Es un rayo de esperanza", añadió.


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE