x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
El Forofillo : El blog de Fran Pérez
El Forofillo : El blog de Fran Pérez

"Muckraker" charrúa

El Forofillo Fran Pérez

"Muckraker" charrúa

JESÚS CASO
22/01/2010 a las 00:52
Etiquetas
A+ A-

En esta profesión de juntaletras existe una figura denominada muckraker que se enseña en las Facultades de Periodismo durante la carrera. Se preguntarán qué demonios significa el palabrejo de marras. No se me asalten, que les aclaro las dudas. Muckraker es una persona encargada de hurgar en las papeleras, basuras y en lo más bajo con el fin de obtener cierta información que, de otra manera, no se lograría. Su traducción vendría a ser algo así como basureros. Basureros de la información que rescatan notas que complemente, dibujen, apoyen o marquen el sentido de un reportaje, una noticia, una investigación o un texto diario.

En el Sardinero, el charrúa Walter Pandiani, se puso el mono de muckraker. Y gracias al Macho Camacho, ya que el mister se encargó de medio tirar la eliminatoria de cuartos de final de la Copa del Rey a la basura con su planteamiento. Bueno, el de Cieza y la defensa con dos errores puntuales. Pero no deja de ser responsabilidad del técnico rojillo, ya que sacó a los menos habituales a unas alturas de la competición en la que se debe empezar a apostar por ir a por ella.

Encima, para más inri, el entrenador saltó a la palestra tras el encuentro defendiendo su apuesta, alegando que los que jugaron son también titulares, que en este equipo todos valen lo mismo que si tal y cual, Pascual. Pero de eso nada, monada. Y no hay más que ver cómo fue el encuentro. Hasta que saltaron al terreno Camuñas y Walter Pandiani, disparamos con fogueo. A pesar de la buena actitud del ratón Galán, al que le faltan galones para curtirse más en esto de la Primera. Y a pesar también de la buena intención de Dady al que, por mucho que le dejen, no marca ni al arco iris.

Saltaron el de Parla y el uruguayo (¡cómo me gusta la palabra uruguayo, más dicha por un autóctono, tal que "uruguaso"!), digo que entraron con el 1-0 y empezamos a asustar a Mario. Azpilicueta siguió empeñado en no tener su noche y cedió el segundo gol, con un mal despeje que Diop colocó donde dormitaban las arañas. Mal pintaba la cosa, aunque con pólvora arriba, igual había milagro.

El primer tiempo fue para tirarlo a la basura, pero no a la que se pudiera rescatar algo, no. Directamente al centro de tratamiento de residuos, sin que mediara paso alguno de los camiones de recogida. Zaborra, nada salvable exceptuando la buena actuación de Roberto y el empate a cero camino del vestuario. Muñiz señalaba el túnel. Nosotros al cielo. 0-0 y de momento, buen resultado.

Los últimos 45 minutos, más cuatro de añadido, fueron otra historia. Comenzamos avisando, pero desde lejos y sin peligro. Y los de Portugal se pusieron a la faena. El técnico local sí que era consciente de la importancia de la eliminatoria, unos cuartos de final de la Copa del Rey en los que, si apuestas fuerte, te plantas en la semifinal sin apenas esfuerzo. Al contrario que el Macho Camacho, los Munitis, Canales, Colsa, Christian, Lacén y compañía se batían con los suplentes rojillos. Y comenzaron a desarbolarnos.

Curiosidades de la vida, los goles entraron por la banda de uno de los que son titulares. Azpilicueta no tuvo su noche. Primero, con la internada por la izquierda de Toni Moral por la izquierda, pase raso atrás y zambombazo de Colsa a la escuadra derecha. Inapelable, pero evitable ya que el lateral cortó en un principio, pero careció de contundencia.

Remando a contracorriente llegó el segundo zarpazo. Balón de Roversio que, en vez de romperlo como venía acostumbrando, la cede a Roberto. El portero, en vez de romperla, abre a la derecha a Azpilicueta. Y el lateral, en vez de romperla (vaya tres oprtunidades para sacar el balón), despeja corto. Diop la coge y dispara desde su casa, colando el esférico en la escuadra izquierda de la meta rojilla, con Roberto de visita por el área grande y lejos de su posición. Hasta se arrodilló el meta cuando entraba la pelota, en clara muestra de penitencia.

Parecía que los planes de Camacho por tirar la competición a la basura salían a la perfección. Hasta que llegaron la pareja de reporteros dicharacheros de Osasuna. Camuñas ganaba una carrera por la derecha, dentro del área. Recortaba con su plumilla a un rival, sentándolo. Retrasaba la primicia primiciosa al veterano escriba Walter Pandiani, el Rifle afinaba la puntería y con el estilete zurdo, colocaba el balón pegado al palo derecho, haciendo inútil la estirada de Mario. Minuto 88. 2-1. Y el charrúa, de muckraker total, tirando por tierra los planes de su entrenador.

Buen resultado rescatado de la basura que nos permite ser optimista de cara a la vuelta. Aunque ojo, no va a ser nada fácil. A ver si el Racing se desinfla en Pamplona, si los nuestros plantean el encuentro como contra el Hércules (mismo marcador en la ida) y somos capaces de plantarnos en la penúltima ronda del torneo del KO. Atlético o Celta? Visto lo visto en el Calderón, casi es mejor que pasen los de Abel, ya que los gallegos son capaces de tumbar a quien se le ponga por delante. Pero antes, a la Liga, que queda tajo. A ver si en Xerez juegan los menos habituales... o los suplentes.

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!

Etiquetas
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra