CATALUÑA

Tercera noche de disturbios en el barrio de Gracia de Barcelona

El conflicto corre el riesgo de enquistarse y cada vez se parece más al que ocurrió hace dos años en Can Vies, en el barrio de Sants, ya que los manifestantes no son capaces de controlar a los violentos

Tercera noche de disturbios en el barrio de Gracia de Barcelona

Miembros del cuerpo de bomberos apagan el fuego en los contenedores en la calle Gran de Gràcia de Barcelona.

EFE
Actualizada 26/05/2016 a las 09:02
Etiquetas
  • cristian reino , barcelona
Tercera noche de disturbios en el barrio de Gracia, en un conflicto que corre el riesgo de enquistarse y que cada vez se parece más al que ocurrió hace dos años en Can Vies, en el barrio de Sants. El símil consiste en que los manifestantes no son capaces de controlar a los violentos.

Y es que, cuando parecía que la manifestación convocada esta tarde por los colectivos de ocupas para protestar por el desalojo del lunes y como repulsa también por las cargas de los dos días anteriores podía concluir sin incidentes, algunos grupos de descontrolados se han dispersado y han empezado con la quema de contenedores, cajeros, mobiliario urbano y han destrozado una oficina bancaria de La Caixa. A partir de ahí, la Policía ha iniciado las cargas y se han reproducido los enfrentamientos con los manifestantes. La Policía, en todo momento, ha acordonado el llamado Banco Expropiado, el local ocupado que fue desalojado el lunes pasado. En la noche del martes, dos jóvenes intentaron volver a ocuparlo, lo que derivó en altercados. Esta noche, los Mossos han cambiado de estrategia y en todo momento han ocupado el perímétro del local para evitar que nadie pudiera entrar.

Los activistas, encapuchados, han lanzado piedras, botellas, petardos, materal pirotécnico y hasta bengalas. Han formado barricadas de guerrilla urbana para dificultar la movilidad de las furgonetas de los Mossos. Todo se ha radicalizado hacia las 11 de la noche cuando los ocupas, desde su cuenta oficial de Twitter, han anunciado que la manifestación estaba desconvocada.

Se da la circunstancia de que en la manifestación, que ha recorrido las calles de Gracia con un millar de personas, iban dos diputadas de la CUP, Eulàlia Reguant y Mirei Vehí. Justo después de que la formación anticapitalista protagonizara por la tarde un duro enfrentamiento con el director de la Policía catalana en el Parlamento. La CUP ha pedido su dimisión por los métodos "violentos" de los Mossos. Albert Batlle, director general de la Policía, ha acusado a la CUP de amparar a los violentos. "Lo único violento, brutal y descontrolado que hay es la actuación de la gente que ustedes amparan con sus palabras", ha espetado a la izquierda radical, en la comparecencia que ha realizado en la Cámara catalana para dar cuenta de la operación policial del lunes y el martes.
Etiquetas
Selección DN+


volver arriba
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra