Vuelven a fallar los avisos de AEMET tras la intensa tormenta de ayer en Pamplona

Siguen sin correr buenos tiempos en AEMET, al menos en Navarra.

Ayer nuevamente se produjeron lluvias intensas con problemas y algunas pequeñas inundaciones y de nuevo los avisos estaban mal puestos. Esta vez le tocó el turno a Pamplona y parte de su cuenca, donde hubo que cortar algunas calles, y en el caso de Beriáin, llegó a caer parte del techo de una guardería.

En la A12, entre Legarda y Obanos, se produjeron desprendimientos por la crecida de un barranco, provocando un accidente con dos heridos leves.

Existía un aviso de nivel amarillo en el Pirineo Navarro por acumulaciones de 15 litros en una hora o de 40 en 12. El resto de la comunidad estaba sin avisos. Pues fue justamente en al zona centro donde se produjeron las cantidades de lluvia más importantes, y no en los Pirineos.

La estación automática de la propia AEMET en el aeropuerto de Noáin de registro hasta 29,6 litros por metro cuadrado en tan solo una hora, entre las 15.00 y las 16.00 horas. En la estación del Gobierno de Navarra en el centro de Pamplona, fueron 22 los litros caídos en una hora entre las 14:30 y las 15:30. Con estos datos debió de estar activada en la zona centro de Navarra la alerta amarilla por acumulaciones de 20 litros en una hora. Se rozó en el aeropuerto el umbral de alerta naranja, que es de 30 litros en una hora.

Nuevo error de bulto con los avisos tras las graves inundaciones de Elizondo del pasado 4 de Julio. Pero lo que todavía me sigue pareciendo peor, y más triste, es que de nuevo desde AEMET se vuelvan a poner los avisos a toro pasado cuando ya la tormenta había dejado numerosos problemas en Pamplona, Noáin o Beriáin, entre otras localidades. A las 15:55 horas aproximadamente se activó en la zona centro el aviso amarillo por lluvias intensas. Verdaderamente vergonzoso y lamentable.

Es más que evidente que los avisos por lluvias intensas en Navarra no funcionan y es un problema que viene ya de largo. Echando la vista atrás, recordamos las graves inundaciones el pasado 9 de Junio de 2013 en Pamplona o las de Elizondo del pasado mes de julio. En las dos inundaciones, los avisos de AEMET estuvieron mal puestos, y en las de Elizondo, nuevamente a toro pasado, se activaron las alertas en la vertiente cantábrica de Navarra cuando la capital del Baztán estaba ya completamente anegada.

Desde hace unos meses los avisos de fenómenos adversos para Navarra se realizan desde la sede de AEMET en Madrid, y no desde Zaragoza. Por lo tanto, a la hora de buscar responsabilidades en las inundaciones de Elizondo, o en los problemas de ayer, habrá que mirar hacia la capital de España, y no hacia la capital maña. Parte de responsabilidad en todo esto también la tiene el delegado de la agencia en Navarra, Javier Rodríguez Marcos, ya que es el máximo responsable de la misma en la Comunidad foral.

Hace tan solo diez días nos informaban de que AEMET estrenará un nuevo superordenador que, según la propia Agencia, ayudará a mejorar las predicciones y a que éstas sean más precisas.

Dudo mucho de que las predicciones vayan a sufrir mejoras con respecto a las actuales, pero daremos un voto de confianza.

En cuanto a las tormentas de ayer, diremos que fue lo que se denomina una “línea de turbonada” la responsable de las intensas tormentas que tuvimos. Se formó en una línea  que abarca desde Baztán hasta Puente la Reina, y de ahí fue avanzando hacia el norte y este de la comunidad, siendo en la zona centro de Navarra donde más se reactivó.

Hoy viernes tendremos un día gris y húmedo, aunque con pocas lluvias. Será en la zona noreste de la comunidad donde más probables serán las precipitaciones. Las temperaturas máximas en torno a 15/20 grados. Los vientos del sur flojos.

Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *