Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

DANIEL BURGUI PERIODISTA PREMIADO

"La gente sigue teniendo interés por las historias"

Imagen de la noticia
Daniel Burgui, en el recinto del ACNUR en la frontera keniano-somalí. CEDIDA
  • AINHOA PIUDO . PAMPLONA
Actualizada 13/10/2011 a las 01:05

Daniel Burgui Iguzkiza (Pamplona, 1985) es uno de esos reporteros a los que es difícil situar en el mapa mundi. Solo este año ha estado tres meses viviendo en Kirguistán e investigando sobre violencia contra las mujeres, y ha trabajado como profesor de Fotoperiodismo en la Universidad de Montevideo. Antes, ya había estado en Groenlandia, Islandia o Bolivia, siempre en busca de esas historias que pocos más rastrean. Ahora está en Pamplona, pero hace solo tres semanas que regresó del Cuerno de África. "Lo más reconfortante es empatizar con gente de muy diversos contexto y culturas. A veces viven situaciones muy complicadas que no sé si nosotros mismos seríamos capaces de afrontar con esa dignidad", reflexiona.

¿Qué tal le ha sentado el premio?

No lo he asumido todavía. Lo recibo con mucha humildad porque creo que este año ha habido muchos periodistas trabajando muy duro, dentro y fuera de Navarra. En mi caso, este es el año en que menos he publicado en medios tradicionales porque he viajado más para cubrir temas que me gustaban, y por ello estoy todavía más sorprendido. Ahora mismo acabo de volver del Cuerno de África.

¿Qué le mueve a viajar de una punta a otra del planeta?

Creo que son historias que merecen la pena. Depende de cuál sea, igual no la consigues vender después, pero lo fundamental es estar convencido de que la tienes que contar. Es decir, que aunque no te mande nadie allí, tú vas a ir y la vas a hacer de todas formas. Es una forma difícil de funcionar, porque no llevas un medio detrás. Eso supone libertad pero también asumir todas las consecuencias, de gastos económicos, de tiempo invertido, de salud.

¿Es freelance por decisión propia o por falta de ofertas en un medio convencional?

Es una mezcla de ambas situaciones. He trabajado también en medios tradicionales [Diario de Noticias, medios digitales de Prisa, BBC Mundo], pero a la vez seguía haciendo historias por mi cuenta. Creo que hay que saber combinar trabajos que de verdad quieres hacer, con otros que son más aburridos, pero que reportan un beneficio económico.

¿Pero por qué es incompatible?¿Por qué los trabajos que usted hace con pasión no tienen cabida en un medio tradicional?

Bueno, en parte sí tienen cabida. Lo que ocurre es que es cierto que publicarlos supone un esfuerzo económico para los medios y ellos, al final, van a sacar el producto todos los días igual, con esa historia o sin esa historia. Lo que sí creo es que la gente sigue teniendo interés por las historias, la gente las lee a gusto, aunque se canalicen por medios no tradicionales. Creo que hay una especie de desenamoramiento entre un modelo y otro. Supongo que eso se irá ajustando.

¿Comparte la visión catatrofista que augura la desaparición del periodismo?

No, en absoluto. Estoy completamente en desacuerdo. Yo soy un optimista y no haría nada de todo esto si no estuviera plenamente convencido de que merece la pena, de que tiene futuro. A mí no me manda nadie a muchos de esos sitios. Nada de periodismo muerto, la gente sigue teniendo interés, aunque haya ciertos desajustes en el mercado.

¿Qué piensa su familia del modo de vida que ha elegido?

Supongo que no es lo que uno espera del futuro de sus hijos. Pero poco a poco están viendo que es lo que yo quiero hacer. Aunque no están de acuerdo en todo lo que hago, me dan un soporte, sobre todo moral, sin el que me sería imposible seguir adelante en este empeño. Muchas veces desde el otro lado del teléfono. Uno necesita escuchar esas voces sensatas y de cariño, a pesar de los disgustos que les doy.

De todas las situaciones que ha cubierto, ¿se queda con alguna?

Es muy difícil escoger, pero creo que el tema de los niños mineros de Bolivia ha sido el más duro y, a la vez, el que más satisfacciones me ha dado. [Burgui se encargó de las fotografías del reportaje Mineritos, niños trabajadores en las entrañas de Bolivia,escrito por el periodista Ander Izagirre, que ganó el Premio Manos Unidas de Periodismo 2010]. Tuve la oportunidad de regresar dos años más tarde y de visitar a los mismos chavales. Eso les hace ver a ellos que no somos una especie de predadores, que vamos allí, contamos la historia y nos vamos, sino que hay de verdad interés por nuestra parte. Aunque eran historias bastante complicadas, creo que es un reportaje que mereció mucho la pena.

Acaba de regresar del Cuerno de África. ¿Cómo ha visto la situación?

A veces hacemos un poco de tremendismo y nos olvidamos de las personas, de empatizar. Es gente superviviente que le ha echado muchísima valentía para salir de su casa con las manos en los bolsillos y convertirse en refugiado. Creo que eso a veces se nos olvida.



volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE