Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Pactos de Gobierno

Los críticos de Sánchez creen que sólo Podemos puede ya frenarle

  • La dirección de Sánchez niega que la consulta a las bases persiga ese acuerdo e insiste en que negociará "a izquierda y derecha"​

Pedro Sánchez.
Pedro Sánchez.
REUTERS
  • colpisa. madrid
Actualizada 01/02/2016 a las 06:00
La decisión de Pedro Sánchez de someter a la votación de los cerca de 190.000 afilados del PSOE un eventual pacto de Gobierno despierta muchas incógnitas entre los dirigentes socialistas, pero existe un cierto consenso general -y que solo algunos cuestionan- sobre que la suya es una batalla ganada. Tanto es así que los más críticos con su gestión están ya convencidos de que sólo Podemos puede evitar que Pedro Sánchez acabe liderando un Ejecutivo de coalición sustentado en los independentistas. De poco sirve que la dirección del partido insista, como este domingo hizo el portavoz Parlamentario, Antonio Hernando, en que esa no es ni su única ni su primera opción.

"El recurso tramposo de la consulta a las bases -aduce una de las personas con peso interno que más desconfían del secretario general- es para pactar con Podemos". A su juicio, como al de buena parte del núcleo duro de Sánchez y al de no pocos dirigentes territoriales, es prácticamente imposible que los militantes rechacen un pacto en los términos en los que presuponen que, llegado el caso, se someterá a votación. Lo que se les preguntará no será con quién quieren pactar sino si aceptan o rechazan el acuerdo que se alcance con las fuerzas implicadas, tal cual.

Quienes desearían sustituir a Sánchez por Susana Díaz argumentan que, con su movimiento táctico para evitar el marcaje de los barones regionales, el secretario general se lo ha puesto "muy fácil" a Pablo Iglesias y que ahora "va a elevar todavía más el precio" de su respaldo. Pero consideran que el líder de Podemos siempre ha sido más partidario de forzar unas nuevas elecciones en la esperanza de lograr sobrepasar al PSOE y que, por lo tanto, aún cabe una "esperanza" de que sea él quien haga saltar por los aires ese entendimiento del que recelan. No faltan, aún así, dirigentes con experiencia orgánica que ponen en duda los cálculos realizados por unos y otros. "Presuponer lo que van a hacer en un caso como este en el que no tenemos experiencia es muy arriesgado", apuntan.

Hay elementos, dicen, que no se están teniendo en cuenta como que buena parte de los afiliados del PSOE son cuadros medios del partido o que su edad es elevada y, por lo tanto, su predisposición hacia Podemos no es precisamente positiva. Además, incluso algunos afines a Sánchez sostienen que no hay que desestimar el rechazo al secesionismo en territorios como Andalucía, Castilla-La Mancha, Extremadura, Castilla y León y Aragón. Razón por la cual, dan credibilidad a su líder cuando insiste, para tranquilizar y acallar la voz de sus críticos, en que no buscará el apoyo de las formaciones como Convergencia o ERC.

TEMORES

En la dirección del partido defienden que, en realidad, las dudas sembradas por los dirigentes críticos no obedecen a un temor real a que Sánchez venda el alma del partido a una amalgama de "radicales de izquierdas y partidos que quieren romper España" sino a una batalla por el poder. "Nosotros vamos a poner por delante un programa de Gobierno y vamos a negociar con todos -dicen-; que nos dejen trabajar y si luego tienen algún reproche que hacer que lo hagan, pero lo que no pueden pretender es que no intentemos que haya un Ejecutivo alternativo al del PP".

Hernando, que compareció en Ferraz para fijar la posición de su formación de cara a la segunda ronda de contactos con el Rey para la investidura, hizo hincapié en esa idea. "Si Rajoy mañana se vuelve a mostrar tan irresponsable como hace una semana -criticó- el PSOE asumirá su responsabilidad y hablará a izquierda y a derecha. Hablará con Podemos pero también con Ciudadanos y también con IU".

Fuentes del entorno de Sánchez aseguran, de hecho, que la idea de un pacto con el partido de Albert Rivera que cuente con la abstención de Podemos o del Partido Popular (que ya la ha descartado por activa y por pasiva) está en primera línea. El líder del PSOE ya llamó a Rivera el sábado de la semana pasada después de que Pablo Iglesias se descolgase con su oferta sorpresa de de un Ejecutivo de coalición y Mariano Rajoy declinara la investidura. Ahora bien, en Ferraz admiten que ninguna de las opciones que barajan, tampoco la del pacto con Podemos que tanto escama a sus detractores, es nada fácil y se niegan a descartar nada. "No tiene sentido que nos cerquemos el campo de juego", alegan.


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE