Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

SAVE THE CHILDREN

Las bajas temperaturas aumenta la mortalidad infantil en Afganistán

Ampliar Imágenes de Kabul, la capital de Afgnistán, donde niños y mayores luchan por sobrevivir
Imágenes de Kabul, la capital de Afgnistán, donde niños y mayores luchan por sobrevivir
  • E.PRESS.MADRID
Publicado el 18/02/2012 a las 18:27
Save the Children advirtió este domingo del alto riesgo de mortalidad infantil en Afganistán debido a las bajas temperaturas, que ya han causado la muerte de al menos 28 niños en campamentos cercanos a Kabul, en el invierno más frío de los últimos 15 años en el país.

"Este ha sido un invierno brutal y los niños tienen muy poca protección frente al frío extremo. Muchos están tratando de sobrevivir sin una vivienda digna o mantas, sin combustible, alimentos, ropa de abrigo o zapatos", explicó  el director de la organización en Afganistán, Bob Grabman.

"Por la noche la temperatura desciende peligrosamente, amenazando las vidas de los recién nacidos y niños pequeños. Es crucial conseguir ayuda urgente a las familias para que los niños estén protegidos", añadió al retratar la situación.

La organización puso en marcha un sistema de respuesta rápida para ayudar a las familias ante las fuertes nevadas previstas para la semana que viene.

Los más vulnerables ante estas condiciones climáticas son los niños menores de cinco años. La mayoría de los fallecidos no alcanzaban esta edad.

Grabman también señaló que la situación se ha agravado porque los niños estaban ya debilitados por otros problemas como la crisis alimentaria derivada de la sequía y de la subida de los precios. "Los niños están muriendo porque ya están tan debilitados por la desnutrición, y el frío les hace aún más vulnerables a enfermedades mortales como la neumonía", indicó.

De cara al futuro, la posible inundación de los campos cuando la nieve comience a derretirse es otro de los peligros que preocupan a la organización. Save the Children ha distribuido miles de gorros de punto para los niños, conseguidos en una campaña británica, y en Kabul también está repartiendo otros utensilios para ayudar a que se protejan del frío como láminas de plástico (más de 2.000) y mantas para los pequeños.

Las ciudades más afectadas por las bajas temperaturas han sido Kabul y las provincias del norte y centro de Afganistán.

Hay más de 30 asentamientos en Kabul con una población estimada de al menos 20.000 personas que se han visto forzadas a abandonar sus hogares debido a la inseguridad y la necesidad económica. Las familias en su mayoría viven en casas de barro endebles o en tiendas de campaña que ofrecen poca o ninguna protección.


ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones