Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

ECONOMÍA

La zozobra invade los mercados por las dudas tras el rescate de Bankia

  • COLPISA. MADRID
Actualizada 31/05/2012 a las 06:01
La zozobra se adueñó un día más de los mercados españoles de valores y deuda, por la incertidumbre sobre el coste del rescate de Bankia, el impacto que pueda causar en las cuentas públicas y la posibilidad de que otras entidades precisen de un tratamiento parecido. El recelo inversor se extendió a otras compañías e incluso ha contagiado a países vecinos vulnerables, lo que en el área del euro no es una novedad. Cuando la transparencia brilla por su ausencia, rumores e informaciones poco precisas hacen estragos.

Por eso cundió el pesimismo tras la afirmación de que el Banco Central Europeo no está dispuesto a pagar la factura del rescate de la entidad hoy presidida por José Ignacio Goirigolzarri. La presión se alivió ante el mensaje de que el Estado español podría acudir a fondos europeos disponbles, pero las ventas masivas de acciones y bonos se reanudaron al conocer en detalle que la iniciativa comunitaria «no es para mañana».

Podría ser que el Fondo Europeo de rescate se utilizara finalmente para recapitalizar directamente la banca -sin previa intermediación del correspondiente Estado-, pero quedan muchos requerimientos por cumplir, precisaron fuentes oficiales comunitarias. El conocido como plan para una 'unión bancaria europea' debe superar primero la resistencia alemana, y cumplir además exigencias que van desde la cesión del control sobre las entidades hasta la aplicación de los principos de austeridad en las retribuciones de los ejecutivos y restricción del reparto de dividendos en las rescatadas.

En ausencia de explicaciones claras y certeras, financiarse a diez años ya implica en España pagar un tipo de interés del 6,70%, un porcentaje apenas dos centésimas inferior al máximo absoluto que, desde la existencia del euro, se registró en de noviembre del pasado año. El listón del 7%, que fue la plataforma de salida para el rescate de economías como la griega, la portuguesa o la irlandesa, que se llevaron a cabo en la frontera del 8%, está cada vez más cerca.

Como Alemania sigue atrayendo inversores -y la rentabilidad de su bono está en mínimos del 1,27 % de interés- la prima de riesgo de España, que marca la diferencia entre la retribución que exigen los inversores a las obligaciones españolas a diez años y el que reclaman para hacerse con títulos alemanes del mismo plazo, volvió a marcar un máximo desde la existencia del euro. Al cierre de las Bolsas escaló los 539 puntos básicos, tras llegar a registrar los 541 como máximo de la jornada. Una vez más, las autoridades economícas resaltaron que se trata de un nivel «insostenible» a largo plazo. La prima de riesgo de Italia subió casi lo mismo que la de España y cerró la sesión en los 466 puntos básicos, tras una colocación del Tesoro no demasiado favorable.

DEUDA, SEGÚN Y CÓMO

En España, los inversores se desayunaron con las alarmas de los medios de comunicación internacionales. Aludiendo a fuentes europeas, tanto el Financial Times como el Wall Street Journal destacaron la noticia de que el Banco Central Europeo se había negado a colaborar en la propuesta del Gobierno español, que implicaba el recurso a la deuda pública no emitida para cubrir la demanda de 19.000 millones de Bankia, mediante títulos que el emisor europeo aceptaría posteriormente al canje para darles liquidez.

«El BCE no ha sido consultado ni ha expresado su postura sobre los planes de las autoridades españolas de recapitalizar un importante banco español», desmintió la entidad que lidera Mario Draghi. Más tajante era un comunicado anterior, en el que se expresaba la nula disposición de la entidad cargar con los costes, una observación fue posteriormente suprimida.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ratificó lo que, por otra parte, había anticipado el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy: el BCE no tiene idea de lo que va a hacer España. Puesto que el Gobierno español no ha presentado ningún plan de recapitalización para Bankia «difícilmente ha podido ser rechazado», dijo el responsable económico. Según sus explicaciones, el Fondo de Reestructuración bancaria (FROB) será quien realice emisiones para captar los recursos necesarios para Bankia

El pésimo clima del mercado secundario de deuda se contagió a los mercados de valores. Los principales parqués europeos se desplomaron este miércoles lastrados por la crisis bancaria española. El Ibex 35 de la Bolsa de Madrid volvió a sumar un día aciago con un desplome del 2,58% para cerrar en 6.090,40 puntos, su nivel más bajo en nueve años. Todos los valores bancarios terminaron en rojo, encabezados por Bankia, con una caída de 8,6% a 1,04 euros.

Pero también el principal indicador de la Bolsa de Londres perdió el 1,74%, mientras el CAC-40 de Paris cedió el 2,24%, el parqué de Milán retrocedió el 1,79% y el Dax de la Bolsa de Francfort cayó el 1,81%.

El euro cayó por debajo de 1,24 dólares por primera vez desde principios de julio de 2010, lastrado por los temores de que España tenga que pedir ayuda externa para salvar al sector bancario. «La amenaza creciente de un plan de rescate ha quitado el apetito para las inversiones de riesgo», como el euro, comentó David Song, analista de DailyFX, a la agencia AFP.

Etiquetas


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE