Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

El País Vasco ha tenido seis presidentes regionales a lo largo de su historia

  • EFE. MADRID
Actualizada 21/08/2012 a las 13:38
El País Vasco ha contado en su historia con seis presidentes autonómicos, cuatro desde la democracia, todos pertenecientes al PNV, excepto el socialista Patxi López, que hoy ha convocado elecciones anticipadas para el próximo 21 de octubre.

El primer lehendakari fue José Antonio Agirre y Lecube, que asumió el cargo meses después de estallar la Guerra Civil, en octubre de 1936.


Al acabar la contienda, el Gobierno vasco se exilió y, en 1960, Jesús María de Leizaola asumió la Presidencia vasca hasta 1978.



Para entonces, el País Vasco ya disponía del embrión del futuro Gobierno autónomo, el Consejo General Vasco, presidido primero por el socialista Ramón Rubial (febrero 1978-junio 1979) y después por el peneuvista Carlos Garaikoetxea.



Garaikoetxea se convirtió así el 9 de abril de 1980 en el primer lehendakari desde la restauración del Gobierno vasco, tras las primeras elecciones autonómicas, celebradas justo un mes antes y en las que el PNV obtuvo 25 de los 60 escaños.



Cuatro años después, el 12 de abril de 1984, cuando la Cámara constaba ya de 75 parlamentarios, fue reelegido y se colocó al frente de un Gobierno monocolor.



El 18 de diciembre del mismo año, Garaikoetxea puso su cargo de lehendakari a disposición del PNV por estar en desacuerdo con las posiciones del partido sobre la Ley de Territorios Históricos.



El PNV propuso como nuevo lehendakari a José Antonio Ardanza, que tomó posesión el 26 de enero de 1985.



En los días precedentes se había firmado un pacto de legislatura entre el Gobierno Vasco y el grupo Socialista de Euskadi.



En el verano de 1986 se produjo la escisión del PNV: once miembros del sector crítico fueron expulsados y formaron un nuevo partido, Eusko Alkartasuna (EA), liderado por Garaikoetxea.



Esto impidió a Ardanza seguir gobernando, por lo que convocó elecciones el 30 de noviembre de 1986, en las que por única vez una formación, el PSE, logró más escaños que el PNV.



El 26 de febrero de 1987 Ardanza fue elegido lehendakari y gobernó en coalición con el PSE hasta 1990. En 1988 se firmó el Pacto de Ajuria Enea, el primer acuerdo antiterrorista.



En las autonómicas del 28 de octubre de 1990, el PNV alcanzó una mayoría relativa y, tras un complicado proceso de negociaciones, el 22 de enero de 1991 firmó junto con EA y Euskadiko Ezkerra (EE) la constitución del Gobierno de coalición.



Nuevamente los comicios celebrados el 23 de octubre de 1994 fueron ganados por el PNV y Ardanza fue reelegido lehendakari.



Tras dos meses de laboriosas negociaciones, el 26 de diciembre, PNV, PSE-EE y Eusko Alkartasuna firmaron el acuerdo de Gobierno encabezado por Ardanza.



El tripartito quedó roto el 30 de junio de 1998 ante la decisión del PNV y EA de votar en el Parlamento en contra de una propuesta del PSE-EE para que los parlamentarios tuvieran que acatar la Constitución y el Estatuto para acceder a su cargo.



En las autonómicas del 25 de octubre de 1998 volvió a vencer el PNV. El nuevo candidato, Juan José Ibarretxe, fue apoyado por PNV, EA y Euskal Herritarrok (plataforma electoral de Herri Batasuna).



Se convertía así en el primer lehendakari que contaba con el respaldo de la izquierda abertzale.



Ibarretxe llegó a la presidencia coincidiendo con la tregua adoptada por ETA el mes de septiembre anterior y la aceptación del pacto político de Estella-Lizarra.



Pero la ruptura de la tregua etarra puso al Gobierno en una situación complicada, el lehendakari rompió el pacto de gobernabilidad con EH y el ejecutivo quedó en minoría.



Ibarretxe tuvo que superar las mociones de censura que PSE y PP presentaron en octubre de 2000 y adelantó las elecciones al 13 de mayo de 2001.



Finalizaba así en octubre de 2002 la sexta legislatura vasca, la más corta de su historia, con dos años y cinco meses.



La coalición PNV-EA obtuvo ese 13-M sus mejores resultados, con un 42,7 % de los votos y 33 escaños. El 12 de julio, Ibarretxe fue reelegido lehendakari al conseguir la mayoría simple necesaria con los votos de PNV, EA e EB-IU.



La séptima legislatura estuvo centrada en la propuesta del Nuevo Estatuto Político para la Comunidad de Euskadi, conocido como Plan Ibarretxe, y por la ilegalización de Batasuna.



Las elecciones del 17 de abril de 2005, en las que volvió a ganar la coalición PNV-EA, dieron paso a un gobierno con EB, siendo Ibarretxe elegido lehendakari por tercera vez con los votos del tripartito y del Partido Comunista de las Tierras Vascas.



Destacó el proyecto de ley para convocar una consulta sobre el futuro del País Vasco y el alto el fuego declarado por ETA en marzo de 2006.



Las autonómicas del 1 de marzo de 2009 dieron la victoria al PNV, que logró 30 escaños, seguido del PSE-EE, con 25, y el PP, con 13.



Tras un pacto suscrito entre el PSE y el PP, el socialista Patxi López fue elegido lehendakari, respaldado por primera vez por una mayoría no nacionalista.



Tres años después, en mayo de 2012, el acuerdo llegó a su fin tras el anuncio del PSE de presentar un recurso de inconstitucionalidad contra los recortes en educación y sanidad aprobados por el Gobierno de Mariano Rajoy.



Durante esta legislatura, en octubre de 2011, ETA anunció "el cese definitivo de su actividad armada".  


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE