Como iniciar un proceso de mediación en 5 pasos

Por Maite Ruiz Aquerreta

Es importante que las personas que se encuentran en una situación de conflictividad sepan como se inicia una mediación. Así que hoy en este post vamos a contaros los 5 sencillos pasos que hay que dar para arrancar con ella.

Paso 1

Normalmente, o al menos según nuestra experiencia, es una de las partes la que se pone en contacto con nosotras, generalmente por teléfono, y solicita una primera cita en el despacho. En esa conversación indagamos sobre el ámbito del conflicto, por ejemplo, si es familiar, empresarial…. si es de pareja, le preguntamos sobre las opciones de que vengan ambos al despacho y en función del nivel de comunicación que tienen entre ellos y del conflicto mas o menos abierto que mantienen vemos la idoneidad de que vengan ambos, pero tal vez no a la vez.

Paso 2

Recibimos en el despacho a la persona que nos ha llamado y le pedimos que nos cuente que es lo que le ocurre. En este primer encuentro participan 2 mediadores de diferentes perfiles (abogado y psicólogo). El cliente nos hace una descripción de la situación que esta viviendo y escuchamos de manera activa su relato. Esta suele ser una sesión de al menos una hora de duración. En ella recogemos toda la información necesaria para realizar nuestro análisis del conflicto.

Paso 3

Después de la sesión del paso 2, nos reunimos para hacer una puesta en común de las mediadoras en la que diseccionamos los elementos presentes en el conflicto que nos ha expuesto el cliente y con ello diseñamos el proceso de intervención más adecuado

Paso 4

Nos ponemos en contacto con la otra persona inmersa en el conflicto y le invitamos a venir a nuestro despacho. Este paso es muy importante y determina la posibilidad de que pueda llevarse a cabo una intervención positiva del conflicto como puede ser una mediación. En muchas ocasiones, nos ocurre que la persona que nos ha llamado y con la que ya hemos estado, nos dice que va a ser imposible que el otro/a venga al despacho. Nos lo suelen describir como alguien intransigente, cerrado, enfadado y poco accesible. Aquí es cuando le decimos al cliente que no se preocupe, que eso forma parte de nuestro trabajo y que vamos a intentarlo. Nuestra experiencia nos dice que en un porcentaje casi del 100%, las personas con las que nos ponemos en contacto vienen a nuestro despacho. Realmente no pierden nada por escucharnos…… ¿no?

Paso 5

Una vez que ambos conocen en que consiste la mediación, cual es nuestro método de trabajo y a nosotras, elaboramos un presupuesto previo sobre el coste que va a tener su asunto. Ambos lo estudian y deciden iniciar la mediacion.

Ahora ya están en disposición de elegir con toda la información obtenida. ¿Te gustaría tener tú también esta oportunidad? ¡Si es así, ven a conocernos!

¡Seguimos en contacto!

Esta entrada fue publicada en decisión, mediacion y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *