Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

almuerzo en madrid

El Rey anima a las empresas brasileñas a invertir en España

El rey don Juan Carlos (d) conversa con la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff (c), en presencia de la reina doña Sofía.
El rey don Juan Carlos (d) conversa con la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff (c), en presencia de la reina doña Sofía.
EFE
  • EFE. MADRID
Actualizada 19/11/2012 a las 19:20
El Rey ha animado este lunes a las empresas brasileñas a invertir en España, un país que según ha destacado ante la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, "tiene una de las economías más abiertas del mundo", y con unas condiciones que le hacen ser una gran plataforma para penetrar en Europa, Oriente Medio y África. 

Don Juan Carlos ha hecho hincapié en los vínculos y afinidades que existen entre España y Brasil en el brindis que ha pronunciado al comienzo del almuerzo de gala ofrecido a la presidenta brasileña, de visita oficial en España, con asistencia de la reina, de los príncipes de Asturias, de varios ministros y altas autoridades.

Rousseff ha explicado en su alocución que en el ámbito multilateral "Europa y España tienen en Brasil un aliado dispuesto a participar en un pacto a favor del crecimiento, la recuperación de la demanda global y el empleo".

El jefe del Estado ha dedicado buena parte de su exposición a explicar la necesidad de que los dos países sigan estrechando sus relaciones económicas, dentro de una "interdependencia" creciente que se aprecia en el hecho de que España es el mayor inversor europeo en Brasil y el segundo del mundo, en sectores "muy importantes".

El monarca ha recordado a la presidenta de Brasil que España está haciendo un gran esfuerzo para "recuperar la senda del crecimiento económico y la creación de puestos de trabajo", un marco en el cual se inscribe la mayor internacionalización de sus firmas.

Es en este ámbito en el que ha animado a las empresas brasileñas a invertir en España porque, ha destacado, es un país con una de las economías "más abiertas del mundo", con una legislación "favorable", modernas infraestructuras y "gran afinidad cultural".

Por todo ello España constituye, ha dicho, una "excelente plataforma" para la penetración de esas empresas en Europa, el Mediterráneo y también en Oriente Medio y África.

"España se ha convertido ya en la base europea para muchas empresas iberoamericanas, y queremos que lo sea también para las brasileñas", ha señalado al respecto.

Porque, tal y como ha quedado patente en la cumbre Iberoamericana de Cádiz, "el socio natural de una empresa española o portuguesa es un socio latinoamericano y viceversa", ha remarcado el monarca.

También, al recordar que Brasil va a ser sede de dos grandes acontecimientos, como el mundial de fútbol de 2014 y los Juegos Olímpicos de 2016, ha dicho a la presidenta del país que podrá contar con España y con sus empresas para contribuir al "éxito" de ambos eventos, del cual se ha mostrado convencido.

Don Juan Carlos ha pronunciado parte de su discurso en portugués, ha agradecido en su lengua a Rousseff su destacada participación en la Cumbre de Cádiz y ha evocado la herencia histórica común entre los dos países.

Ha dicho que comparten entre sus valores fundamentales el Estado de derecho, el sistema democrático de Gobierno y el respeto y defensa de los derechos humanos y las libertades fundamentales.

Estos mismos aspectos también han sido remarcados por la presidenta brasileña, que igualmente ha hablado antes del almuerzo, con un centenar de invitados entre altas autoridades, la delegación brasileña y un nutrido grupo de empresarios españoles de los sectores inversores en Brasil.

Rousseff ha dejado claro que los dos países tienen muchas oportunidades de futuro, especialmente con un plan de acción que incluye iniciativas para el intercambio de investigadores.

De hecho, la presidenta brasileña ha recordado que los 8.000 millones de euros de intercambio comercial en el año pasado, aun siendo una cifra histórica aún es "pequeña" por el gran potencial que las relaciones económicas entre las dos naciones ofrecen.

Por su parte, el Rey ha hecho notar la voluntad de permanencia de las empresas españolas en Brasil, que tienen un "planteamiento de largo plazo" en el gigante sudamericano, dando empleo a "cientos de miles" de brasileños y transfiriendo tecnología y conocimientos.

Don Juan Carlos también se ha referido a la superación de la crisis con Brasil por los impedimentos a ciudadanos de ese país para visitar España y ha apostado, en materia migratoria, por facilitar la estancia temporal en ese país de profesionales españoles altamente cualificados para cubrir sus necesidades de mercado.

En el ámbito cultural, no ha olvidado mencionar el interés que Brasil tiene por la lengua española, donde España está haciendo un gran esfuerzo, siendo el país con más centros del instituto Cervantes.

Con el horizonte del refuerzo de la alianza creciente entre la UE e Iberoamérica, que se verá reflejado en la cumbre de enero en Chile, el jefe del Estado ha hecho votos para que España y Brasil sigan trabajando juntos reforzando sus respectivas posiciones en un mundo global "lleno de desafíos y oportunidades".  


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE