Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Atentado terrorista en París

Abatidos los tres yihadistas de París en dos asaltos simultáneos

  • Los hermanos Said y Cherif Kouachi se encontraban atrincherados en una imprenta
  • El otro islamista radical, Amedy Coulibaly, mantuvo retenidos durante horas a cuatro rehenes
  • A los tres terroristas se le suman tres rehenes muertos y otra persona cuya identidad aún no está clara

Asalto a la nave donde se atrincheraban los yihadistas

La gendarmería asalta la nave donde se refugian los yihadistas

Jaque mate a los autores de la masacre de Charlie Hebdo

Las fuerzas de seguridad francesas realizaron dos operaciones simultáneas para cercar y atrapar a los terroristas que sembraron el pánico en París.

ATLAS
Las fuerzas especiales toman posiciones alrededor de la imprenta.

Las fuerzas especiales toman posiciones alrededor de la imprenta.

EFE
1
Actualizada 09/01/2015 a las 23:21
  • EFE. parís
Dos asaltos simultáneos y por sorpresa de las fuerzas especiales francesas pusieron fin este viernes a dos dramáticas tomas de rehenes en la región de París y acabaron con la vida de los autores de la masacre del semanario Charlie Hebdo.

Las fuerzas de elite francesas abatieron a los tres supuestos yihadistas responsables de los secuestros, en las que habrían fallecido además al menos tres de los rehenes en un supermercado de París y otra persona cuya identidad aún no está clara, según informaciones todavía provisionales.

Entre los fallecidos se encuentran los hermanos Said y Cherif Kouachi, sospechosos de asesinar el miércoles a doce personas en la sede de la revista satírica francesa, y otro islamista radical, Amedy Coulibaly, que supuestamente mató este jueves a una policía municipal y que el viernes mantuvo retenidos durante cuatro horas a varios rehenes en un supermercado en París.

Alrededor de las 17.00 hora local (16.00 GMT) las fuerzas especiales francesas asaltaron en Dammartin-en-Goele, a unos 40 kilómetros al noreste de París, la imprenta donde los hermanos Kouachi se habían atrincherado y liberaron a un rehén sano y salvo.

A la misma hora, cuerpos especiales entraban en el supermercado Hyper Cacher cercano a la Puerta de Vincennes, en el este de París, que vende productos judíos y donde Coulibaly tenía retenidas a un número indeterminado de personas.

Las operaciones especiales de las fuerzas de élite se produjeron poco después de que el presidente de Francia, François Hollande, reuniese de emergencia a su gabinete de crisis sobre seguridad, entre ellos al primer ministro, Manuel Valls, y el titular de Interior, Bernard Cazeneuve.

La operación de este viernes en Dammartin puso fin a dos días de frenética persecución policial en el norte de Francia en busca de los hermanos Kouachi, identificados el miércoles unas horas después de cometer el atentado en el Charlie Hebdo, una revista que había publicado caricaturas de Mahoma, al grito de "Alá es el más grande".

Horas después de que este viernes los hermanos fuesen localizados y se atrincheraran en Dammartin-en-Goele, alrededor de las 12.00 GMT se producía el asalto yihadista al supermercado de París, cometido por Coulibaly, vinculado en el pasado al menor de los Kouachi.

Estos dos dramáticos sucesos llenaron de tensión y atascos la capital francesa, donde la céntrica estación de metro Trocadero fue desalojada por una falsa amenaza de bomba, mientras los nervios estaban a flor de piel.

La policía francesa había divulgado la foto de Coulibaly y la de su compañera desde 2010, Hayat Boumeddiene, de 26 años, por su relación con el asesinato el jueves de una policía municipal y poco después los medios aseguraban que era el autor del secuestro en el supermercado parisino.

Amedy Coulibaly fue condenado en diciembre de 2013 a cinco años de prisión por intentar ayudar a escapar al islamista Smaïn Aït-Belkacem, antiguo miembro del Grupo Islámico Armado (GIA) argelino que cometió un atentado en la estación de tren del Museo de Orsay en París en 1995, con 30 heridos.

Ese caso uniría los nombres de Coulibaly y de Chérif Kouachi, el menor de los dos presuntos asesinos del Charlie Hebdo, quien estuvo relacionado también con el intento de evasión de Smaïn Aït-Belkacem y fue detenido por él, aunque finalmente fue puesto en libertad sin cargos.

Según la emisora France Info, Coulibaly está también o habría estado en contacto con la banda yihadista de la llamada 'red de Buttes Chaumont', en el distrito XIX de París, donde se radicalizó Chérif Kouachi.
Selección DN+


  • Notydentendete
    (10/01/15 00:41)
    #1

    Hace unos años leí una obra titulada Memoria contra la religión de Jean Meslier. Esta obra que había sido escrita hace más de doscientos años es de vigente validez en la actualidad y creo que merece ser leída y releída y de principio la aporto de prueba para ña propuesta que realizo en estos párrafos. Yo he sido educado profundamente en la religión cristiana católica, al leer esta obra pude ver toda la historia sagrada que había estudiado de niño desde una perspectiva muy diferente a como lo había entendido entonces: Dios era un ser omnipresente y todopoderoso que para mayor orgullo de los creyentes, durante siglos guerreó contra quienes no creían en su poder. Por primera vez entendí el temor a dios en toda su extensión y lo que significaba para la sicología humana. Curiosamente ese dios es el mismo dios en quien creen judíos, cristianos y musulmanes y que se recreó en la novela sagrada que es común a todo ellos. De lo que conozco de los años de la historia más reciente del mundo occidental a mi edad y desde mi atalaya cultural, he llegado a la conclusión de que la gran mayoría de las guerras de las que he tenido noticia han sido guerras de religión aunque fuera ocultas tras intereses patrióticos o de nobles linajes. Cristianos, judíos y musulmanes siempre envueltos en guerras sangrientas e inexplicables y construyendo luego la historia para mitificarla. Incluso en las guerras del siglo XX en su gestación y desarrollo, las distintas religiones han tenido protagonismo y trascendencia. Sirva de ejemplo que tras el golpe de Estado del 18 de julio de 1936, la guerra que continuó tras su fracaso tuvo un importante aliento, justificación y sostenimiento de la Iglesia Católica quien en definitiva fue la mayor beneficiada con la victoria. En definitiva y en el fondo todo lo que estamos viviendo en estos años de enfrentamiento de todo tipo por todos los rincones de la Tierra entre cristianos, musulmanes y judíos, no deja de ser algo más que una continuación de todas aquellas guerras. Este odio secular entre religiones es la madre de todas las guerras. En el actual entorno social y político en el que desde todos las opiniones correctas se pretende reconstruir el mundo desde un lado más humano y complaciente, entre todos estamos tratando de establecer normas para que las ideologías que se entienden violentas y alentadoras de la violencia sean ilegalizadas y perseguidas: el nacionalsocialismo, el racismo, la exaltación del odio… tratando por todos los medios que pierdan influencia y poder hasta llegar a desaparecer. Entiendo que por esa misma razón y proyección social y política a un futuro mejor, que en bien de la humanidad deberían de abolirse las religiones progresivamente a corto plazo. No deberíamos permitir su publicidad, su estrategia de apariencia benéfica y su propagación y su filtración en la población con el único fin de perpetuarse en el poder al que le trasladan el poder divino necesario para gobernar.

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra