Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

TRIBUNALES

Los herederos de Blesa tendrán que pagar las posibles indemnizaciones

De los frentes judiciales que Blesa tenía abiertos, es el de las tarjetas ‘black’ por el que más pueden temer su descendiente y cónyuge

Ampliar Miguel Blesa, expresidente de Caja Madrid
Miguel Blesa, expresidente de Caja Madrid
  • Colpisa. Madrid
Actualizado el 21/07/2017 a las 06:00
El fallecimiento del expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, no tiene por qué librar a sus herederos de hacerse cargo de las indemnizaciones y todo tipo de pagos impuestos por la Justicia, a raíz de las causas abiertas contra el banquero. Aunque la heterogeneidad de casos -encima de la mesa de sus abogados hay sentencias recurridas, apertura de juicio oral e instrucciones en desarrollo- impide establecer una norma general, la ley indica que con la muerte de un procesado, "la acción penal se extingue, pero subsiste la civil contra los herederos".
De los frentes judiciales que Blesa tenía abiertos, es el de las tarjetas ‘black’ por el que más pueden temer su descendiente y cónyuge -en principio, las personas vinculadas en primer grado con el fallecido-. El hecho de que exista una sentencia condenatoria de febrero -fijaba seis años de cárcel- es clave para determinar sus consecuencias. El fallo les obligaría a asumir la multa de 109.000 euros y la devolución conjunta de los 9,4 millones gastados entre los titulares de las tarjetas. El beneficiario sería Caja Madrid -ahora Bankia-.
Al encontrarse recurrida esta sentencia, el proceso planteado por Miguel Blesa ante el Supremo se anula de forma automática tras su muerte. Pero la ley permite a los herederos plantear ese recurso para evitar que la condena sea firme: si el Supremo les diera la razón, evitarían el pago asociado a la misma; en caso contrario, tendrían que asumir la responsabilidad pecuniaria.
Ante la incertidumbre en torno a su patrimonio y a las deudas que mantuviera Miguel Blesa, los beneficiarios pueden repudiar la herencia, rechazando así tanto los posibles bienes con los que se quedarían como las obligaciones que hubiera contraído con terceros. Porque si la aceptan, lo hacen sobre el conjunto -dinero, inmuebles, créditos, etc.-. Es decir, asumen los ‘pros’ y ‘contras’ de la misma.
Las otras dos causas que acechaban sobre Blesa eran la relacionada con los sobresueldos en Caja Madrid -a la espera de la apertura de juicio oral- y la de las participaciones preferentes -en fase de instrucción-. Las consecuencias civiles de estos procesos para sus herederos presenta algunos matices. Como en el caso de las ‘black’, la responsabilidad penal se anula por el fallecimiento. Pero en el caso de la civil, podrían tener que hacer frente a las indemnizaciones millonarias que se fijen en el futuro en ambos juicios. Solo si las acusaciones hubieran hecho reservas expresas de las posteriores acciones civiles a ejercer, podrán dirigirse contra los sucesores de Blesa, que siempre pueden rechazar previamente la herencia y desligarse de esos fallos.
volver arriba

Activar Notificaciones