x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

Cruz Roja Navarra apuesta por la mediación social ante el fenómeno de inmigración

El curso se celebrará en Pamplona entre el 17 y el 19 de abril

Actualizada Sábado, 3 de abril de 2010 - 11:55 h.
  • AGENCIAS. Pamplona

Partiendo de la idea de "contribuir a extender ideas y valores de respeto y convivencia", Cruz Roja apuesta por la mediación social intercultural ante el fenómeno de la inmigración. Con ese objetivo, la Escuela de Mediación Intercultural de Navarra, fundada por Cruz Roja en 2004 con la colaboración de la consejería de Asuntos Sociales del Gobierno foral, ha programado un nuevo curso de "Mediación Social Intercultural".

Su objetivo es clarificar conceptos y procedimientos, así como revisar actitudes en materia de inmigración, de cara a favorecer la atención e intervención de los profesionales con personas y colectivos de inmigrantes, según informa Cruz Roja en un comunicado en el que precisa que el curso se celebrará en Pamplona, los sábados, entre el 17 de abril y el 19 de junio.

Esta iniciativa pretende además ofrecer a los participantes un conocimiento en profundidad tanto de la diversidad cultural que se vive en Navarra, como de las maneras de trabajar con ella desde la perspectiva de la Mediación Social Intercultural.

Para ello, el curso desarrollará herramientas y técnicas encaminadas tanto a la prevención como a la gestión y resolución de conflictos, que se puedan presentar tanto en el ámbito laboral como personal. En el desarrollo de los diferentes módulos se utilizará una metodología teórico-práctica que permitirá trabajar sobre casos reales.

La EMIN, única en estos momentos en el Estado, está dirigida a aquellas personas, con independencia de su procedencia, que tengan un especial interés en formarse en este ámbito, desde profesionales que trabajen con inmigrantes, voluntarios o cualquier persona que, por uno u otro motivo, quiera profundizar en este campo.

Al respecto, Cruz Roja subraya que la sociedad actual está cambiando sustancialmente su composición, tanto a nivel cuantitativo como a nivel cualitativo y así señala que las últimas estimaciones sitúan en un 10% la población inmigrante en Navarra y se calcula que en 8 años, uno de cada cuatro habitantes de la Comunidad Foral procederá de una cultura diferente a la navarra.

Aunque "el aspecto cuantitativo es sumamente importante para establecer una visión global respecto a la evolución poblacional del colectivo", a la EMIN le interesa más lo que se refiere "al cambio de composición cualitativo, y concretamente al cambio que ha supuesto para la sociedad navarra el entablar nuevas relaciones con personas procedentes de otros países".

En este sentido reconoce que dentro de cualquier interrelación surgen fricciones de diferente intensidad, que se acrecientan cuando se introduce el componente de la diferencia cultural, como hábitos, costumbres y usos diferentes a los nuestros.

Esto, según indica, "es debido a la incapacidad del individuo (ya sea autóctono o extranjero) de aceptar la diferencia e incluso de asumirla como un hecho capaz de aportarle y enriquecerle".

"Con el aumento del número de inmigrantes que habitan en nuestra comunidad, más visibles se hacen los conflictos entre autóctonos y éstos", afirma, por lo que considera "necesario solventar las diferencias de convivencia (incluso mediante la intervención de una tercera persona), con el fin de prevenir que las mismas se conviertan en un foco de conflicto social".

Por eso y "siguiendo la máxima de prevención, como actitud primordial ante todo conflicto", Cruz Roja Navarra entiende que "cuantas más personas compartan esta filosofía y desarrollen las capacidades más adecuadas para mediar durante la relación diaria, menor será el riesgo de que se generen animadversiones sociales".

La EMIN cree "necesario e importante formar a mediadores interculturales, ya que las posibles fricciones que existen o puedan existir en base a diferencias culturales, se encuentran en una fase inicial", a lo que añade que "otras formas de intervención en la resolución de conflictos no harían más que agravar el problema, ya que dejan a las partes implicadas sin poder de decisión".

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual