Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

EL FOROFILLO

¡Todos a Merindades!

A lo loco, que ya no hay toque de queda y nos hemos salvado... ¿Será capaz algún destalentado de hacerlo?

Fran Pérez Beroiz, El Forofillo.
Fran Pérez Beroiz, El Forofillo.
Actualizada 11/05/2021 a las 20:59

Vamos esa peña lereña que no se corte la greña y que eche al fuego leña. Comunismo o libertad, o liberalismo rancio, o vaya usted a saber pero la justicia, esa que dicen que es ciega (curiosamente como se pone la gente cuando se pasa con los grados de la bebida) ha dado la razón al populacho y ya no estamos bajo el yugo del toque de queda. Se acabó estar en casa a las 23.00, o circular por la calle con un permiso del trabajo escondido en el sobaco, o ver desde la ventana cómo se lo montan en los pisos taitantas personas. No. Ahora podemos salir, así que todos a la plaza de Merindades que hay mucho que celebrar...

Hay que celebrar la permanencia del pasado año, la de este, el triunfo contra el Cádiz, que le ganamos el golaverage particular al Athletic Club (que si digo Bilbao se quejan, a lo Real Madrid, y mañana sale en la portada de medios deportivos madrileños). Hay que celebrar que Jagoba lo ha vuelto a hacer, que el próximo año seguimos en LaLiga de las Estrellitas y es una ventaja. Más que nada porque si descendemos no queda muy claro dónde vamos a jugar. ¿En la Segunda, en la RFEF, en la Intermodal, en la Municipal? Señor, cómo anda el panorama...

Todos a la plaza de Merindades, con un vaso de cartón vacío en la mano. ¿Para beber? Nada más lejos de la realidad. Para pedir. Porque nos van a hacer falta muchos euros para quedarnos con Ante Budimir, depredador del área, que se está destapando como lo que sabíamos que era, un goleador de kilates y que ojalá se quede con nosotros. ¿Os imagináis la próxima campaña con Budimir y el Chimy en Osasuna? La caña de España.

A la calle, que ya está bien de quedarnos encerrados. Vamos a dar rienda suelta a nuestros impulsos más bajunos, a esas pulsiones que llevamos encadenadas desde que Chánchez, de nombre Peter, nos confinó en nuestros hogares. Cumple tras cumple sin poder celebrar como el Señor manda, a lo grande, con bebercio y comercio... Y sin embargo, ahí que hemos aguantado como sumisos que somos. En casa, encerrados, sin poder salir en los telediarios como han hecho en Madrid y Barcelona...

Jagoba lo sabía. El de Berriatua es un lince, de ahí que hiciera los cambios a sabiendas de que el equipo le iba a funcionar. Pese a la hora de partido que podemos haber tirado al retrete, porque del minuto 1 al 30 y del 46 al 74 me sobran. Sin paliativos. Eso ocurre cuando se enfrentan dos equipos con la tarea hecha, con rotaciones, con calorcito en el ambiente y con los soporíferos comentarios de Santiago Segurola, que sobran minutos. Y muchos...

Arrancada de galgo de los de Cervera, un equipo valiente y con cositas interesantes. Como el meta Ledesma, pese a que no jugara, o Jens Jonsson, o Espina, o Negredo, en el banco. O incluso Sobrino, cedido por el Valencia. Y eso que les faltaba Álex Fernández, que ha sido de lo mejorcito de la temporada. Con ese plantel avisaban, y en varias ocasiones, en un arranque que casi nos pilla como en San Mamés, de siesta al sol y con un gol en contra.

Pero cuando se anima Osasuna... La cosa cambia, y bastante. Da gusto ver cómo circula Torró, cómo cierran los defensas, cómo cabalga Manu Sánchez. Si hacemos crowfunding para que se quede Budimir, añadimos un kilito o dos más y que se quede el chavalito. Cuarta asistencia de gol de la temporada, centro teledirigido con lacito y cabezazo de Budimir para abrir la lata. El que menos lo buscaba se encontraba con el gol. Cosas veredes...

El Cádiz trataba de reaccionar pero no lo conseguía. Tras el paso por los vestuarios, salían envalentonados pero sin acierto, ante los nuestros que no pasaban agobios. Empezó el show del pitolari, castigando un codazo de David García como penalti. ¿Justo, no justo? El central tiene ganado el sitio, parece que el rival le entra con fuerza y podría ser falta suya aunque también es cierto que el de rojo saca un codo que, estando como están las cosas, debería haberse guardado. 1-1 tras el gol de Saponjic desde los 11 metros, ese delantero que no había demostrado lo que debía según Segurola. Doctores tiene la Iglesia...

Luego Budimir hizo su segundo, esta vez con maniobra de killer: recepción, se hace el hueco y saca a lucir esa zurda de seda, preludio del segundo penaltito de aquellos tras unas manos a cabezazo de Enric Gallego. Y cuando el 3-1 parecía definitivo, Juan Pérez quiso dejar su muesca en una dejada de lujo a Perea, que ponía el 3-2 definitivo y agradecía la asistencia del meta navarro. ¿Eso cuenta como asistencia en el Comunio?

¡Que no vaya nadie a Merindades! Partido sin más historia, como el hecho de que podamos salir a celebrarlo. ¿Habrá algún destalentado que se sume a una celebración con muchas personas, sea en Merindades o en la Cochinchina? Sinceramente espero que no. Que lo dicho no pase de ser una vacilada, una gracia, una manera de hablar. Pero viendo cómo reacciona el ser humano ya no sé ni qué pensar. Porque podremos tener ganas de recuperar el tiempo perdido, podremos tener ganas de salir a la calle, podremos tener ganas de todo y más pero lo que debe imperar es la sensatez y el conocimiento. Todavía hay una pandemia que está matando gente, amiguit@s...

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE