x
    Navarra
MENDIGORRIA INICIA SUS FIESTAS

Mendigorría lanza su cohete de fiestas a la "romana"

El director del festival romano de Andelos, Pablo Gil García, lanzó el cohete "mirando al futuro" y a la Virgen de la Asunción

Actualizada Sábado, 15 de agosto de 2009 - 04:00 h.
  • G. MÉNDEZ . MENDIGORRÍA

Mendigorría vivió ayer la primera jornada de sus fiestas dedicada a la Virgen de la Asunción. En esta edición de las fiestas el lanzador del cohete fue Pablo Gil García, de 49 años, director del festival romano de Andelos. "Es mi primer cohete, y es una ocasión única en la vida. Aunque para mí es muy especial el Día del niño, también me motiva mucho el chupinazo", comentó antes del lanzamiento.

"Espero que el ambiente de alegría trascienda las fiestas, por eso no me entretendré con discursos. Lo importante es lanzar el cohete y que empiecen las fiestas", reconoció Gil, que antes de los tradicionales "vivas" a la Virgen de la Asunción, exclamó: "¡Por el presente! ¡Por el futuro!" .

Este año, las fiestas contarán con algunas novedades, como el equipo de sonido que estrenó el cohetero o el concurso de zurracapotes, que se celebra hoy en el Riau-riau. "Es una forma de atraer a más gente, porque los dos últimos años han sido un poco flojos", explicó Maite Aizpún García (A. Andión), de 29 años y concejala de festejos de la localidad.

Menos vaquillas y más música

Otras novedades, estas más impopulares, son la reducción del tiempo de vaquillas (de 2 horas y media, a sólo 2 horas) o el hecho de que el Ayuntamiento no ofrezca este año aperitivos. "Hemos quitado media hora de vacas para que haya más tiempo de música a la tarde. Buscamos que la fiesta se viva más por las mañanas", comentó Aizpún, que consideró que el año pasado las actividades funcionaron durante el día. "Las fiestas se presentan bien, porque están pensadas para que se puedan disfrutar por todos los vecinos. Dos horas de vaquillas es suficiente, y los recortes en los aperitivos y comidas son medidas de ahorro impopulares, pero esas no son cosas fundamentales", añadió Javier Osés Zúñiga (A. Andión), de 38 años y alcalde de Mendigorría.

Las novedades, buenas o malas, pasaron a un segundo plano tras el estallido del cohete que anunciaba el comienzo de las fiestas. "Te reencuentras con la gente que no ves el resto del año, y también conoces a personas que se acercan hasta el pueblo. Hay muchas anécdotas y buenos recuerdos, son fiestas largas e intensas", señaló Alberto Izu Lacalle, mendigorrino de 36 años. "Son las típicas fiestas de pueblo, sin el agobio de la gran ciudad, pero con buen ambiente en las calles", comentó Alfredo Muro Ortiz, de 33 años, administrativo del Ayuntamiento y miembro de la charanga Mendigorría. Julio Iriarte Asiain, de 27 años, compartió su opinión. "Hemos ensayado durante todo el año, pero vivimos las fiestas con más juerga que otra cosa. Por fortuna, nosotros no tocamos las dianas, las tocan los gaiteros. A nosotros nos tratan muy bien", afirmó.

Tras el chupinazo y la fiesta en la plaza de los Fueros, la charanga con la comparsa bajó hasta la iglesia de Santa María y se bajó a la Virgen de la Asunción hasta la parroquia de San Pedro, donde la coral de Andión le cantó la Salve. "Las fiestas duran 7 días, y siempre hay algo que merece la pena. Son un punto de encuentro, y la gente hace un esfuerzo por venir aquí y disfrutar con la familia y los amigos", explicó el alcalde. "Aunque llevo ya 8 años con el festival romano, esto es diferente. Ahora vivo las fiestas con más tranquilidad que cuando tenía 20 o 25 años", apuntó Gil. Tras la Salve, hubo música, bingo y el único ganadoque salió ayer por las calles de Mendigorría: el toro de fuego.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Tras el chupinazo, los mendigorrinos organizaron un "tren" humano para bajar con la charanga. JESÚS GARZARON


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra