Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Las rupturas matrimoniales crecen en España por primera vez desde 2007

  • La duración media de las uniones rotas es de 15,5 años y cuatro de cada diez no tenían hijos

Imagen de la noticia
Una pareja, después de una discusión.
  • A.P. . COLPISA. MADRID .
Actualizada 20/09/2011 a las 01:01

La cifra de rupturas matrimoniales en España creció por primera vez desde 2007, al registrarse el año pasado un aumento del 3,9%.

Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), las disoluciones de matrimonios sumaron 110.321, un número que rompe la tendencia descendente iniciada hace dos años. Por tipo de ruptura, en 2010 se registraron 102.933 divorcios (un 4,7% más que en el año anterior) y 7.248 separaciones (un 5,6% menos). Además, hubo 140 nulidades, un 10,2% más que en 2009.

La inmensa mayoría de las disoluciones matrimoniales reviste la forma de divorcio, hasta alcanzar un 93,3% de los casos. Las separaciones apenas representan el 6,6% y las nulidades, aprobadas por la Iglesia, representan un porcentaje nimio del 0,1%.

La duración media de las uniones rotas es de 15,5 años, un promedio ligeramente inferior a la habida en 2009. Mientras en el divorcio la convivencia se prolonga por espacio de 15,2 años, en las separaciones la cohabitación es mayor, de 20,2 años, y en las nulidades se reduce a 7 años. El mayor número de rupturas aconteció en la franja de edad comprendida entre los 40 y 49 años, tanto en hombres como en mujeres. La edad media de las mujeres al cancelar la unión fue de 42 años, media que en el caso de los hombres aumenta a 44,6.

De acuerdo con los datos del INE, el 86,2% de las disoluciones notificadas en 2010 se produjo entre cónyuges de nacionalidad española. En el 8,9% uno de los cónyuges fue extranjero y en el 4,9% ambos eran foráneos.

Por comunidades autónomas, las mayores tasas de rupturas por cada 1.000 habitantes fueron Cataluña (2,78), Canarias (2,72) y la ciudad autónoma de Ceuta (2,73). Frente a ellas, las menores tasas se dieron en territorios como Castilla y León (1,73), Extremadura (1,76) y Castilla-La Mancha (1,82).

En lo que atañe a los matrimonios homosexuales, la estadística refleja que hubo 245 disoluciones, de las que 137 afectaron a gais y 108 a lesbianas.

De mutuo acuerdo

Dos terceras partes de los divorcios se celebraron de mutuo acuerdo, circunstancia que también concurrió en el 70,7% de las separaciones. En términos relativos, ambas cifras entrañan un crecimiento de las rupturas consensuadas respecto al año anterior, ya que en 2009 el 64,4% de los divorcios y el 67,6% de las separaciones fueron de mutuo acuerdo.

Cuatro de cada diez matrimonios que acabaron en ruptura carecían de hijos. En las uniones con descendencia, en casi la mitad de los casos los hijos eran menores de edad. En el 57,1% de las se asignó una pensión alimenticia, obligación que en un 88,7% de los casos correspondió pagar al padre, en el 5% de los supuestos a la madre y en el 7,5% a los dos cónyuges.

La custodia de los hijos menores fue concedida por el juez en la inmensa mayoría de los supuestos a la madre (83,2%), solo en el 5,7% al padre y en el 10,5% la responsabilidad fue compartida. En apenas el 0,6% de los casos se otorgó la custodia a instituciones u otros familiares. En casi la mitad de las rupturas la demanda de disolución fue presentado de forma conjunta, en el 32,5% por la esposa y en el 19,6% por el marido. El 72,4% de las demandas de divorcio se resolvió en menos de seis meses, mientras que el 8,1% se demoró más de un año.



volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE