Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

SINDICATOS

El sucesor de Méndez al frente de UGT ejercerá más control en el sindicato

  • La pugna está entre Alvarez y Cilleros, el primero batallador y resolutivo, el segundo dialogante

El sucesor de Méndez al frente de UGT ejercerá más control en el sindicato
El secretario general de UGT, Cándido Méndez, durante la presetación del 42 Congreso Confederal.
EFE
  • COLPISA. MADRID
Actualizada 23/02/2016 a las 06:00
En menos de tres semanas, UGT tendrá un nuevo secretario general. Después de 22 años al frente del sindicato, Cándido Méndez se retira en un momento en que el sindicato afronta una profunda reorganización. El 42 Congreso Confederal se celebrará del 9 al 12 de marzo en Madrid y están convocados 601 delegados para elegir al nuevo secretario general y a la nueva Ejecutiva. Por primera vez en la historia de UGT hay tres candidatos a secretario general: Josep María Alvarez, secretario general de UGT de Cataluña; Miguel Angel Cilleros, secretario general de la Federación de Servicios para la Movilidad y el Consumo, Y Gustavo Santana, secretario general de UGT de Canarias, aunque la candidatura de este último no está asegurada porque hay que reunir un 25% de avales.

La sucesión va a ser reñida. Esta vez, la mayoría de los congresos de las uniones territoriales y federaciones están dando libertad de voto a sus delegados. No obstante, Alvarez tiene los apoyos explícitos de Cataluña y de la Federación del Metal y el respaldo tácito de la Federación de Servicios Públicos, que aportan al Congreso casi un tercio de los 601 delegados convocados. Por su parte, Cilleros cuenta con el apoyo explícito de su federación y de la de servicios (105 delegados). A esto hay que sumar el apoyo territorial que reciba cada uno en otras uniones o federaciones. Los partidarios de Alvarez, que lleva más de 24 años al frente del sindicato en Cataluña, defienden que reúne la experiencia, la ascendencia y el carácter necesario para que UGT "supere su problema de proyección pública". "Hemos estado acogotados por los ERE, por la reforma laboral, por los escándalos", señalan estas fuentes, que subrayan que "hay que relanzar el sindicato". Alvarez es un líder "duro", al que le gusta que el sindicato esté en el día a día. Cree que el sindicato debe "salir de la nube" para que su mensaje llegue a los trabajadores.

Por su parte, los partidarios de Cilleros destacan su carácter dialogante, "le gusta convencer, no imponer", dicen, y que su edad (53 años) le permitirá repetir mandato. "No somos partidarios de elgir una Ejecutiva provisional o para un sólo mandato", señalan estas fuentes.

Pero lo que más se va a discutir en el Congreso es el tipo de organización que saldrá de él. Entre las 2.536 enmiendas hay algunas a las que partidarios de Cilleros se oponen frontalmente. Como la que propone que la representación en los órganos políticos sea para la lista más votada (en la actualidad, cualquier lista que obtenga más del 25% de los votos obtiene representación) o que los afiliados que paguen menos cuota tengan menor representación, o que los comités federales puedan cambiar las decisiones adoptadas en los Congresos de las federaciones. Enmiendas que van a provocar un gran debate. Sobre lo que no hay discusión es en la necesidad de aumentar los controles para que UGT no vuelva a verse envuelta en escándalos como los ERE o las tarjetas black. Por eso, una de las reformas que el 42 Congreso Confederal va a introducir es un reforzamiento "de los mecanismos de control y autoexigencia de los dirigentes sindicales", explicó Méndez en rueda de prensa. Habrá una Comisión de seguimiento del código ético que incorporará a tres personas ajenas a la central sindical "para que no se vuelvan a repetir situaciones que hemos padecido en el pasado", subrayó el líder de UGT. Méndez tiene grabado a fuego el impacto que le causó descubrir que el histórico dirigente asturiano José Angel Fernández Villa se había acogido a la amnistía fiscal. "Confianza ciega no se puede tener en nadie", dijo. Sin embargo, insistió en su "convencimiento" de que en UGT de Andalucía "no se han perpetrado prácticas ilegales", admitiendo únicamente que pudiera haber "malas prácticas". "Creíamos que teníamos controles suficientes y se ha comprobado que no es así", reconoció Méndez.

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE