Riesgos psicosociales y mediación en las organizaciones

por Maite Ruiz Aquerreta

La mediación es como otras, una herramienta que puede ponerse al servicio de las organizaciones. Las empresas, como todos aquellos espacios compartidos por personas, se convierten en un caldo de cultivo adecuado en el que pueden proliferar los conflictos de manera inevitable.

La primera aportación de la mediación a este tipo de situaciones, es la visión del conflicto como oportunidad. Las organizaciones suelen designar personas responsables de la resolución de los conflictos. Son aquellos en los que recae la obligación de resolver asuntos como peleas entre compañeros, mal ambiente laboral, rifi rafes entre departamentos…etc. se encuentran muchas veces perdidos en un ir y venir de explicaciones, justificaciones y argumentos que pretenden siempre colocar una parte como la buena y la otra como la mala.

Hay ocasiones en las que está claro cómo actuar: cambios en los turnos, cambios en los procedimientos laborales, medidas organizativas…u otras. Pero, ¿y si esto no se puede hacer? ¿Qué opciones tenemos? Las clásicas siempre han sido, sanciones, expedientes, y es casos extremos, despidos. Pero si resulta que estas opciones tampoco nos satisfacen, porque ni queremos ni podemos prescindir de cierto trabajador o trabajadores cualificados que están formados en su tarea, que cumplen con sus obligaciones laborales, tienen un alto índice de productividad y eficacia en el desempeño de la tarea, ¿Qué hacer?

Supongo que esas personas responsables en la empresa de que se cumplan las condiciones de trabajo que favorezcan la salud del trabajador, habrán probado alguna estrategia, como hablar con uno, con otro….juntos, por separado….pero nada. No solamente no ha tenido solución, sino que parece que otros ingredientes, como la rumorología, están dañando más si cabe el clima laboral.

A esto puede añadirse, que algún otro trabajador esté aprovechándose, porque le favorece la situación de desorden, sabe que en este escenario de dificultad puede obtener su oportunidad, su beneficio, su ascenso, traslado u otra inquietud laboral.

Al empresario y a los responsables de la gestión de personas en la empresa, que se encuentran aquí, les hacen falta aliados….

Uno de ellos y muy importante es la evaluación de riesgos psicosociales. Se trata de una gran herramienta a nivel preventivo que, además de ser un requisito legal, nos da en su análisis una fotografía real de los diferentes asuntos que mide. En la batería del Instituto Navarra de Salud Laboral, son los siguientes:

  • Participación, implicación, responsabilidad
  • Gestión del tiempo
  • Formación, información, comunicación
  • Cohesión del grupo
  • Acoso laboral, más conocido como Mobbing

Como decimos la evaluación de riesgos psicosociales es una herramienta preventiva, de la que obtener unos resultados a nivel cuantitativo y cualitativo, que nos pueden dar pistas sobre futuras acciones a llevar a cabo que minimicen esos riesgos, permitan detectarlos de manera precoz y reviertan en una mejora de las condiciones de salud de todos los trabajadores.

Así pues, otra gran herramienta aliada del empresario, es el plan de acciones que emana de la evaluación de riesgos psicosociales una vez analizada.

Pueden ser diferentes las medidas a tomar, una de las más sencillas, replicables y aplicables a cualquiera de las empresas, sea cual sea su tamaño o el sector de actividad, es la formación. El aprendizaje por parte de aquellos que entendemos que en nuestra organización deben poseer destrezas sobre en este caso, la resolución de conflictos.

Porque no olvidemos, que la verdadera resolución de los mismos, no pasa por dar una sentencia desde una posición de superioridad hacia las partes, sino de intervenir de manera adecuada. Supone prestar atención a las partes involucradas, darles el reconocimiento que merecen y desde ahí poder abrir una nuevo espacio diferenciado en el que la comunicación entre las personas en conflicto adquiera una dimensión adecuada, dando la oportunidad de que ellos encuentren la mejor manera de resolver aquello que les separa, saliendo todos beneficiados en ese entorno de ganar-ganar ( y como nos gusta decir a nosotras “y ganar”, no olvidemos que la tercera ganancia para el entorno en este caso laboral, es tremendo).

Esto dicho así, parece fácil, pero no lo es, pensemos en la cantidad de ocasiones que hemos creído poder ayudar a otros a resolver sus cuitas y hemos salido escaldados, ¿verdad?

Así que la formación a personas de nuestra empresa en este asunto, dotarles de estas capacidades de comunicación y de negociación como técnicas de resolución adecuada de los conflictos, es también una gran herramienta. De hecho podemos afirmar que en las empresas en las que han recibido dicha formación, se han percibido los cambios y su utilización es frecuente.

Pero y si ya llegamos tarde, si nuestro problema entre personas escapa a nuestro control y a nuestra intervención, ¿Qué podemos hacer?

Aquí entra en juego la mediación. La intervención de un equipo de personas expertas en el manejo de las estrategias adecuadas para realizar como primer paso una recogida de datos en la organización que permitan un análisis de la situación a día de hoy y de la conflictividad que está dando tantos problemas.

Nuestra recomendación es hacer un trabajo que debe ser lo mas completo posible que incluya los siguientes puntos:

  • Búsqueda de personas implicadas
  • Estudio de lo acontecido hasta ahora
  • Enfoque adecuado al problema
  • Análisis de factores del entorno que pueden estar provocando o sosteniendo la situación
  • Fotografía de situación actual
  • Diagnóstico del proceso conflictivo
  • Elaboración de entorno posibilitador de acuerdos
  • Indicación de agentes inductores de cambios
  • Entrevistas con partes implicadas (que pueden ser más de las que creemos a priori)
  • Creación de alternativas posibles
  • Acompañamiento en la toma de decisiones responsable
  • Búsqueda de acuerdos y solución final

Mediación Navarra es una empresa dedicada a la prevención, gestión y resolución de conflictos. Nuestra actividad en la prevención está ligada a la detección precoz de los riesgos psicosociales. En la gestión, se convierte en la formación y preparación a las personas de la organización para que sepan intervenir en situaciones de riesgo o de conflictividad incipiente. En la intervención, nuestro papel es intervenir de manera clara con diferentes personas en diferentes estamentos de la organización para lograr acuerdos satisfactorios que permitan continuar con la labor productiva y si es posible, aumentar los beneficios empresariales.

¡Seguimos en contacto!

Esta entrada fue publicada en comunicacion, conflicto empresarial, empresa, ganar-ganar y ganar, mediacion, negociacion, prevencion, prevención de riesgos laborales, RRHH y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *