terrorismo yihadista

"¿Qué le vamos a hacer?.. Es lo que hay", lamentan los vecinos del barrio del Príncipe

  • Esta zona está habitada por españoles de confesión musulmana y se caracteriza por viviendas construidas entre decenas de callejuelas de complicado acceso

0
Actualizada 24/01/2015 a las 14:28
  • efe. ceuta
"¿Qué le vamos a hacer?... Es lo que hay", así nos recibe un vecino de la barriada del Príncipe Alfonso para explicar la operación contra el yihadismo islámico que ha vuelto a tener a este núcleo de población como testigo de una intervención policial.

Este hombre, que dice llamarse Abdelhuajed y que aparenta unos 50 años, no duda en recibirnos al llegar a esta barriada, situada junto a la frontera con Marruecos, para saber que nuestra presencia tenía relación con la detención de otros cuatro vecinos de la zona.

"Creo que ha sido sobre las 04,00 horas de la madrugada, al menos eso se comenta", afirma en medio de una barriada que ha despertado con el arresto de otras cuatro personas que tienen fijada su residencia en este lugar.

El barrio del Príncipe, enclavado en una de las laderas de acceso al monte de García Aldave, es hoy en día un lugar habitado en un cien por cien por españoles de confesión musulmana y que se caracteriza por viviendas construidas entre decenas de callejuelas de complicado acceso.

Esta mañana, la primera impresión que da la barriada es tener asumidas este tipo de operaciones ya que se respiraba un ambiente de normalidad y sin la presencia ya de efectivos policiales, tras haber efectuado la operación durante la madrugada para evitar cualquier tipo de altercado.

El alto índice de paro, la elevada tasa de abandono escolar y la pobreza son palabras habituales entre los vecinos de este núcleo que aseguran que únicamente se acuerdan de ellos durante las campañas electorales.

Sin embargo, un joven de la barriada no reflexiona de la misma manera y al ver la llegada de la cámara de Efe lo tiene claro: "Siempre venís a grabar por lo mismo: a ver si un día venís para grabar los parados, la pobreza y el abandono que hay aquí", nos dice mientras se pierde entre uno de los callejones.

Bajo el sol que hoy alumbra esta barriada, los vecinos siguen realizando su vida normal, quizás porque este tipo de operación policial ya suele ser moneda común en un núcleo de población que suele convivir, con frecuencia, con este tipo de despliegues de agentes.

La actividad de la barriada desde primeras horas de la mañana era prácticamente nula, teniendo en cuenta que durante los fines de semana el tránsito por esta zona suele descender mucho debido a que la misma es frecuentada por marroquíes que suelen entrar en Ceuta para comprar y, posteriormente, regresar a su país con las mercancías.

Apenas había coches por la carretera y escasos movimientos de personas en las numerosas callejuelas que componen esta barriada ceutí.

"Yo creo que no será la última operación de estas características porque desgraciadamente hay muchas personas que piensan de esta manera, aunque lo malo es que se relacione a cualquier musulmán con el yihadismo", se lamentó a Efe un vecino.

Lo cierto es que esta mañana todas las cámaras y los focos han vuelto a centrarse en una zona que se ha convertido en un foco de captación para el yihadismo. Los datos, al menos, así lo atestiguan. 
Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE