TERRORISMO

Francia entregará a España cientos de miles de documentos y armas de ETA

Los servicios antiterroristas y la Audiencia Nacional intentarán reabrir con ese material causas sobre atentados sin esclarecer

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha presidido en Pamplona un acto de concesión del uso de la bandera de España a la Jefatura Superior de Policía de Navarra.

Jorge Fernández Díaz, en Pamplona

EFE
Actualizada 01/06/2016 a las 19:11
Etiquetas
  • COLPISA. MADRID
Los servicios antiterroristas de la Policía y la Guardia Civil se preparan para una verdadera avalancha de trabajo los próximos meses. El Gobierno y la justicia francesa han accedido a la reiterada petición del ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, para entregar la inmensa mayoría de los documentos y material de todo tipo -incluidos artefactos y armas que no estén involucradas en atentados en el país vecino- incautados en las últimas décadas a la banda terrorista ETA. La intención de Interior es que todos estos "cientos de miles" de pertrechos y dosieres sirvan para esclarecer los atentados de la organización armada en España aún sin resolver, amen de incorporar este material al Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo.

Según revelaron fuentes de Interior, el acuerdo para este "procedimiento sin precedentes en la cooperación antiterrorista entre ambos países" se venía gestando desde hace meses entre Fernández, su homólogo galo, Bernard Cazeneuve, y la juez antiterrorista Laurence Le Vert, que ha sido la encargada de ordenar y catalogar las causas y material que se va a entregar a España.

El protocolo que da luz verde a esta entrega masiva de material fue cerrado el martes pasado, por la tarde, en la sede del ministerio del Interior en Madrid, en un encuentro entre el presidente del Tribunal de Grande Instance de París, Jean Michel Hayat; el Secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez; y el Presidente de la Audiencia Nacional, José Ramón Navarro. Hayat, en esa reunión, entregó ya a las autoridades españolas "información detallada sobre la situación procesal, física y de disponibilidad de gran cantidad de efectos incautados a ETA a lo largo de años de lucha hispano-francesa en suelo galo". Todo ese material, en realidad, es el que lleva meses ordenando la juez Le Vert, que antes de jubilarse quiere hacer "el último servicio" en la batalla contra la banda terrorista, en palabras de los responsables de Interior.

Este procedimiento, que según Interior "permitirá que Francia entregue a las autoridades españolas gran parte de la historia judicial de la lucha contra ETA en Francia", incluye material de muy diversa naturaleza: documentos en soporte papel, una "inmensidad de terabytes de documentación informática de ETA", armas, ingenios explosivos y "otros elementos localizados a las diferentes cúpulas y aparatos de la organización terrorista en Francia".

Los responsables del departamento que dirige Jorge Fernández, a modo de ejemplo, explicaron que solo la instrucción judicial referida a la detención del cabecilla etarra Mikel Albisu Uriarte, 'Mikel Antza', en octubre de 2004, contiene unos 2.500 sellos judiciales, muchos de ellos con varias decenas de documentos. O lo que es lo mismo, solo el expediente de 'Antza' son varios miles de documentos y efectos.

"FRENÉTICO"

Interior destaca el "trabajo frenético" al que se van a enfrentar durante los próximos meses jueces y agentes "para la identificación y selección de los efectos de mayor relevancia entre los cientos de miles de efectos y documentos". Obviamente -explicaron- el objetivo principal a realizar con este material es "contribuir a la investigación de los asesinatos y otros crímenes de ETA sin esclarecer judicialmente". Pero esos pertrechos y, sobre todos los documentos, una vez examinados, pasarán a los investigadores del Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo para incorporarlos a sus bases de datos, pues "contienen una buena parte de la historia de España".

El acuerdo del martes -insistieron desde el ministerio- es un "hito fundamental en la cooperación hispano-francesa". "Es una operación de intercambio de elementos de prueba sin precedentes, de alcance histórico y de gran aprovechamiento en la investigación judicial de crímenes terroristas", apostillaron.
 
Etiquetas
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra