Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
General Motors

Condenan a GM a indemnizar a la viuda de un fallecido por amianto

  • La empresa deberá pagar casi 100.000 euros a la mujer, cuyo marido murió a los 57 años debido a los niveles de contaminación

0
Actualizada 12/06/2015 a las 22:56
  • EFE. Zaragoza
El Juzgado de lo Social número 5 de Zaragoza ha condenado a General Motors a pagar a una mujer 99.911,38 euros, más los intereses, por los daños y perjuicios derivados del fallecimiento de su marido como consecuencia de enfermedad profesional debida a la inhalación de amianto.

En los fundamentos jurídicos de la sentencia, el Juzgado estima que el empleado "no fue protegido adecuadamente en su trabajo del contacto con el amianto" y considera "acreditado el origen profesional de la enfermedad que le causó la muerte".

"El nexo causal entre el incumplimiento empresarial y el resultado dañoso es claro", añade la sentencia.

El hombre, que trabajó en General Motors desde 1983 hasta 2011, falleció con 57 años en diciembre de 2011 como consecuencia de un "derrame pleural izquierdo maligno por mesotelioma".

El fallecido trabajaba en una nave del garaje donde se efectuaban reparaciones de vehículos acabados, pero de 1983 a 1986 estuvo en otra colindante, donde se hacía lijado de zapatas, que entre sus componentes tenían amianto.

El juez considera que General Motors no adoptó las medidas necesarias para mantener la concentración de fibras de amianto lo más baja posible durante el lijado de estas zapatas, tal como establecía una resolución de la Dirección General de Trabajo de 1982.

El juez hace referencia a un informe de la inspección de trabajo de 2014 que explica que se hicieron mediciones de los niveles de contaminación en 1984 y 1985, pero añade que "las concentraciones existentes no eran representativas" de las que podía haber cuando se hacían labores de limpieza.

General Motors, que tenía contratado un seguro de vida para los trabajadores, abonó a la viuda 26.460 euros en concepto de indemnización.

La esposa del fallecido pedía 426.571 euros en concepto de daños y perjuicios.
Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra