Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

PODEMOS

Iglesias deberá renunciar a parte de su poder interno para imponerse sobre Errejón

Pablo Echenique y los anticapitalistas exigen a cambio de su apoyo que el secretario general ceda competencias a las bases de Podemos

Íñigo Errejón y Pablo Iglesias, en el Congreso.
Íñigo Errejón y Pablo Iglesias, en el Congreso.
  • COLPISA. MADRID
Actualizada 08/12/2016 a las 06:00

Pablo Iglesias tendrá que pagar un precio a cambio de asegurarse los apoyos necesarios para imponerse sobre Iñigo Errejón en el pulso interno que mantienen las dos máximas figuras de Podemos.

Si el secretario general quiere contar con el respaldo de los anticapitalistas y Pablo Echenique de cara a la próxima Asamblea Ciudadana estatal, como contraprestación deberá renunciar a muchos de los poderes que a lo largo de los dos últimos años le han permitido controlar la formación con mano de hierro.

Echenique pasó la factura tan solo un día después de anunciar su apoyo a las tesis de Iglesias respecto a la fórmula de voto en la Asamblea Ciudadana. Así, el secretario de Organización valoró que "es sano" que tanto el líder nacional como los regionales "cedan capacidad de decisión a las bases de Podemos". Según justifica, una Secretaría General todopoderosa pudo resultar útil en los orígenes de Podemos, un momento en el que se debieron tomar decisiones con agilidad para afrontar las sucesivas citas electorales que deparó el calendario. Ahora, en cambio, "el ciclo electoral se ha cerrado y toca ir a una nueva organización donde las decisiones no se tomen a toda velocidad". Sin nuevos comicios en el horizonte, es la hora de devolver la voz a los círculos, resume el barón aragonés.

Anticapitalistas, el alma más izquierdista y asambleario de Podemos, ya incidió el pasado lunes en la necesidad de revisar las amplias competencias de las que goza el secretario general. "Necesitamos un Podemos democrático donde el poder emane de las bases y no de los secretarios generales", afirmó a través de un comunicado la corriente que lideran Miguel Urbán y Teresa Rodríguez. Anticapitalistas es una pieza clave en el pulso que mantienen Iglesias y Errejón. Solo gracias a su apoyo el oficialista Ramón Espinar logró imponerse a la candidatura afín al número dos del partido en las primarias en la Comunidad de Madrid y esta circunstancia podría repetirse en la Asamblea Ciudadana nacional. De momento, Anticapitalistas ya ha avanzado que no descarta presentarse al cónclave nacional con un proyecto propio, una amenaza que obliga a Iglesias a mostrarse generoso ante las exigencias que le planteen si quiere contar con su apoyo.

Echenique, Urbán y Rodríguez ya defendieron la descentralización interna en la Asamblea fundacional de Vistalegre, celebrada en octubre de 2014. Su propuesta era una organización con tres secretarías generales, algo que rechazaron de plano Iglesias y Errejón, por entonces embarcados en un mismo proyecto. "Ya me gustaría a mí descargarme de responsabilidad, pero tres secretarios generales no ganan las elecciones a Pedro Sánchez y Mariano Rajoy, y uno sí", justificó entonces Iglesias. Según manifestó este miércoles Echenique, Iglesias está ahora a favor de revisar a la baja sus competencias. Esta actitud del líder del partido contrasta con la forma con que ha llevado las riendas del partido a lo largo de los dos últimos años. A Iglesias no le ha temblado el pulso a la hora de, por ejemplo, destituir de forma unilateral a Sergio Pascual, anterior secretario de Organización y uno de los principales colaboradores de Errejón. Fue esa decisión precisamente la que abrió la caja de los truenos entre los dos máximos dirigentes de Podemos.

DESCENTRALIZACIÓN

La descentralización respecto a la dirección y el secretario general nacional es uno de los grandes debates que deberá afrontar Podemos de aquí a la Asamblea Ciudadana, que previsiblemente se celebrará el 11 y 12 de febrero. La cuestión que se abre es hasta qué punto debe despojarse al líder del partido de las facultades para controlar a las organizaciones territoriales. En este punto Echenique reconoce que, de pasarse de frenada, Podemos corre el peligro de convertirse en unos "reinos de taifas". "En el magullado cuerpo del PSOE hemos visto lo que puede ocurrir en un proyecto de ámbito estatal cuando las baronías son las que más mandan", advierte el secretario de Organización.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE