Leyes

Una ley de seguridad ciudadana nacida al calor de las protestas

  • Si en 2007 se comunicaron 4.527 concentraciones, en 2013 esta cifra escaló de forma vertiginosa hasta las 43.170

1
15/12/2014 a las 06:00
  • Colpisa. Madrid
La nueva Ley de Seguridad Ciudadana ha nacido al calor de las protestas. Pocos dudan de que, al menos parte de esta norma, es la respuesta al auge de las movilizaciones. Si en 2007, el año anterior al inicio de la crisis, se comunicaron 4.527 concentraciones a las delegaciones del Gobierno, en 2013, esta cifra escaló de forma vertiginosa hasta las 43.170. Diez veces más entre un año y otro. Esto sin contar con las manifestaciones que no se comunicaron. En 2007 fueron 4.604, pero a partir de 2009 dejaron de reflejarse en el anuario estadístico del Ministerio del Interior debido al método poco riguroso con el que se contabilizaban.

'RODEA EL CONGRESO'

El pistoletazo de salida para reformar la ley se dio el 25 de septiembre de 2012 con la convocatoria 'Rodea el Congreso'. Ese día, miles de ciudadanos rodearon el edificio de la cámara baja cuando los diputados debatían en su interior. Hubo 34 heridos y 64 detenidos. El tamaño de los disturbios convenció al Gobierno de la necesidad de regular, dentro de la Ley de Seguridad Ciudadana, la celebración de este tipo de concentraciones y endurecer las sanciones para los que las lleven a cabo al margen del orden establecido.

Una vez entre en vigor la norma, se considerará como falta grave perturbar de forma grave la seguridad ciudadana durante reuniones o manifestaciones frente a las sedes del Congreso, el Senado y las asambleas de las comunidades; tratar de impedir a cualquier autoridad o empleado público el ejercicio de sus funciones; negarse a disolver una reunión o manifestación cuando lo ordene la autoridad o perturbar una reunión o manifestación lícita. Siempre que no constituya infracción penal. Este tipo de comportamientos se sancionará por la vía administrativa, es decir, sin necesidad de una resolución judicial, con multas comprendidas entre los seiscientos y los 30.000 euros.

La comparación del tipo de protestas antes y durante la crisis coincide con las materias donde más han golpeado a la ciudadanía los efectos de la recesión y los recortes del Gobierno. Así, en 2007 se produjeron tan solo 187 manifestaciones comunicadas a la Delegación de Gobierno por asuntos relacionados con la educación.

En 2013 estas ascendieron a 2.322. La lista del pasado año la encabezan de cualquier modo los temas laborales. En seis años se pasó de registrar 1.593 protestas en este ámbito a 16.587. Le siguieron en esta clasificación las concentraciones contra iniciativas políticas y legislativas, como por ejemplo las convocadas contra la propia Ley de Seguridad Ciudadana. En 2007 hubo 649 por las 9.971 del año pasado.
Selección DN+


  • Ocianeriple
    (15/12/14 11:04)
    #1

    ¿Cómo se puede consentir, que le llamen a esta ley, ley de seguridad ciudadana? Este es una ley de "Inseguridad ciudadana" es una ley que recorta y elimina derechos y libertades, una ley retrógrada, que solo favorece al gobierno de turno, para acallar voces. Esto es impresentable, por Dios.

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE