Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Caso Bárcenas

Rajoy guarda silencio sobre Acebes y el PP acusa el golpe

  • Los populares descartan abrir expediente a su exsecretario general mientras la oposición reclama explicaciones al presidente del Gobierno 

  • COLPISA. MADRID
Actualizada 23/10/2014 a las 06:00
Mariano Rajoy respondió con absoluto silencio a los requerimientos sobre su opinión respecto a la imputación de Ángel Acebes en el 'caso Bárcenas'. Horas después de conocerse la situación procesal del que fuera su compañero de Consejo de Ministros, el presidente del Gobierno eludió en el Congreso de los Diputados las preguntas sobre el asunto.
 
La preocupación, sin embargo, latía entre los populares. El juez Pablo Ruz ha señalado a Acebes por el empleo de la caja B del partido, la misma semana en la que otro histórico, Rodrigo Rato, se ha visto en la obligación de darse de baja temporal del PP. Pero la respuesta de la dirección del partido no contribuyó a mitigar la inquietud pues se limitó a un escueto comunicado en el que se aseguró el conocido argumento de que "no hay otra contabilidad que la presentada y auditada por el Tribunal de Cuentas". En un texto de tan sólo cinco líneas, la dirección del PP evitó referirse a Ángel Acebes, pero trató de defender la imagen de la organización. "Si hubiera otra contabilidad, desde luego no es del PP", se argumentó.
 
El asunto estuvo en boca de todos los diputados populares en los corrillos del Congreso. En público se repite el mantra del "respeto a los tribunales", y en privado defienden a su compañero de filas. "Lo de Ángel (Acebes) es diferente a lo de Rato", aseguran entre incrédulos e indignados por el último movimiento de la Audiencia Nacional.
 
A su entender, la sospecha de que Acebes autorizó el uso de fondos opacos para comprar acciones del grupo de comunicación Libertad Digital es otra de las "mentiras" de Luis Bárcenas. Varios dirigentes del PP reprocharon este miércoles al magistrado que dé pábulo a la versión del antiguo tesorero del partido. "Es un frente siempre abierto", protestan mientras confían en que concluya la investigación sobre sus cuentas, unas pesquisas que muchos daban por cerradas tras semanas y meses sin noticias.
 
Por ahora, el partido, según fuentes oficiales, descarta abrir un expediente informativo al antiguo número dos de Rajoy. La presidenta del PP madrileño, Esperanza Aguirre, se inclinó en cambio por hacer "lo que dicen los estatutos". Los populares, sin embargo, no creen que se deba actuar hasta conocer más detalles e insinúan que Bárcenas podría empezar a inventar acusaciones contra cualquiera de ellos.

ALIVIO Y CONMOCIÓN
  
Casi todos los que han ocupado la secretaría general del PP han comparecido también ante el magistrado, pero siempre como testigos en la causa de la contabilidad opaca. Es el caso de Javier Arenas, Francisco Álvarez-Cascos y María Dolores de Cospedal. El próximo 28 de octubre, Ángel Acebes lo hará como imputado. Solo se ha salvado hasta ahora Mariano Rajoy.
 
En dos días, en la formación se ha pasado de la tristeza al alivio por la salida de Rato, implicado en el caso de las tarjetas de Bankia, y del alivio a la conmoción. El juez Ruz ha señalado también irregularidades vinculadas a los fondos con los que se compró la sede de Bilbao e imputó al exalcalde de Toledo, José Manuel Molina, por la adjudicación de una contrata de limpieza. A siete meses de las municipales y a poco más de un año para las generales, todo se analiza en clave electoral y al PP le preocupa el daño que estas informaciones van a causar, algo que dan por hecho.
 
Los dirigentes tratan de distinguir a Rato de Acebes, pero creen que en la calle todo se percibe como un tótum revolútum de escándalos diversos que afectan al partido y a sus dirigentes históricos. De ahí que crezcan las voces que piden respuestas desde la firmeza. Precisamente el presidente del Congreso, Jesús Posada, defendió que la justicia es implacable. "Aquí no se salva nadie y el que la hace, la paga", zanjó. En cualquier caso y para evitar interpretaciones maledicentes, aseguró sentirse orgulloso de haber formado parte de los gobiernos de Aznar, aunque algunos de sus miembros hayan acabado bajo investigación o en la cárcel, como es el caso de Jaume Matas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE