x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
El Forofillo : El blog de Fran Pérez
El Forofillo : El blog de Fran Pérez

Igual que Alonso

El Forofillo Fran Pérez

Igual que Alonso

JESÚS CASO
05/01/2007 a las 21:34
Etiquetas
A+ A-

Este fin de semana comenzaba el Campeonato del Mundo de Fórmula 1. Ya teníamos ganas de volver a respirar el olor a gasofa y de mancharnos el buzo con los neumáticos nuevos. Pero sobre todo, teníamos ganas de volver a ver al huaje dando espectáculo.

Porque vamos a ser sinceros. Un fin de semana para un adicto a los deportes no es lo mismo sin la Fórmula 1 o las motos. Que no sólo de fútbol vive el hombre, cariño, que ya habrá algún día en que no baje al estadio ese al que le hemos cambiado el nombre. O no. Pero para que el período de asueto laboral (para algunos, ojo, que no para el menda) de sábado y domingo sea perfecto, qué mejor que doble ración de adrenalina deportiva a través del tubo catódico. O en directo, of course.

Tras los entrenamientos (tanto oficiosos como oficiales), el asturiano se colocó tras la estela de los rojillos del Caballino Rampante y saliendo por la parte sucia de la pista. Que digo yo, qué pasa?Echan tierra o trozos de neumático para los que salen en el lado derecho? Pero lo que importa no es eso. Lo que importa es la posición que ocupaba el piloto español: el cuarto.

Cuarto como cuatro son los jinetes del Apocalipsis. Cuarto como cuatro son también los Evangelios. Como cuatro son las ruedas (útiles) de un coche. Como los elementos, aire, agua, tierra y fuego. Cuatro como los puntos cardinales. Y cuarto, como Osasuna. Otro dato que nos hace ser optimistas de cara al futuro.

Precisamente optimismo es lo que sacamos cada aficionado en nuestros bolsillos, tras la victoria contra el Barcelona. Por mucho que se empeñen los compis periodistas, el Barcelona no es el mejor equipo de Europa. Es el mejor equipo del mundo. Y punto pelota. Da miedo verles jugar, a la par que gloria. Y nosotros les ganamos, sí, los provincianos del Osasuna de Pamplona. Toma jeroma, pastilla de goma! Y encima, mantuvimos la cuarta posición que da derecho a jugar la Liga de Campeones. Competición, por cierto, que comienza con grupos de... ¡cuatro equipos!

Sobra cualquier elogio a nuestros chicos. Todas las flores se las echaron los rivales y el público, perfectamente dirigidos por la batuta de unos Indar Gorri recuperados de su faringitis política. Para el que no haya visto el encuentro, creo que es suficiente con decir que la labor del equipo borró del campo a Ronaldinho (sin sus Danets) y a Etoo (sin sus Piuma). Eso sí, dos balones que metió el gaucho y caracol y medio de Larrson. Con uno menos. Para temblar...

Ahora viajamos a por el Espanyol, en un partido en el que tenemos mucho que ganar y poco que perder. Esto va tomando forma, vamos camino de batir todas las marcas de puntuación y todavía es posible seguir soñando. Porque si se gana en Barcelona, podríamos dar un paso casi definitivo para aspirar a la mayor competición europea (y casi mundial) de fútbol por equipos. Lo dicho. Sólo faltan cinco victorias, con once partidos por delante.

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!

Etiquetas
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra