Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

COMPARECENCIA EN EL PARLAMENTO

El Gobierno foral no aclara dónde recortará los 132 millones

  • EFE. PAMPLONA
Actualizado el 21/09/2012 a las 00:10
La consejera de Economía y Hacienda, Lourdes Goicoechea, no desveló este jueves en qué partidas, servicios o programas concretos se ajustarán los 132 millones de euros de recorte de gasto decidido en junio por el Gobierno ya que "se irá materializando a lo largo del año según las prioridades y necesidades".

Goicoechea compareció en la Cámara a petición de Bildu, NaBai e Izquierda-Ezkerra para exponer las consecuencias de este recorte de gasto e informar sobre la situación de las cuentas de Navarra.

Y según ha dicho, quedan fuera de la incidencia de este recorte de 132 millones el departamento de Salud, la educación pública y concertada, los servicios sociales y la dependencia, las haciendas locales, subsidios y actuaciones en vivienda y el Tren de Alta Velocidad.

Con estas salvedades, el Ejecutivo foral pretende reducir los 132 millones, si esa es finalmente la cuantía necesaria, del gasto corriente de la Administración y de las entidades que se financian con el Presupuesto (62), de las inversiones propias y las que subvenciona (60) y de la inejecución parcial del Plan de Dinamización de la Economía y el Empleo (10).

Tras precisar que ingresos, gastos, déficit y endeudamiento están interrelacionados, Goicoechea ha indicado que cuando se elaboraron los Presupuestos de Navarra para 2012 se veía una fase de recuperación que en poco tiempo "se truncó" y la incertidumbre se trasladó a la evolución económica hasta entrar de nuevo en recesión.

Extrapoladas las cifras hasta finales de año, el Gobierno decidió tomar medidas para cumplir con el límite de déficit en un escenario que mantiene la tendencia negativa, y entre estas las ha habido fiscales y de recorte de gasto, primero de 54 millones y después de 132 más.

Ahora el Gobierno de UPN cree que podrá cumplir "con cierta holgura" con el gasto comprometido y las obligaciones de pago, y al respecto la consejera ha subrayado que, "en estos momentos, Navarra no necesita acudir al fondo de liquidez" autonómico.

Desde el PSN, Samuel Caro ha subrayado sin embargo que su partido es "crítico" con un Ejecutivo foral que "no aclara" ni al Parlamento ni a los ciudadanos este ajuste, una demanda por la que a su partido le "echaron del Gobierno", aunque ha señalado que "en la calle ya se está notando" este recorte que afecta a "partidas sensibles" como becas, escuelas de música, UPNA, UNED o plan de empleo.

Para Bildu las explicaciones de Goicoechea son "una falta de transparencia" y reflejan "el fracaso y lo endeble del modelo fiscal de Navarra, que no es capaz de sostener los pilares básicos de una sociedad moderna", ha dicho Maiorga Ramírez, quien ha criticado además que el Gobierno de UPN opte por recortar gastos en lugar de acometer una reforma fiscal en profundidad.

El portavoz de NaBai, Txentxo Jiménez, que también ha cuestionado la falta de datos concretos sobre el recorte, ha negado que la caída de ingresos públicos en Navarra "venga dada" y al respecto ha sostenido que la misma responde a "una muy mala previsión" económica, "a las incertidumbres que el Gobierno traslada a todos los niveles" y a una "mala" gestión de la crisis por parte del gabinete de UPN.

José Miguel Nuin, de I-E, ha insistido como el resto de la oposición en que "no es transparencia" que no se informe a la Cámara en el mes de septiembre sobre la aplicación de un recorte aprobado en junio y ha rechazado la "política de asfixia económica y recortes permanentes" que aplica el Gobierno de UPN y que "no ha funcionado en ningún sitio".

UPN entiende por el contrario, ha dicho Carlos García Adanero, que a la oposición le "molesta" que el Gobierno anunciara un recorte que "no se está notando porque Navarra sigue funcionando", por eso ahora, cuando "nadie tiene la varita mágica", han puesto "toda su esperanza en una reforma fiscal" a pesar de que "está acreditado que no por subir los impuestos se recauda más".

Por último, la popular Ana Beltrán ha defendido la reducción del déficit, "una máxima fundamental" para no repetir "errores del pasado", igual que el "control" de las cuentas y la "agilidad" en las medidas para evitar desviaciones, pero ha lamentado las previsiones "absolutamente optimistas" de UPN en el pasado a pesar de que el PP ya advirtió que "no se iban a cumplir".
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE