SANIDAD

El PP defiende restringir la tarjeta sanitaria a los emigrados

  • Asegura que la retirada de la cobertura a los parados que pasen 90 días fuera de España va dirigida a los "trabajadores extranjeros" que regresaron a su país

5
Actualizada 10/01/2014 a las 21:20
Etiquetas
  • COLPISA. MADRID
El PP salió este viernes en defensa de la polémica retirada de la tarjeta sanitaria a aquellos parados sin prestaciones que permanezcan fuera de España más de 90 días en un año. La polémica enmienda fue publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el pasado 26 de diciembre y entró en vigor el 1 de enero, pero hasta ahora el partido del Gobierno había guardado un absoluto silencio a pesar de las críticas recibidas. Y es que la medida, pensada para evitar que extranjeros que ya no son residentes mantengan la cobertura sanitaria española, perjudicará también a otros colectivos, especialmente a los jóvenes que emigren en busca de trabajo.

La polémica surge de la disposición adicional sexagésima quinta al Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social publicada en el BOE que establece claramente que para mantener el derecho a las prestaciones sanitarias "se exigirá la residencia en territorio español" entendiendo como tal "que el beneficiario de dichas prestaciones tiene su residencia habitual en España aún cuando haya tenido estancias en el extranjero siempre que éstas no superen los 90 días a lo largo de cada año natural".

"La enmienda va dirigida a los trabajadores extranjeros en paro que se han marchado y podían recibir tratamiento en su país con cargo a España", aseguró Rubén Moreno, portavoz de Sanidad del PP en el Congreso. En su opinión es "insostenible" que personas que llegaron a España durante el boom inmobiliario y regresaron a su país tras agotar las prestaciones sigan recibiendo atención hospitalaria en sus lugares de origen "a cargo de la sanidad española durante toda la vida". Según el diputado popular esta medida no afecta a los estudiantes, que pueden acceder a la tarjeta sanitaria europea -prorrogable hasta un máximo de dos años-, ni tampoco a los españoles con trabajo en el extranjero (cuya cotización les garantiza la cobertura en dicho país).

Pero ¿qué pasa si alguien sobrepasa esos tres meses sin encontrar un empleo? Pues que perderá la cobertura sanitaria española y se verá obligado a inscribirse como residente en el país de destino ya que, como recordó Moreno, "se le aplicará la legislación del país de acogida". Y ahí surge el problema porque las normativas de dichos países pueden exigir ciertos requisitos que le impidan acceder al sistema público de salud y se vean abocados a contratar un seguro privado para ser atendidos. Ante el revuelo generado, sobre todo en las redes sociales, el Ministerio de Sanidad se vio obligado a reaccionar. "Todos los españoles tienen garantizada la cobertura sanitaria", aseguró en su perfil de Twitter.

Otras de las dudas tiene que ver con el proceso para recuperar la tarjeta sanitaria al regresar a España. Desde el PP insistieron en que se le devolverá "al minuto" una vez vuelva a ser residente tras informar a la oficina de la Seguridad Social. Sin embargo, no está tan claro que el procedimiento sea tan sencillo. Y es que para recuperar la tarjeta sanitaria es necesario cumplir con una serie de requisitos como estar trabajando, ser pensionista, cobrar una prestación, o estar dado de alta en el antiguo Inem. En caso de no cumplir estos requisitos existe la posibilidad de acceder a la tarjeta siempre que se acredite unos ingresos inferiores a 100.000 euros al año o si su cónyuge es un asegurado.

RECUPERACIÓN COMPLEJA

Sin embargo, la realidad burocrática resulta más compleja. Un ejemplo es el caso de María, una joven gallega de 29 años que, tras pasar cuatro años trabajando en Londres "por falta de oportunidades en mi país", se encontró con que le negaban su tarjeta sanitaria: "Nada más volver, me empadroné en Vigo con mi madre y, cuando fui al centro de salud, me dijeron que había estado mucho tiempo fuera y que, como no cobraba paro ni tenía ninguna otra prestación de la Seguridad Social, tampoco tenía derecho a tener asistencia sanitaria". Tras el desconcierto inicial, la joven pidió explicaciones reiteradamente, pero desde el centro de salud le indicaron que acudiera al INSS a reclamar y, mientras tanto, le aconsejaron hacerse un seguro privado. "No era capaz de entender por qué si soy española, habiendo trabajado en España y haberme tenido que irme a otro país porque aquí no hay trabajo, ahora vuelvo y me dicen que no tengo derecho", explica. Al final, un desfase en la actualización de los registros de la Seguridad Social obraron el milagro y logró recuperar su tarjeta. Antes de emigrar a Londres, María se había mudado de residencia desde Vigo hasta Sevilla -donde vivió varios años-, y allí se empadronó y obtuvo sin problema la tarjeta sanitaria. Eso ocurrió casi diez años antes de su vuelta a España. La casualidad quiso que, a su regreso, en lugar de elegir Sevilla, fijara su nueva residencia en su ciudad de origen, Vigo. María regresó a España en mayo de 2013 y la baja de la Seguridad Social en Vigo se había efectuado apenas tres meses antes, en el mes de marzo. "Cuando miraron el ordenador, vieron que todavía me tenían registrada y que hacía muy poco que me habían dado de baja. Gracias a eso consiguieron darme de alta de nuevo, con el mismo médico de antes y con una tarjeta sanitaria que me llegó en una semana pero si en lugar de volver a Vigo hubiera ido a otra ciudad, me hubiera visto obligada a tener un seguro privado hasta conseguir un trabajo y tener una cotización", explica María.

Por su parte, el PSOE pidió la comparecencia urgente en el Congreso de la ministra de Sanidad, Ana Mato, para explicar esta decisión. "Esta medida es una chapuza, injusta e innecesaria, que afecta especialmente a los jóvenes que salen fuera de nuestro país a buscar trabajo y supone un doble castigo para este colectivo", aseguró el portavoz socialista de Sanidad, José Martínez Olmos.
Etiquetas
Selección DN+


  • Azpa
    (12/01/14 02:24)
    #5

    Parece que ahora alguna gente se desayuna con que en este país importan más los de fuera que los ciudadanos nacionales. Hay vida más allá del PPSOE incluso más allá del arco parlamentario.

    Responder

  • marcos
    (11/01/14 14:14)
    #4

    Ver para creer. Y mientras, a todo el que viene España tiene la asistencia sanitaria gratuita, y sin haber cotizado un céntimo de euro. 

    Responder

  • Hagan el favor de pensar en la aplicación y en sus efectos preguntando a quienes lo aplican
    (11/01/14 14:09)
    #3

    Dirigida a trabajadores extranjeros pero que afecta a todo el mundo que está en el extranjero. Una vez más pasa lo mismo de siempre; se ponen a legislar unos supuestos sabios con muchos conocimientos pero con poca idea y experiencia de su aplicabilidad o unos políticos que creyendo saber más que nadie sin pensar a todo el mundo que afecta, ni preguntar a los que aplican la normativa y ven el día a día de sus consecuencias. Resultado habitual chapuza que luego hay que arreglar al poco tiempo.

    Responder

  • Marina
    (11/01/14 13:34)
    #2

    He estado dos meses en un país extranjero y me dijeron en España que si me pasaba algo allá,no me cubría la seguridad social de España,desdpués de haber cotizado 30 años y sin embargo a los inmigrantes de ese mismo país que se fueron a su tierra de vacaciones,sí los cubría la seguridad social de España,como veo que eso no es justo,pues estoy de acuerdo con el cambio.

    Responder

  • santaklaus
    (11/01/14 10:46)
    #1

    Que le quiten la tarjeta a los embajadores españoles.

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE