Primeros disparos al aire por parte de tropas rusas

300 soldados ucranianos se dirigen a la base aérea de Belbek. Quieren recuperar sus puestos de trabajo, un día después de verse obligados a entregar el mando a los rusos. No van armados. Tan sólo empuñan la bandera de Ucrania. Al fondo, apostados varios soldados rusos tratan de disuadirlos disparando al aire, pero no lo logran y las tropas ucranianas siguen avanzando. Se escuchan más disparos disuasorios. Los rusos les encañonan y gritan que retrocedan que dejen de provocarlos, o de lo contrario les dispararán a las piernas. Pero el jefe de la tropa intenta dialogar con ellos. Les advierte de que les están grabando y de que ellos tienen el apoyo de EEUU. Quieren negociar pero al final se han tenido que dar media vuelta. Un episodio en el que se han escuchado los primeros disparos desde la invasión rusa, que refleja la situación critica que vive Crimea.
Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+