Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

EDUCACIÓN

El recorte de 61 millones deja a casi 600.000 niños sin ayuda escolar

  • El Gobierno achaca este ajuste del curso pasado a las comunidades e insiste en que el presupuesto para becas aumentará 250 millones

  • colpisa. madrid
Actualizada 17/09/2013 a las 06:01
El Gobierno achaca este ajuste del curso pasado a las comunidades e insiste en que el presupuesto para becas aumentará 250 millones Madrid. El curso escolar actual comenzó con algún reproche correspondiente al año pasado. Un pequeño rapapolvó para intentar justificar por qué casi 600.000 chavales perdieron su ayuda escolar en el año escolar 2012-13 después de que las administraciones públicas recortarán 61,3 millones de un año a otro en sus ajustes presupuestarios. En el 2011-2012, se destinó a esta partida -sobre todo destinada al sufragio de libros- 129,8 millones que se repartieron 975.330 escolares. El curso pasado solo se destinaron 68,5 millones para el beneficio de 396.781 chavales. O dicho de otra manera: 578.549 jóvenes vieron cómo se esfumaba ese dinero. 

En este asunto, que atañe a muchísimas familias que contemplan septiembre como un auténtico puerto de montaña, el Ministerio de Educación, Cultura y deporte (MECD) echó balones fuera. Fuentes ministeriales achacaron el descenso de las ayudas a las decisiones de las diferentes consejerías. Aseguraron que las partes cofinanciadoras "se han mantenido", algo que no se puede decir de las becas generales. Hubo 24.520 personas menos favorecidas y el recorte llegó a 134 millones.

Para este curso, se va a producir un cambio radical. El ministro de Educación insistió en que la colaboración financiera a los alumnos se va a aumentar en 250 millones que recogerán los próximos Presupuestos Generales. "Las becas van a experimentar un crecimiento", reiteró José Ignacio Wert durante la presentación de los datos generales para el curso escolar 2013-2014.

Las aulas españolas no universitarias van a acoger a 8.087.347 alumnos, lo que supone un incremento del 1% (80.971 estudiantes) más con respecto al curso anterior. Educación destacó que esta subida no es homogénea en todos los niveles y que se han producido sorpresas agradables. Por ejemplo, en el ciclo post obligatorio.

Tanto Bachillerato como la otrora arrinconada Formación Profesional han visto cómo han subido el número de alumnos. El primero asciende un poco más que la media, un 1,2%, pero repartido de una forma que hasta el momento no se había producido: casi la mitad de los 8.448 nuevos alumnos -4.045- optaron por inscribirse en la modalidad a distancia. Este incremento supone siete puntos más que en el curso anterior. Esta situación se da de forma más acentuada en la FP. En total, asciende 5 puntos y ya acoge a 697.408 alumnos, 34.516 más que hace un año. Y la que es no presencial sube un 16,6%, con 7.385 alumnos nuevos.

En el otro lado de la balanza se encuentra la educación Primaria, que ha perdido 13.800 niños (4.889 en el primer ciclo y 8.911 en el segundo) con respecto al año pasado. El descenso de natalidad en los últimos cinco años, ya que en 2008 se toco techo con más de medio millón de nacimientos, y la marcha de muchas familias extranjeras son los dos factores que las fuentes ministeriales ven detrás de esta bajada. Precisamente entre el alumnado foráneo se perdieron 26.080 plazas durante el curso 12-13; para el año recién comenzado se prevé un descenso similar.

En cuanto a otras cifras de este curso recién iniciado, el Ministerio asegura que ha comenzado con 27.790 centros docentes, de los que 18.855 son públicos. Estos últimos acogen al 68,3% de los estudiantes.

Por otra parte, el ministro de Educación destacó que la incidencia de las medidas de flexibilización en el número de alumnos por clase "ha sido bastante escaso". Wert apuntó que el ratio por clase fue de 12 alumnos, una cifra inferior a la media de la Unión Europea. En Primaria y Secundaria, se situó en 11,4 alumnos. En cambio, todavía el abandono escolar temprano en España se coloca en el 24,9%, el doble que la media europea.

Pero el curso 13-14 también ha nacido con el debate parlamentario de la Lomce y la huelga general convocada por padres, alumnos y profesores para el 24 de octubre. El ministro afirmó respetar la convocatoria, pero ha criticado a algunos representantes por "no aportar nada" al debate de la reforma educativa y de plantear este paro como una "huelga política". Asimismo reiteró su apoyo al diálogo con los partidos de la oposición para debatir algunos de los puntos de la Lomce, acusada de centralizadora y de negadora de la diversidad lingüística por parte de los partidos catalanes.

Por otra parte, otro problema del sistema educativo español sigue siendo el abandono educativo temprano -jóvenes entre 18 y 24 años que no tienen terminada la ESO-. En 2012 se mantuvo en el 24,9%, lo que significa un descenso de 1,6 puntos con respecto al curso anterior.Empero, supone casi el doble que la media en el seno de la UE, situado en el 12,8%, y está lejos del objetivo europeo del 10% previsto para dentro de siete años.
Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE