Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

DATOS DE 2013 EN NAVARRA

Unas 230 personas han acudido a los centros ocupacionales de Cáritas

  • La cifra casi duplica la oferta de los tres servicios que se unificarán en un único edificio en Burlada, que se prevé esté listo a finales de año

  • joana pernaut. pamplona
Actualizada 05/05/2014 a las 06:01
Toallas bordadas y bolsos hechos de material de reciclaje para la tómbola, encargos para la planta de Volkswagen en Landaben, kits escolares, de ferretería y de droguería, etiquetado de prendas, trabajos de prensado, manipulación y preparación de productos de cartonaje...

Todas estas tareas y otras las realizan en los tres centros ocupacionales de Cáritas en Navarra. Unas dependencias creadas en la década de los 80 para atender, en aquellos orígenes, a mujeres que ejercían la prostitución, situaciones de mendicidad y la formación humana y de educación.

Ubicados en Pamplona y Ansoáin, atendieron en total a 233 personas en 2013, un año en el que la demanda superó con creces la oferta. De hecho, esta cifra casi duplica el número de plazas ofertadas, que ascienden a 130, aunque en Cáritas no disponen de datos más concretos sobre las listas de espera. En cuanto al perfil, en su mayoría, tienen entre 35 y 55 años y se hallan en dificultades para encontrar trabajo. Por otra parte, los tres centros en la actualidad cuentan con 60 voluntarios y hay siete personas contratadas.

En estos momentos, sus responsables se preparan para hacer las maletas, ya que a finales de año tienen previsto inaugurar un nuevo centro en Burlada donde se unificarán todos los servicios y actividades que hasta ahora se desarrollaban en los centros Betania, Nazaret y Las flores. Un cambio que se enmarca en una "mejor gestión económica", de acuerdo con fuentes de la institución. 

UNA MUDANZA PARA FINAL DE AÑO

El edificio, ya en construcción, se asentará en un inmueble que iba a albergar la escuela taller de Burlada. Tendrá 125 plazas, casi las mismas que las que se ofertaban en los tres centros, y el perfil de las personas a las que atenderán es el siguiente: hombres y mujeres mayores de 18 años en situación de exclusión o en riesgo de estarlo con una coyuntura deficitaria en varias áreas como la económica, la del trabajo, la sanitaria, la relacional y familiar, etc. Además, deberán estar empadronados en Navarra como mínimo desde hace seis meses.

La filosofía de esta institución será similar a la que imperaba hasta ahora. El objetivo radicará en promocionar el desarrollo integral de las personas en situación de exclusión o en riesgo de estarlo mediante la formación personal y la ocupación como medios para superar limitaciones personales, funcionales y sociales para posibilitar su inclusión. Para ello, dispondrán de los siguientes servicios:

-actividades de tipo ocupacional (de empresas y productos propios)
-actividades para el desarrollo personal y social
-actividades prelaborales
-programas individuales de ajuste personal y social



Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE