Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

MOTOR

El circuito de Jerez, por Dani Ruiz

  • Santi Zuza. Pamplona
Actualizado el 31/05/2011 a las 10:57
E L Circuito de Jerez cumple este año su 25 aniversario. A lo largo de ese tiempo su trazado ha sido modificado en varias ocasiones hasta configurar el actual, con trece curvas y 4.423 metros de largo con dos de las rectas más espectaculares del Mundial.
En ese escenario se presentará al mundo el próximo domingo Dani Ruiz. El piloto navarro participará en su primer Mundial de motociclismo en la categoría de 125 cc. El de Mutilva, que competirá este año en el Campeonato de España de Velocidad (CEV), ha recibido dos invitaciones para participar en dos pruebas del Mundial de motociclismo. La primera de ellas será este domingo, y la segunda en Valencia el 4 de noviembre, en la carrera que cierra el Mundial.
El navarro estuvo el lunes y el martes entrenando en el circuito de Albacete para poner a punto la moto, y hoy llegará a Jerez para preparar la que hasta el momento es la carrera más importante de su vida. Dani Ruiz ha diseccionado para Diario de Navarra el trazado de Jerez, que conoce a la perfección porque ha corrido allí muchas veces. El jerezano es uno de sus circuitos favoritos, aunque no está exento de dificultades. "Es de los pocos circuitos que combinan curvas lentas y rápidas, lentas y rápidas", explica.
El embudo del inicio
"La primera curva (ver número 1 en el gráfico) la tenemos a derechas y es un poco complicada porque es bastante cerrada. Ahí se forma siempre un embudo en la salida y es difícil salvarte de tener roces con otros pilotos o caídas. La cosa es intentar librar esa primera curva de salida. Luego durante la carrera es una curva con una frenada bastante fuerte. Ahí llegas sobre 200 kilómetros por hora y tienes que frenar hasta unos 100 o 120 kilómetros por hora", explica el navarro.
En ese primer giro, que lleva el nombre de la Expo¿92, la moto de Dani entrará en segunda para ir acelerando después en la salida hasta la cuarta marcha y meter primera en la curva Michelín (2), una de las más lentas del circuito. "Yo diría que es el punto más lento del circuito. Es donde más a fondo tienes que frenar y entras por debajo de los 100 km/h", afirma Dani.
La curva Sito Pons
A partir de ahí toca acelerar de nuevo la moto hasta la curva número 4 (4). "En la cuatro, si no me equivoco, se entra a unos 170 kilómetros por hora. Hay pilotos que llegan a hacerla a fondo, pero hay que tener pericia. Se trata de buscar la línea perfecta y que no tengas a nadie delante molestando", comenta.
Dani tiene previsto tomar esa curva (4) en quinta velocidad. "Depende de qué desarrollo tengas puedes llegar a meter aquí la sexta y la curva Sito Pons (5) se hace en tercera. Es una curva muy amplia que hace un poco de cambio de rasante y hay un momento en el que llegas a perder la visión. Es lo que se llama una curva ciega y es la que luego te lleva a la contrarrecta, que es la más larga del circuito", explica.
En esa recta la moto del piloto navarro puede llegar a alcanzar los 210 kilómetros por hora. "Un poco más que en la recta principal porque es un poco en bajada. Siempre intentas jugar un poco con el desarrollo para que la moto te de la máxima potencia", cuenta.
De Dry Sac a Ángel Nieto
La interminable recta de Jerez concluye en el giro Dry Sac (6). "Es una curva con mucha frenada, fuerte y prolongada, en la que es muy fácil que haya adelantamientos. Hay que buscar la trazada buena para intentar quedarte fuera y luego cerrarte bien y salir acelerando a la curva siete (7), donde tienes que pasar de primera a quinta velocidad prácticamente en diez segundos. Es una curva a fondo para llegar a la curva ocho. Aquí tienes que reducir dos marchas y pasar de quinta a tercera", comenta Dani.
Entre la curva ocho y la mítica curva Ángel Nieto (9) la moto tiene que pasar de cuarta a segunda. De ahí a la siguiente, la Peluqui (10), la Honda pasa a tercera. "Luego hay un tramo de aceleración en el que llegas a meter la quinta velocidad. La curva once (11) es prácticamente a fondo. Hay que soltar un poco el gas y seguir en quinta". Ese recoveco del circuito lleva el nombre de Álex Crivillé. "La curva 12 (12) se hace a fondo si pillas la línea buena y le echas un par de huevos".
Poco después llega uno de los momentos más críticos de la carrera, la Ducados (13), la última del circuito. "La última frenada es muy importante porque es donde se decide casi siempre la carrera si estás dentro de algún grupo y es una frenada muy fuerte. La curva en si no es muy complicada, pero tienes que buscar una buena aceleración para conseguir una buena velocidad punta en la recta de meta". Y a partir de ahí, vuelta a empezar hasta que ondee la bandera a cuadros.
Los puntos débiles
El piloto navarro conoce perfectamente dónde puede ganar algo de tiempo y donde lo suele perder habitualmente. "Generalmente donde más suelo perder es en el primer sector, de la curva 1 a la 4, y donde más gano es de la 6 a la 12. En la última curva también suelo perder algo. Eso es debido a que las curvas rápidas se me dan mucho mejor que las curvas lentas. Lo demás es un tramo normal, fácil", comenta Ruiz.
El de Mutilva tiene claros también cuáles son los puntos en los que puede intentar adelantar. "Las curvas más propicias para adelantar suelen ser la 1, la 2, la 6 y la 13. Hay gente que hace locuras como Lorenzo que en la 8 te pasa por fuera, pero no es lo normal".
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora