Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Política

Mas y Junqueras rozan el acuerdo para adelantar las elecciones a marzo

  • ERC da el sí a una lista transversal del presidente pero le avisa de que también en la suya habrá independientes

El presidente catalán, Artur Mas

El presidente catalán, Artur Mas

EFE
0
Actualizada 10/01/2015 a las 11:34
  • Colpisa. Barcelona
El tira y afloja entre el presidente de la Generalitat, Artur Mas, y su exsocio de ERC, Oriol Junqueras, a cuenta de un posible adelanto electoral en Cataluña de mandato puede estar encauzado. Los republicanos recogieron este viernes el guante lanzado por Mas en el ultimátum que, el jueves por la noche, hizo llegar a la sede de su partido en forma de carta y dijeron 'sí' a la idea de unos comicios, que podrían tener lugar en el mes de marzo, a los que ellos puedan presentarse con su propia lista y a las que el jefe del Gobierno autonómico concurra como cabeza de una candidatura transversal con miembros de la sociedad civil.

Esa era una de las tres alternativas planteadas por Mas en una oferta planteada como la última y definitiva, con el objetivo de desencallar unas negociaciones que ponen en jaque el proceso soberanista al que él decidió jugarselo todo. La primera, su favorita, era la ya consabida lista unitaria entre CiU, ERC, la ANC y Ómnium. Pero el líder republicano siempre negó esa vía con el argumento de que juntos restan, en lugar de sumar.

Había algo más detrás de esa negativa a una propuesta que Mas defendía como la única que realmente podría transformar los comicios en un auténtico plebiscito sobre la independencia y es que ERC sospecha que CIU quiere buscar una cobertura para evitar el castigo electoral, acuciada como está por la corrupción (la sede de Convergència está embargada y el 'caso Pujol' sigue ofreciendo titulares casi a diario).

En su misiva, Mas planteó una segunda opción, que ahora pasa a ser papel mojado: ir diseñando la Constitución catalana del futuro Estado catalán en el actual Parlamento autonómico y llamar a las urnas en otoño, antes de las generales, en este caso, con listas separadas. Pero, finalmente, es la tercera la que más ha tentado a ERC: elecciones en el primer trimestre del año con listas separadas entre CiU y ERC, pero con Mas al frente de una lista transversal en la que se incluyan los independientes de la sociedad civil (básicamente de la ANC y Ómnium).

La secretaria general de ERC, Marta Rovira, dio por hecho, tras anunciar su postura en una rueda de prensa convocada a última hora de la tarde, que su respuesta "desencalla" la negociación y que esto tiene que permitir que se celebren las elecciones el mes de marzo. Ahora bien, los republicanos también dejan claro que ellos no renuncian a incluir igualmente independientes en su candidatura y eso puede hacer que el acuerdo que ya parece rozarse naufrague.

ESCOLLOS PENDIENTES

Fuentes del consejo que asesora a Mas en el proceso señalaron que ambas partes negocian la opción de presentarse en listas separadas y que los independientes se integren en ambas candidaturas, no solo en la que liderará el presidente de la Generalitat. Este posible 'mercadeo' de cromos no es baladí, pues figuras como Carme Forcadell (ANC), Muriel Casals (Ómnium Cultural) o Josep Maria Vila d'Abadal (Asociación de Municipios para la Independencia (AMI) -con quienes Mas se reunió el jueves y que han sido los motores movilizadores del proceso soberanista- y otros como el juez Vidal o Lluís Llach pueden ser claves en la victoria de una u otra lista.

Por ese motivo, los republicanos insistieron en pedir que los independientes puedan ir en las listas que quieran y además reiteraron que, antes de hablar de listas, quiere negociar programas, con vistas a dejar atada la hoja de ruta postelectoral que el hipotético gobierno de concentración debería transitar hacia la independencia.

Mas y Junqueras, que llevan un mes negociando y han celebrado cuatro reuniones en las últimas semanas, tratan de pasarse mutuamente la presión, tanto de la posible resolución del pacto, como del no acuerdo. Fuentes conocedoras de las conversaciones señalan que hasta la fecha las filtraciones han sido de parte y con voluntad de forzar las posiciones del contrario o de lograr que sea la otra parte la que aparezca como culpable de la no convocatoria de elecciones, en caso de un fracaso del diálogo.

En esta línea fueron las declaraciones que Mas hizo el jueves. "No se puede aspirar a la libertad y a tener un Estado propio con una mentalidad autonómica o regional", dijo de los republicanos. "Da la sensación de que están más instalados en cómo repartir un poder autonómico en regresión, las migajas del poder autonómico, que no en construir la libertad", remató.
Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra