Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

PELOTA

La zurda de Irujo está lista

  • L.GUINEA. Pamplona
Actualizado el 08/06/2011 a las 12:49
Juan Martínez de Irujo ya ve la luz al final del túnel de problemas que ha pasado en los últimos meses con su mano izquierda. La solución la tienen dos tiras de una sustancia plástica de 6 a 7 milímetros de grosor con las que el delantero de Ibero ha conseguido aislar la fibrosis que le tortura en el tercer dedo de su zurda. Los artífices de la protección son el masajista riojano Pedro García y el doctor José María Urrutia, responsable médico de Aspe.
En los últimos meses Irujo ha malvivido con sus manos, y especialmente con la zurda. Desde el Cuatro y Medio arrastra problemas en la base del tercer dedo. Allí se le ha formado una fibrosis (células y tejido muerto debido al golpeo) del tamaño de un grano de arroz, que al contacto con la pelota da como resultante un punto doloroso agudo. El vigente campeón lo ha probado todo. Modificó la posición de los tacos, trató de aislar el punto de mil maneras... pero no había forma.
Todo hasta que Pedro J. García, un masajista de Logroño que trata a los pelotaris de Aspe y al que Irujo acude desde hace años, propuso la posibilidad de emplear uno de los protectores con los que trabajan desde 1996.
"Teníamos que haber probado con esto antes, pero se ha hecho ahora. Estas protecciones tienen una efectividad del 98,5% de los casos. La adaptación no es un problema porque se diseñan según las necesidades de cada pelotari", explicaba Pedro García.

Aislar la fibrosis

García y su hermano toman medidas de la mano, y trabajan con una sustancia plástica moldeable con calor hasta ajustarlo al tamaño perfecto. En el caso de la protección de Irujo tiene una protuberancia convexa, cuya finalidad es aislar precisamente la fibrosis. La probó con éxito hace una semana, le hicieron unas modificaciones y ayer volvió a emplearla.
"La pequeña bóveda que hay en la protección lo que es en realidad es un difusor del impacto, lo que hace es anular la fuerza centrífuga que ejerce el golpeo de la pelota hacia la zona lesionada, y esa fuerza se difumina hacia fuera del punto conflictivo", explicaba ayer García.
La nueva protección ha cambiado la forma de ponerse los trapos de Irujo. Sobre el pegamento verde se colocan las protecciones y encima directamente el esparadrapo tradicional, sin aislantes ni otros elementos.

La mano ha mejorado

Además de la protección, Pedro García y el doctor José María Urrutia han tratado la zurda de Irujo. La fibrosis está ahí y es algo con lo que tiene que convivir no solo Irujo, sino la mayor parte de los pelotaris.
"La fibrosis es casi una seña de identidad del pelotari, porque es fruto de la acción de golpear la pelota. La cuestión es si hay dolor o no", explicaba el masajista riojano. "Las manos de Juan sin estar en su mejor momento, estando a un 70% están mucho mejor que como estaban hace unas semanas".
La prueba de fuego será el sábado en Bilbao.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora