Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

CRISIS ECONÓMICA

Draghi afirma que los mercados esperan más reformas de España

El presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi
El presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi
AFP
  • COLPISA.BERLÍN
Actualizada 04/04/2012 a las 22:44
El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, que siempre rehúye comentar situaciones concretas de los países socios de la moneda común afirmó, a preguntas de los periodistas sobre los pobres resultados de la emisión de deuda del Tesoro español, que los "recientes acontecimientos son un reflejo de que los mercados esperan reformas". "Los políticos de cada país deben cumplir sus responsabilidades para garantizar una política fiscal sostenible y garantizar la solidez de su sistema financiero", apostilló.

"Para fortalecer la confianza, el crecimiento sostenible y el empleo, es necesario que los Gobiernos recuperen unas posiciones fiscales sólidas y que apliquen firmes reformas estructurales", precisó el presidente del guardián del euro, a la vez que recordó que los compromisos adquiridos con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento "deben mantenerse". De estas reformas "dependerá el crecimiento en países como España y Grecia", dijo.

Destacó la necesidad de aplicar transformaciones importantes en los mercados laborales de aquellos países con un modelo dual que ha provocado la elevada tasa de desempleo entre los jóvenes. Tanto en España como en Grecia está en paro uno de cada dos menores de 25 años que ya ha alcanzado la edad de trabajar, según datos de la oficina estadística europea.

El presidente del BCE consideró que "aún es pronto" para dar por concluidas las llamadas "medidas extraordinarias" aplicadas desde que comenzó la crisis para estabilizar el sistema financiero. Volvió a resaltar su carácter temporal, para añadir que, si bien "lo peor ya ha pasado, aún existen riesgos".

Durante la rueda de prensa que siguió a la reunión del consejo de gobierno de la institución, su presidente zanjó los rumores referidos a preparativos del BCE para dar fin a la política monetaria de estímulos. "Es necesario -dijo- esperar a ver los efectos de la última inyección de dinero", un instrumento que consideró "de gran fuerza". "Las dos operaciones consiguieron minimizar posibles contracciones de crédito en un futuro", explicó.

Draghi negó que la política de dinero 'barato' haya hecho adictos a los bancos. "No hemos visto ningún indicio de dependencia", resaltó. Por el contrario, opinó que las subastas de dinero de diciembre y febrero dieron la posibilidad a los países de modificar su política financiera y de aplicar reformas, aprovechando la tranquilidad en los mercados financieros".

Durante la reunión, adelantada al miércoles por la festividad de Jueves Santo, el consejo de gobierno del BCE cumplió con todas las previsiones y decidió mantener el tipo de interés de referencia en la zona euro en el histórico 1%, por cuarto mes consecutivo. Draghi comentó que la institución confía en "una recuperación gradual (de la economía) para este año", aunque advirtió de que "predominan los riesgos a la baja como consecuencia de la crisis de la deuda soberana y de los precios de la energía".

El organismo encargado de velar por la estabilidad de precios en la zona euro ve una presión a corto plazo debido al coste del petróleo, lo que le llevó a situar la inflación en el año en curso por encima del objetivo del 2% marcado por el BCE. Quedará entre un 2,1% y un 2,7%, aunque descenderá hasta el 2% a partir del 2013. "A pesar de un moderado crecimiento en la zona euro, la inflación permanecerá dentro de los límites a largo plazo", dijo Draghi.

El alza de los precios por encima del 2%, junto con los bajos tipos de interés y la considerada como "laxa" política de concesión de créditos de la entidad europea han provocado en las últimas semanas las críticas del Bundesbank alemán que cree que es necesario volver a la política monetaria anterior a la crisis ante el temor de los efectos que los créditos baratos puedan tener en el mercado inmobiliario alemán donde se empiezan a ver indicios de una posible burbuja inmobiliaria y ante el histórico miedo de los alemanes a una posible "hiperinflación".


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE