SEGUNDA OPINIÓN

Lugo 4 - OsasuNino 3

  • Tanto a favor como en contra, las jugadas a balón parado fueron protagonistas del encuentro

0
Actualizada 27/09/2014 a las 20:51
Etiquetas
  • NATALIA ASTRÁIN
Nos las prometíamos felices con el temprano gol de Nino en el rechace del córner en el minuto 2, pero se me había olvidado que Osasuna juega en la Liga Adelante que parece más resultados de fútbol sala que de fútbol.

En el minuto 4 el Lugo nos quitaba esa emoción y tras una buena incursión por la banda derecha del Lugo y un buen pase atrás Iago Díaz remataba sin oposición entrando desde segunda linea ante la mirada de un pasivo Loé que veía como ese jugador al cual tenía que haber seguido y marcado, remataba a gol.

Osasuna salió marcando la linea de presión en tres cuartos de campo, presionando arriba y no dejando jugar, lanzando el mensaje de ir a por el partido frente a un Lugo replegado en campo propio esperando a eso espacios que Osasuna pudiera dejar para salir a la contra.

Me gustó la banda izquierda a nivel ofensivo con Cedrick entrando bien por dentro y combinándose con Nino, pero fue intermitente, y una y otra vez se topaba con la linea defensiva del Lugo teniendo que recurrir tanto él como Nino a tiros lejanos ya que Osasuna no encontró los pasillos interiores para poder llegar a los últimos metros con claridad. 

El medio campo formado hoy por Neko, Loé y Torres no aparecía y Osasuna no lograba enlazar jugadas claras de forma organizada. Así que las bandas fueron las que que llevaron el peso ofensivo con Cedrick y De las Cuevas. Gracias a una falta sobre este último vino el segundo gol de Osasuna con remate precioso de Loé.

Urban reclamaba esta semana intensidad defensiva y el equipo volvió a carecer de ella, cuando se consiguió ir por delante no supo amarrar el resultado, no se neutralizó al equipo rival y se pecó de poca intensidad a  balón parado, y eso condenó a a Osasuna a encajar 2 de los cuatro, dos de corner y uno de riguroso penalti. A la vez que las transiciones defensivas fueron demasiado lentas y el equipo parecía "partido" en dos cuando el Lugo contragolpeaba.

Ofensivamente Osasuna apostó por el toque, por salir jugando desde atrás y lo hizo muy  bien hasta que llegaba a tres cuartos donde como hemos comentado no se si por acierto del rival o por falta de inspiración de la medular rojilla, el balón no llegaba a esos último metros, no hubo ese último pase para que Nino pudiera rematar cerca de portería.

Partido intermitente de Osasuna que empezó fuerte y jugó a rachas, saliéndose por momentos del partido dejando hacer  al Lugo, que sin quererlo se llevó la victoria. Y donde se puso de manifiesto que tanto a favor como en contra las jugadas a balón parado fueron las protagonistas del encuentro.
Etiquetas
Selección DN+



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE