Reverdecer laureles

Anda que no hacía tiempo que la hinchada rojilla soñábamos con vivir días como los de ahora, de vino y rosas, de alegrías y emociones positivas, de victorias recientes y de sabores dulces en Pamplona, en El Sadar de donde apenas se escapan puntos este año y el equipo está cimentando su buena marca precisamente donde debe hacerlo, en casa. Anda que no hacía tiempo.

Kike Barja trata de marcharse de su par. AZCONA

Tiempos ha de aquellos encuentros en los que los jugadores rivales jugaban atenazados, con escalofríos en la médula espinal, que si esa señora me mira mal y ese niño me ha escupido, de alboroto desde el respeto pero para amedrentar al rival y dejarlo en menos, apagar su fuego y su calidad, hacer que los rojillos jueguen con uno más, merced a esas alas que llegan desde la grada desde el minuto 1 hasta el 93. Anda que no hacía tiempo.

Osasuna, el de Jagoba, sigue asentándose, reverdeciendo viejos laureles que tantas tardes de gloria trajo a nuestro panorama balompédico, con los Merino, Lumbreras, Iriguíbel y compañía, o con los Raúl García, David López, Cruchaga y Josetxo. Laureles que tarde o temprano terminarán floreciendo aunque ahora el brote sea nuevo, apenas enraizado y con poco cuerpo. Anda que no, Jagoba.

Anda que va pintando la cosa, y todo ello tras haber jugado contra uno de los equipos que mejor lo han hecho en Pamplona, un Lugo que desde Juan Carlos, casi inexpugnable, hasta Christian Herrera acompañado de Escriche. Porque los gallegos pudieron marcar dos, tres o cuatro goles tranquilamente pero unas veces por su falta de acierto y otras, las más, por la buena labor de Rubén, se fueron de Pamplona de vacío. Anda que no, Juan Villar.

El ariete rojillo no tuvo su tarde. Una, dos, tres, cuatro… Y claras, nada de hacer piruetas o chilenas como la que intentó que casi nos lo deja doblado al pobre. Cuando la cosa está de que no, amigo Juan, ya puedes echarle peras al olmo, no a don Luis, que no hay ni tu tía de que salga la cosa para adelante. Pero como siempre en este proyecto, hasta los errores suman. Esa es la gracia del proyecto de Jagoba, todos suman, hasta los suplentes. Anda que no, primo Íñigo.

El Pérez regresó al verde tras meses lesionado. La apuesta era arriesgada, colocar quilates en el centro, retirar al pelocho y dejar al comodín Sanjurjo de central, que lo mismo sale a la contra, entra a rematar en los córners al primer palo o te alicata el muro para evitar males como el de hace tres años contra el Betis. El caso es que Íñigo volvió falto de ritmo y el arranque del segundo tiempo dejaba un Osasuna acarajado y un Lugo que se lo creía. Anda que no, chavalería.

Porque los del banquillo salieron para sumar. Los visitantes, tras comprobar que no iban a conseguir abrir la lata, empezaron a replegar velas en un tramo final en el que Arrasate sacó a Xisco y a Nacho Vidal para aumentar el mordiente en el área del Lugo. Pero Martín, de nombre Juan Carlos, quería irse de vacío de Pamplona, es decir, sin encajar ni un gol.- Sacaba una, sacaba la otra, sacaba la tercera. A bocajarro a Nacho Vidal, a Xisco casi sin ángulo. Pedía tensión y concentración a su defensa en el minuto 89. Ejercía de líder. Anda que no, quien lo iba a decir…

Listos Torres y Rubén García, este segundo metiendo al cogollo, con Íñigo Pérez golpeando el cuero como podía, mirando con curiosidad, con expectación, con anhelo y deseo la trayectoria que marcaba el cuero para alojarse en el fondo de la red, pegadito al palo derecho. Ni Juan Carlos pudo evitar ese gol. Que si lo evita, anda que no…

Tres puntos a la heroica, reverdeciendo viejos laureles, devolviendo aromas de remontada, de galos contra romanos, de muros infranqueables y desechando la imagen de no hace mucho en la que El Sadar rea un centro de salud del que todos los equipos salían sin puntos. Ahora no. Seis ganados, dos empatados, ninguno perdido. Esta es la carta de presentación del Osasuna de Jagoba Arrasate. En casa, inexpugnables. ¿Y fuera? A ver si de Albacete nos traemos algo más que miguelitos, porque si no…

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!

Acerca de Fran Pérez

Fran Pérez analiza la actualidad de Osasuna y todo lo que afecta a los aficionados y al club navarro. El estado de los jugadores, los partidos en las diferentes competiciones, la marcha deportiva e institucional así como las curiosidades y noticias que afectan a los miembros del Club Atlético Osasuna.
Esta entrada fue publicada en Osasuna. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Reverdecer laureles

  1. Miguelito dijo:

    Ayer a la tarde, yo tuve la oportunidad de ver un video en el YouTube ese, en el que un grupo de 20 hienas hambrientas rodeaban a un rey león, en ése magnífico documental puede verse , que la unión hace la fuerza. Hoy por la tarde he vuelto a ver el Osasuna de antaño, todos unidos sumando fuerzas y reverdeciendo laureles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*