x
    Navarra
Río Arga

Pesca eléctrica para evitar daños

Una descarga eléctrica en el agua provoca en los peces una parálisis transitoria que los expertos aprovechan para estudiar ejemplares. El guarderío forestal hizo una una demostración en Pamplona

Imagen de José Ardaiz explicando a los asistentes las especies encontradas en el río en el muestreo.

José Ardaiz explicando a los asistentes las especies encontradas en el río en el muestreo.

Cedida
Actualizada 02/07/2017 a las 14:40
  • Ana Chueca
A+ A-

Barbo, chipa, gobio, madrilla, locha y trucha. Estas son las 6 especies autóctonas que se encuentran en el río Arga a su paso por el puente El Vergel, en el barrio de la Rochapea. Los miembros del Guarderío Forestal de la Ronda Central de Marcación de Pamplona hicieron hace unos días una demostración y pescaron alrededor de 500 ejemplares en este lugar en una demostración de pesca eléctrica abierta al público.

Cabe decir que ninguno de los ejemplares pescados resultó herido. Esto se debe a la técnica usada: la pesca eléctrica. Según explicó José Ardaiz, jefe del Negociado de Gestión Piscícola, se basa en “someter las aguas a un campo eléctrico creado por un generador que, de forma controlada, provoca en el pez una parálisis transitoria que facilita su captura. Así, se pueden contar, medir y estudiar los peces capturados para recabar los datos necesarios. Una vez terminada la toma de datos se liberan a su medio sin daño alguno”. Es una herramienta útil, no solo para muestrear la población de peces en un lugar concreto, también sirve, según añadió José Ardaiz, para cuando hay que hacer obras o alguna limpieza y hay que retirar los peces para que no resulten heridos.

Esta actividad se enmarca dentro del programa de educación ambiental del Departamento de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local. Los cerca de 35 asistentes que acudieron a la demostración el jueves pudieron atender a las explicaciones del personal técnico de pesca, educación ambiental y guarderío forestal. Estos hicieron una demostración de cómo se realiza la pesca eléctrica y el posterior muestreo.

También colocaron un ejemplar de cada especie, “tampoco los más grandes”, en una pecera debajo del puente El Vergel para que la gente pudiera verlos e identificarlos.

De todos modos los asistentes no fueron los únicos sorprendidos ante la demostración. “Había montón de chavales que sabían de qué especie era cada pez. Hasta la locha, que es un pez que no pasa de los 10 centímetros y que como no se pesca mucho apenas se conoce”, contó impresionado José Ardaiz.

ESPECIES ALÓCTONAS

El muestreo también sacó a la luz un alburno y un cangrejo Señal, dos especies alóctonas. Como estipula la ley fueron sacrificados para evitar su expansión y erradicarlos de la zona ya que su existencia dificulta el desarrollo de otras especies autóctonas. José Ardaiz señaló que “en muchas ocasiones estos animales viajan de una zona del río a otra de manera artificial, de forma externa”.

Teniendo en cuenta el tramo del río que era, según señaló Ardaiz, bastante natural y sin estar represado, esto es, que no hay ninguna presa cerca, era lógico que en el resultado del muestreo abundaran las especies autóctonas sobre las exóticas. “Las presas suelen dificultar la migración de las especies que son de aquí. Favorecen más a las alóctonas porque las condiciones que presentan son beneficiosas para su desarrollo”.

Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE