Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
MÚSICA | SANTI ECHEVERRÍA

Zorongo crece en elegancia

Actualizada Martes, 24 de marzo de 2009 - 04:00 h.

P ARECE que los años les han sentado mejor que bien, porque Zorongo supo demostrar en un entonadísimo concierto de décimo aniversario que saben trabajar y hacer suyos muchos palos, desde ese concepto de música que nace de las raíces del flamenco pero que sabe lanzar muchas ramas diferentes, a cada cual más briosa y transmisora de ambientes y emociones.

Con un par de invitados de excepción, los Ocaña y compañía se mostraron como un grupo que ha llegado a la madurez, que se entiende a golpe de mirada, poderosamente amalgamado, muy empastado tímbricamente, entrando en terrenos arriesgados en cuanto a las armonías expuestas, valiente y sin duda dotado de ese punto magnífico en el que se resuelven las ideas y venidas de la música.

En el escenario de la casa de Cultura de Zizur una hilera de media docena de velas en primer término marcaba el ambiente y el territorio donde se desataría la magia durante dos horas. El grupo, para celebrar en directo su aniversario, se dispuso en una media luna muy andalusí para su sentido concierto de esa música contemporánea que muchos tildan como fusión flamenca cuando ya el flamenco es pura fusión por naturaleza. Las etiquetas a veces ayudan poco. En su fiesta quisieron destaparse en su concepto de música popular que atiende a las raíces, al sur, a los cuatro vientos, al jazz, y que incluso tiene ciertas inspiraciones de música sinfónica.

Abrieron el repertorio con cuatro temas de su último disco El jardín de Yayyán que fueron el propio Azahar al alba, Escrito sobre el huerto II, Cuando revive en la gloria y un Ileileré, buleileréen el que los relevos instrumentales se terciaron como intervenciones de cantaores. En Zorongo instrumentos como la flauta travesera o el saxo entran en las mismas hechuras que la voz de los cantaores. Y la guitarra hace falsetas que abren la puerta de las mil músicas casi desde el primer compás. Además siendo un grupo de esencia instrumental, hay espacios para que María demuestre que desde su querencia de voz lírica puede llegar hasta el terreno más insospechado por el que sus compañeros le hayan abierto la senda. En esos dimes y diretes musicales hay mucha inspiración para cargar las tintas en el sentimiento, pero de nada servirían si no hay talento y trabajo, mucho trabajo.

La segunda parte del concierto celebración fue un homenaje a Miles Davis y al 50 aniversario de la publicación de dos de sus discos básicos Kind of bluey Setches of Spain. Les llevaron evidentemente a un acercamiento claro al jazz pero supieron demostrar que el terreno donde se pueden encontrar con la impronta de improvisación del flamenco es realmente amplio y fructífero. Así, hasta desembocar en su curiosa versión del Time after timede Cindy Lauper y un no menos curioso Txoria Txoridel recientemente desparecido Mikel Laboa, en otro homenaje sobre la quintaesencia de la libertad

La tercera parte del recital tuvo una cara más recogida e íntima, con pequeños dúos y momentos en los que hubo cambios en los papeles instrumentales, con Edurne dejándole el piano a Ekhi para tomar ella misma la voz de la travesera. Fueron tres temas en homenaje a Federico García Lorca y sus poemas sobre El Diván del Tamarit. El concierto había tenido muchos momentos de notable intensidad y ahora abrazaba la pura emoción cuasi desnuda. Después volvieron al combo en sexteto-septeto para ofrecer dos temas que serán de su próximo disco, De verde trigoy Let me see in your eyes. Y finalizaron con El jardín de Yayyán. Genial en su concepto el concierto llegó a su fin para dar tiempo a unos bises con el recuerdo de Triana y su Abre la puerta y de Chic Corea con su Spain, de notable influencia flamenca. Momento dulce para Zorongo que, celebraciones al margen, sigue en están preparando el que será su tercer disco de larga duración.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Varios de los músicos de Zorongo, sobre el escenario de Zizur Mayor. S.E.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Noticias relacionadas

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra