x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CULTURA Y SOCIEDAD

Unos payasos diferentes llegados desde Rusia

El Teatro Gayarre ofrece hoy y mañana un espectáculo ofrecido por el Teatro Licedei de San Petersburgo

Actualizada Viernes, 12 de diciembre de 2008 - 04:00 h.
  • SARA NAHUM . PAMPLONA

Cuentan historias a través de la mímica. Sin palabras. Sólo gestos y muecas. El teatro Licedei de San Petersburgo, el más importante grupo de payasos de Rusia, exhibe su espectáculo Semianykihoy y mañana en el Gayarre a las ocho de la tarde. Todavía quedan entradas y cuestan entre 17 y 6 euros.

No son los clown a los que estamos acostumbrados. "El público se equivoca si piensa que va a encontrar en el escenario payasos como lo del Circo", asegura en ruso el director de la obra, Boris Petrushanskiy. La traductora Inga Kucan es quien hace comprensible este mensaje. También el de la actriz principal, Olga Eliseeva: "Nuestro espectáculo es más profundo de lo que puede parecer viendo los carteles y el tipo de maquillaje que llevamos", explica.

La obra cuenta la historia de una familia un tanto peculiar. El sobrenombre del espectáculo es: Retrato afilado de una familia enloquecida. Y realmente lo es. El padre es un alcohólico que amenaza constantemente con abandonar la casa. La madre, Eliseeva, es una mujer a punto de dar a luz que aparece siempre con un montón de niños locos a su alrededor que quieren matar a sus padres por el simple hecho de existir. Pero tiene final feliz. "El público sale del teatro queriendo solucionar los problemas que tiene con su familia", asegura el director.

No es la primera vez que el Teatro Licedei de San Petersburgo actúa en Pamplona. Han realizado ya varias giras por nuestro país y las críticas siempre han sido positivas. "Para nosotros es muy importante la opinión de los espectadores españoles porque éste es un país que aprecia el arte", explica Petrushanskiy.

Una historia muda en la que los espectadores se podrán ver reflejados. "Nuestro arte es hacer comprender al público todo sin palabras", dice su director. "Es más fácil llegar al alma de las personas con mímica", añade. Tan sólo una palabra se escucha en todo el espectáculo. El secreto mejor guardado de la función.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual