Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
NACIONAL

Los especuladores vuelven al petróleo

España es uno de los países donde más ha subido la gasolina, que ya cuesta en torno al euro

Actualizada Lunes, 8 de junio de 2009 - 04:00 h.
  • M.J. ALEGRE . COLPISA. MADRID

LOS especuladores han vuelto a los mercados del crudo, animados por los indicios de recuperación económica y por la debilidad del dólar en su canje con el euro. El petróleo alcanzó esta semana los precios más altos de los últimos seis meses, por encima de los 70 dólares el barril de Brent del Mar del Norte, y superando ligeramente los 66 dólares el ligero Texas para entrega en julio.

En España, son las gasolinas las que ahora trasladan más rápidamente los incrementos, y ya se venden a más de un euro el litro -lo que no ocurría desde noviembre- en la gran mayoría de las estaciones de servicio. Sólo en el mes de mayo el tirón ha sido del 5,1% y, del 21% en lo que va de año.

Aunque 70 dólares es menos de la mitad del nivel récord del 11 de julio de 2008 -cuando el barril trepó a 147 dólares-, la escalada del crudo ya empieza a inquietar. El actual precio duplica el mínimo de 32,7 dólares por barril registrado el pasado febrero, y no hay razones objetivas de demanda que justifiquen tan veloz incremento.

Inversores de todo tipo están volviendo a los mercados de materias primas. Entre ellos, los fondos libres, o de alto riesgo, que activan como nadie los futuros petroleros, apostando -muchas veces a crédito- por una evolución al alza del precio del crudo. El secretario general de la Organización de Países Productores de Petróleo (OPEP), Albalá El Badri, acaba de advertir sobre los peligros de ese retorno.

El Badri fue precisamente quien dio la alarma el pasado verano, al detectar la actuación masiva y continuada de especuladores. A los productores les interesa que el precio del crudo evolucione en una relación directa de oferta y demanda para controlar mejor este negocio.

Augurios favorables

Pero el atractivo de invertir en petróleo lo ha incentivado la propia OPEP que, en su reunión de Viena de la pasada semana, optó por "mantener el rumbo" y renunció a aplicar nuevos recortes efectivos de producción como los llevados a cabo en tres ocasiones desde que se desató la crisis. Cierto que tampoco decidió un incremento.

Para eso, las existencias tendrían que caer hasta una cobertura de demanda de 52 días, lo que no es el caso, porque los inventarios tradicionales y almacenamientos en buques superan de largo esa cantidad.

Dirigentes de la OPEP acompañaron su decisión con comentarios que dejan entrever su convicción de que la recuperación económica mundial será más rápida de lo previsto. Con ella se incrementará, sobre todo, la demanda de crudo de los países asiáticos y en especial de China. El propio El Badri consideró lógico que a finales de año el precio del barril de crudo pueda estar entre 75 y 77 dólares.

El papel esencial en esa recuperación lo desempeñará Estados Unidos, una economía muy flexible, que reacciona con mayor rapidez que el resto. Puesto que se trata también de un mercado abierto, los expertos piensan que su salida de la crisis ayudará al repunte de las exportaciones asiáticas, e impulsará avances en todo el mundo.

Por eso, la lupa está puesta en los indicadores norteamericanos, que muestran signos de mejoría. La corrección de los datos del Producto Interior Bruto del primer trimestre, que ahora presentan un deterioro algo menor, o los persistentes aumentos del índice de confianza de los consumidores apuntalan la teoría de que la crisis "ha tocado fondo".

El dólar en horas bajas

Y, en la propia coyuntura energética, los analistas valoraron la fuerte caída de las existencias de crudo en Estados Unidos el pasado mes, descenso que multiplicó por diez sus expectativas.

Finalmente, los inversores, especuladores o no, vuelven los ojos al mercado petrolero cuando el valor del dólar se debilita. El billete verde -que el pasado viernes cerró a un cambio de 1,4166 dólares por euro, el más bajo del año frente a la divisa europea- se resiente de los signos de recuperación de la economía norteamericana porque esas mismas señales hacen menos atractiva la apuesta por el dólar.

Cuando el dólar cae, la cotización del petróleo sube, porque el precio del crudo está denominado en dólares. Los productores de "oro negro" cobran en la divisa norteamericana, y el deterioro de la moneda suele verse compensado por el incremento del precio del barril. Es una pauta que, según los expertos, se cumple en un 90% de las ocasiones.

El banco Goldman Sachs ha revisado al alza sus previsiones de precios del petróleo al calcular que el barril de Texas costará 85 dólares a finales de este año. La entidad preveía con anterioridad que el petróleo terminaría 2009 con un precio de 65 dólares.

Los expertos de Goldman Sachs consideran que el avance en la cotización del crudo, debido en gran parte a la normalización del mercado del crédito, "es probablemente la primera etapa en una escalada del precio" que prevén acompañará a la recuperación de la actividad económica.

En un plazo de doce meses, el barril podría llegar a 90 dólares, mientras que en 2010 alcanzaría hasta 95 dólares. Goldman Sachs estima que la relación entre oferta y demanda será más tensa en la segunda mitad de 2010 a causa de las menores inversiones en infraestructuras petrolíferas.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Una refinería en la ciudad noruega de Mongstad. AFP


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • A que estan esperando los gobernantes para meter mano a los especuladores y evitar una subida artificial del petroleo, si no lo hacen, que no lo haran, no habra ya nadie que les crea cuando dicen que trabajan para salir de la crisis, que lo unico que han hecho hasta este momento es dar mas dinero a los que causaron la crisis para que sigan engordandoTRANQUILO
  • "Brotes verdes" próxima pelicula de Almodovar.Que no nos engañen han reducido la producción para elevar el precio y hacernos pasar por el aro.Ya tengo moto
  • Y ¿ninguna mención al agotamiento de las reservas? ¡Los economistas siempre mirando al dinero en lugar de a la realidad geofísica! Así nos vamos a dar el tortazo que nos vamos a dar... Existe una cosa llamada "techo de la producción mundial de petróleo", que es también un techo para la economía que impedirá la supuesta recuperación económica. Búsquese en Internet por "peak oil" o consúltese http://www.cenit-del-petroleo.infoManuel
  • Qué poco dura la alegría en casa del pobre!! , entre la especulación y la falta real de competencia entre las distribuidoras, estamos siempre en sus manos.Petro-Jetas

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra