Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Pactos de Gobierno

PP, PSOE, Podemos y C`s se emplazan a dialogar sin ninguna convicción

  • Rajoy y Sánchez se disputan la iniciativa, Iglesias veta de nuevo a Rivera pese a que el de Ciudadanos acepta por primera vez hablar con Podemos​

Iglesias, Rivera, Rajoy y Sánchez.

Iglesias, Rivera, Rajoy y Sánchez.

AFP
08/03/2016 a las 06:00
  • colpisa. madrid
Los cuatro grandes partidos vuelven a empezar las negociaciones para una cada vez más difícil investidura, pero no parten de cero. El PSOE y Ciudadanos arguyen que ahora tiene 131 diputados detrás; el PP insiste en jugar su carta de partido más votado; mientras Podemos pone sobre la mesa los 161 diputados que podría alcanzar una alianza de la izquierda. Todos se emplazan a dialogar, pero con la boca pequeña porque del primero al último ponen algún tipo de traba.

Las posiciones de partida de Mariano Rajoy, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y Albert Rivera inducen a pensar que no va a haber acuerdo para otro debate de investidura. El presidente del Gobierno en funciones invitó hoy al líder socialista a dialogar dónde y cuándo quiera. Incluso no puso pegas a que acuda a la cita con su socio de nuevo cuño, el presidente de Ciudadanos.

Solo colocó un requisito, hablar sobre su oferta de cinco pactos, la misma que propuso a Rivera el 11 de febrero en su única reunión previa a la investidura, y que no encontró ningún eco favorable. El secretario general del PSOE no dio un portazo a la invitación, pero casi porque, según dijeron, tienen muy poco de qué hablar. Sánchez, además, se mostró molesto porque Rajoy haya tomado la iniciativa. "Quien convoca -dijo- es el candidato que más votos tiene, que soy yo", en referencia a los 90 diputados del PSOE, 40 de Ciudadanos y uno de Coalición Canaria que apoyaron su investidura el viernes. "Un fraude", según Rajoy.

El secretario general de los socialistas, no obstante, aceptó la invitación por cortesía pero dejó en el aire si acudirá a la cita o delegará las conversaciones en su equipo negociador. Rivera tampoco mostró ningún entusiasmo por verse con Rajoy porque el presidente ya está amortizado. además, subrayíó, este no el momento para las fotos de los líderes políticos porque no hay candidato a la investidura, la de Sánchez decayó al ser derrotado en las dos votaciones, sino el del trabajo callado de los negociadores de los programas.

El presidente en funciones enseguida captó que su invitación no era bien recibida. Rajoy tiene interés real y electoral en verse con Sánchez, pero reconoció que "si no quiere" tendrá que resignarse. Lo que no va a hacer, según comentó en Bruselas, es "entrar en esta historia de dimes, diretes, te llamo, quién viene, me reúno con uno en el Congreso, con el de al lado, le digo a Podemos que se abstenga...Yo no voy a entrar en eso. Yo llamaré al señor Sánchez y si, como hasta ahora, no quiere verme, evidentemente no podré hacer nada más".

Elección

Más interés mostró el líder del PSOE en retomar el diálogo con Podemos, pero de forma bilateral o con Rivera como tercer interlocutor. Pero Iglesias volvió a vetar al presidente de Ciudadanos. Sánchez, dijo, tiene que "elegir" entre "las nuevas generaciones del PP", por el partido de Rivera, o el acuerdo a cuatro con la izquierda. En perfecta sintonía, el portavoz de IU en el Congreso, Alberto Garzón, convocó para el miércoles al PSOE, Podemos, Compromís, además de su propia formación, para reeditar las conversaciones interrumpidas hace dos semanas por el acuerdo de los socialistas con Rivera.

Sánchez adelantó que no acudirán a la cita no por desdén sino porque la izquierda, como argumentó hasta el hartazgo durante el debate de la pasada semana, no suma para gobernar con sus 161 escaños. Solo podría hacerlo con el apoyo de Esquerra y Convergència, pero el PSOE no puede aceptar que la gobernabilidad de España dependa de los independentistas catalanes.

Iglesias, además, volvió a vetar a Ciudadanos para hablar de "un acuerdo de gobierno". Podemos, añadió, solo está dispuesto a dialogar con los socialistas, ya sea de forma bilateral o a cuatro bandas con las otras fuerzas de la izquierda. Pero Sánchez está empeñado en que Rivera le acompañe a todas las citas.

El presidente de Ciudadanos, en cambio, levantó la restricción que había impuesto al partido morado y no puso inconvenientes a compartir mesa, pero siempre que el documento base sea el de las 200 medidas pactadas con los socialistas. Un texto del que Iglesias no quiere ni oír hablar. Visto lo visto el primer día del día después, parece evidente que las invitaciones al diálogo de todos con todos carecen de convicción y sinceridad ya que unos y otros han puesto condiciones inasumibles para la contraparte. El secretario general del PSOE, que hasta ahora se negaba siquiera a elucubrar sobre nuevas elecciones, hoy dio su brazo a torcer, y aunque mantuvo el optimismo, lo rebajó hasta decir que hay un 40% de posibilidades nuevos comicios el 26 de junio y un 60% de que haya "un gobierno socialista".
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra