Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Literatura

Hasier Larretxea y su padre Patxi unen poesía y 'aizkolaritza'

Realizarán una actuación dentro del festival cultural Agosto Clandestino de Logroño

Ampliar Hasier Larretxea y su padre Patxi unen poesía y 'aizkolaritza'
Hasier Larretxea y su padre Patxi unen poesía y 'aizkolaritza'
  • EFE. LOGROÑO.
Actualizado el 17/08/2015 a las 13:56
El poeta navarro Hasier Larretxea propone para su última obra, 'Niebla fronteriza', una representación en la que participa también su padre "aizkolari" Patxi, para unir ambos "la sutileza del verso con la dureza del corte de madera con hacha".

Larretxea (Arraoiz, 1982) realizará esta actuación dentro del festival cultural Agosto Clandestino de Logroño, que ha definido, en una entrevista a Efe, como un "regalo" para la ciudad, "imprescindible para el fomento de la poesía" y "fruto de un esfuerzo inconmensurable" de los miembros de la organización Planeta Clandestino.

En "Niebla fronteriza" el autor regresa a las raíces rurales de su infancia en el navarro valle de Baztan, a su simbología y a la mitología que rodea al bosque en el que creció.

También hace un repaso por el refranero vasco y por los miembros de su familia "que sufrieron un final trágico" y aquellos, como sus abuelas, que le despiertan la nostalgia.

Representa estas sensaciones al compás de los hachazos que su padre "aizkolari" da un tronco de madera y de las astillas que saltan con cada golpe, creando de este modo "un microcosmos que conjuga lo salvaje con lo esencial".

Larretxea comenzó forjando su imagen como poeta cuando era un niño y utilizada el verso como un refugio de un ambiente social y familiar que no se correspondía con sus aspiraciones, para más adelante sentir la necesidad de expresarse con la poesía.

Ha considerado su escritura como un "diálogo con uno mismo" y su profesión el fruto de ese diálogo que se ve representado en un estilo de vida basado en el equilibrio y "una sensibilidad distinta" con la que ver el mundo, en definitiva, para él, la poesía es su "religión" y su "rezo".

'Niebla Fronteriza' está escrito en verso libre, que, a juicio de Larretxea, es "necesario por su simpleza" y capaz de quitar los "clichés de complejidad y elitismo" que acompañan al concepto clásico de poesía en el que se educa a la juventud, para poder transmitirla en "clave humana".

El poeta ha opinado que la nueva generación de poetas experimentales está contribuyendo al "mayor reconocimiento" de la poesía a nivel nacional, por un lado, al hacerla más accesible al gran público, y por otro, por el ambiente de cooperación entre los jóvenes artistas españoles.

Larretxea ha utilizado el euskera a lo largo de su carrera como poeta con cierta preeminencia, por lo que con 'Niebla fronteriza' busca, entre otras cosas, esta "apertura" al estar escrito en castellano, aunque ha añadido que salta de un idioma a otro por "conveniencia y apetencia, sin ningún motivo oculto".

Ha concluido haciendo un llamamiento al sus lectores, actuales o futuros a que "valoren sus raíces, amen sus orígenes" y los guarden en un lugar de su alma "tan profundo como para no olvidarlos nunca".
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones