x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
FÚTBOL

Aquel inolvidable Osasuna-Recre

Los rojillos se jugaban el ascenso y los onubenses el descenso a Segunda B

Actualizada Jueves, 30 de abril de 2009 - 04:00 h.
  • J.M.ESPARZA . PAMPLONA .

Pocos partidos pueden darse con tanta trascendencia como aquel Osasuna-Recreativo (2-1) en el que los rojillos se jugaban el ascenso a Primera tras seis años de travesía por el desierto de la Segunda, y los onubenses el descenso a Segunda B. Los dos equipos necesitaban ganar para lograr el objetivo, pero sólo uno se saldría con la suya.

Un partido de los de vida o muerte que no decepcionó en cuanto a desarrollo y desenlace. El climax máximo llegó a escasos minutos del pitido final en un córner que iba a sacar el Recre y no quería hacerlo, desveló después el colegiado riojano Amilburu Santamaría. Perdía y el empate no servía para nada, pero provocaría una debacle en el viejo El Sadar.

Un digno rival

El Recreativo fue un digno rival, y sobre todo deportivo. Aterrizó en Noain el sábado a las ocho en punto. Nadie hizo declaraciones excepto su entrenador, Julio Fernández Peguero. "Vamos a hacer nuestro partido", repetía escuetamente. Al final del encuentro se excusó, a través de su jefe de prensa, para no comparecer ante los medios. Estaba hundido. Descendían tras rozar la proeza.

Efectivamente, el Recreativo supo plantear el partido, y jugar con los nervios de los rojillos, que no dieron pie con bolo durante la primera parte. Los onubenses se fueron a la caseta con el 0-1 a favor y, sobre todo, una sensación clara de poder llevarse el partido. Mientras los rojillos no llegaron una vez al portal de Diezma, fue José quien adelantó al Recre en el minuto 12.

El Sadar enmudeció. El inmejorable ambiente se derrumbaba. Nadie confiaba en la remontada y Lotina salió de la caseta con dos cambios, dando entrada a Markovic en la derecha y a Trceziak en la punta, junto a Rosado, que abrió la lata forzando un penalti de los suyos, y que situó para siempre a Pablo Orbaiz en la historia de Osasuna. El centrocampista de Elcano no dudó en asumir aquella tremenda responsabilidad.

Tras Orbaiz, Trzeciak

El cielo se abrió. El ascenso recobró ilusiones y, apenas ocho minutos después, se hizo realidad. En el minuto 20 sacó Markovic un córner, lo peinó Mateo en el primer palo y lo remató Miroslav Trzeciak en el segundo. El delirio. "Para mí fue un orgullo", declaraba el polaco al recordar el gol más trascendental de Osasuna de la década.

Quedaba casi media hora de sufrimiento. En realidad, una eternidad. El tiempo no corría, pero mereció la pena la lucha contra el crono. La gloria esperaba con el pitido final.

Desde entonces el Recreativo no será un equipo cualquiera para los osasunistas. Forma parte de su historia. La pena es que este domingo se repite de nuevo aquella historia. O uno, o el otro.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Arriba: Alfonso, Rosado, Cruchaga, Mateo, Alex y Emilio. Abajo: Yanguas, Iban, Alfredo, Ángel y Orbaiz. DN


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • se me ponen los pelillos d epunta solo de acordarme de aquel día. desde el punto de la mañana x lo viejo, lleno d ebanderas, los balcones, todo pamplona arriba sin dormir.y para colmo, llovió lo q no está en el cielo. ánimo pues!!!txandrio
  • Falta recordar el gol mal anulado a Alfredo. Ya ahi empezaron loas atracos, jejeje. Ese partido es comparable al del Valencia del 4º puesto... SIEMPRE EL SADAR!!!! Aupa Osasuna, que se puede!!!!!!Iñigo C.V.
  • Se me saltan las lágrimas al recordarlo!!!Razi

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual