Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

ATLÉTICO-BARCELONA (20H, C+)

Atlético y Barcelona se juegan el trono

  • Los colchoneros reciben en el Calderón al líder con Diego Costa como baluarte y Messi de regreso

Messi regresó ante el Getafe con dos goles
Messi regresó ante el Getafe con dos goles
AFP
  • COLPISA. MADRID
Actualizada 11/01/2014 a las 06:01
Una de las primeras cosas que molestó al Tata Martino recién aterrizado en el Barcelona fue que se valorara poco la Supercopa de España ganada al Atlético en agosto. Aquel era un equipo azulgrana en formación, con poco físico por una pretemporada marcada por la enfermedad de Tito Vilanova y afectado por las pequeñas modificaciones tácticas introducidas por el técnico argentino, quien estudió a fondo al conjunto del Cholo Simeone y se marcó como objetivo no caer en su trampa, aunque fuera a costa de renunciar a un estilo. Se trataba de que no sucediera lo del Bayern en la semifinal de la última Liga de Campeones o lo de la selección española ante Brasil en la final de la Copa Confederaciones.

Ante un equipo replegado en su parcela, agresivo en la presión, más fuerte en el cuerpo a cuerpo, más vivo para los rechaces y vertiginoso a la contra, el Barça se autoexigió no ser un 'pardillo' perdiendo balones por un exceso de toque horizontal. Fueron dos partidos tácticos, trabajados, poco vistosos que se resolvieron con un 1-1 en el Vicente Calderón y un 0-0 en el Camp Nou que dieron el título al equipo azulgrana menos brillante de los últimos años. Incluso abusó del pase largo para evitar la presión.

Nadie lo entendió en el Barça. Simeone sí supo entonces que su compatriota le había tratado como a un grande. El Tata sabía que aquel Barça era inferior en aquel momento puntual del curso a un Atlético que luego demostró su fortaleza. Desde entonces, siempre que se le ha preguntado, Martino ha sido sincero en su respuesta: "El rival es el Atlético", "el equipo más en forma de Europa es el Atlético". Pero han pasado cinco meses y llega el pulso por el liderato en otras circunstancias. Este Barça ya ha aprendido a combinar su esencia con los matices del Tata. Este Barça ya tiene físico. Hasta Messi está preparado tras dos meses de baja por lesión, como demostró con sus dos goles en media hora al Getafe, aunque Martino duda si arriesgar su físico de inicio o esperar a la segunda parte.

El Atlético es el mismo, una máquina de combate con un depredador en ataque como Diego Costa, y jugará como en aquella Supercopa: replegado, pero dispuesto a aprovechar un descuido para morder. Es su momento para demostrar en el Vicente Calderón, si no lo ha hecho ya, que va en serio a por la Liga. Esta vez el Barça, más seguro, será más fiel a su estilo, quien sabe si con Pedro, Cesc y Alexis, su tridente en mejor forma, o con Messi y Neymar, su pareja de cracks, con el brasileño también recuperado de una gastroenteritis. Es un partidazo y quizás haya minutos valiosos para todos.


Bloque y estrellas

Con el Cholo de abanderado, los atléticos asumen que los rivales son mejores individualmente pero confían en la fuerza de ese bloque que les ha llevado hasta aquí y les ha hecho inexpugnables en el Calderón, donde lo han ganado todo y Costa siempre ha marcado este curso en Liga (13 goles en nueve partidos). Se esperan un duelo parecido al de la Supercopa. "Este Barça es un equipo más rápido vertical, rápido, directo y con uno contra uno, y eso es mérito del entrenador", subrayó en la víspera Simeone, que no se imagina a los culés sin Messi, evita hablar de final para no presionar más a sus pupilos y trata de expandir la marca Atlético al exponer, sin ambages, que "históricamente es el equipo del pueblo".

Aunque los azulgrana acumulan seis victorias consecutivas en Liga ante los colchoneros, lo que supone un récord histórico, y se han impuesto por 1-2 en las últimas visitas al Calderón en el torneo de la regularidad, los madrileños están ante un momento único, a una victoria de acabar líderes en la primera vuelta y de reafirmar su candidatura al título pese al discurso oficial, ya manido, del partido a partido. Si gana, el Atlético se proclamará campeón de invierno con 52 puntos, cuatro más que el dirigido por Radomir Antic en la campaña 95-06, cuando se coronó en un certamen con 22 equipos. Si vence el Barça, igualará el mejor registro de Guardiola en la 2010-11.

Con el matiz probable de ver a Diego Costa escorado hacia la derecha, casi como un centrocampista más, para complicarle la existencia a Jordi Alba, este Atlético es un libro abierto. Tras la recuperación de Godín, que arrastraba una contractura muscular, y el polémico perdón de los jueces deportivos a Juanfran, el 'Cholo' pondrá en liza a su equipo tipo. El conjunto por encima de las estrellas, la disciplina mejor que la improvisación y el equilibrio como premisa innegociable. Alto ritmo, solidaridad, ayudas constantes, robos y búsqueda permanente de los espacios por parte de Costa y de Villa, que le ha marcado cinco goles al Barça en 10 partidos ligueros.


El permisivo Mateu

La designación como árbitro de Mateu Lahoz, profesor de Educación Física valenciano, presenta una doble lectura. Pita poco y deja jugar, lo que en teoría beneficia a un Atlético más agresivo. Pero un duelo más fluido, con menos interrupciones, lo agradece siempre más el conjunto con más calidad. Y no ha que olvidar que la mayor virtud de los colchoneros reside precisamente en la estrategia ofensiva. Si esas faltas que provocan con éxito Costa, Villa o el turco Ardan no son sancionadas, el Barça respirará. Todas esas incógnitas que pueden marcar un punto de inflexión de campeonato, se resolverán en cuestión de horas.


Alineaciones probables:

At. Madrid: Courtois, Juanfran, Godín, Miranda, Filipe Luis, Gabi, Tiago, Koke, Arda, Diego Costa y Villa.

Barcelona: Valdés, Montoya o Alves, Piqué, Mascherano, Jordi Alba, Busquets, Xavi, Iniesta, Alexis, Cesc y Pedro.

Árbitro: Mateu Lahoz (Comité valenciano).

Estadio: 20.00 h. (Canal+ 1).


volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE