Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

EL ÁRBITRO

El estilo inconfundible

  • Se equivocó en decisiones menores y acertó en las áreas y en la expulsión del osasunista Cejudo

Imagen de la noticia
Raúl García se estira para intentar llegar al balón. BUXENS/EICH
  • S.Z.F . PAMPLONA
Actualizada 31/10/2011 a las 01:05

Iturralde González es un árbitro con personalidad y ayer lo demostró en el Reyno de Navarra. Su estilo de arbitraje, más o menos cuestionable según los gustos de cada cual, es reconocible se trate del partido que se trate. Ayer en el Reyno estuvo bien, sin alardes, pero correcto. En la primera mitad intentó dialogar con los jugadores y no poner el listón de las tarjetas amarillas demasiado bajo en un partido en el que sabía perfectamente que iba a haber mucho contacto pero sin malicia. Por eso aguantó todo lo que pudo y enseñó la primera amarilla en el 40 en la celebración del gol de Cejudo. Es lamentable que a un jugador se le amoneste por quitarse la camiseta en la celebración de un gol, pero mientras el reglamento no cambie Iturralde hizo lo correcto. Se equivocó en este primer tiempo al señalar una mano de Nino que no fue y al no señalar una de Ballesteros que sí fue.

En la segunda parte, consciente quizá de la "injusticia" de amonestar a un jugador en la celebración de un gol, le perdonó la segunda amarilla a Cejudo por un pisotón a Iborra. Seis minutos después no tuvo más remedio que enseñarle el camino del vestuario. Se le reclamaron varias manos en las áreas que no parecieron merecedoras de penalti.

Etiquetas


Noticias relacionadas
volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE