Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
NAVARRA

Música (y cine) para un tiempo de adoración

El ciclo de música religiosa se presenta este año con un marcado tono europeísta y presentará el "Oficio de maitines" de Tomás Luis de Victoria

Actualizada Jueves, 19 de marzo de 2009 - 04:00 h.
  • ION STEGMEIER . PAMPLONA

ACOSTUMBRADOS a las películas de la época, que duraban entre cinco y diez minutos, los espectadores que acudieron el 5 de abril de hace exactamente un siglo al Teatro Gayarre salieron algo aturdidos. ¡Aquella película sobre Jesucristo había durado alrededor de una hora!.

ACOSTUMBRADOS a las películas de la época, que duraban entre cinco y diez minutos, los espectadores que acudieron el 5 de abril de hace exactamente un siglo al Teatro Gayarre salieron algo aturdidos. ¡Aquella película sobre Jesucristo había durado alrededor de una hora!

Cien años después, aquel mismo filme -Vida, Pasión y Muerte de Jesucristo- volverá a exhibirse en Pamplona y en una iglesia, algo realmente insólito. Es la gran novedad del ciclo Música para un tiempo de oración, que este año quiere hacer hincapié en cierto tono europeísta, por aquello de la candidatura de Pamplona a la capitalidad europea de la cultura 2016. ¿Cine en un ciclo de música religiosa? Sí, porque se proyectará acompañado en directo al órgano, como no podía ser de otra manera, por Josetxo Fernández de Ortega Jáuregui, que ha hecho su carrera pianística sobre todo acompañando películas clásicas al piano. Interpretará obras de Faure, Bach, Mozart y Händel, entre otros.

La película, de Nonguet y Zecca, abrirá el ciclo el 24 de marzo en la Iglesia de los PP Carmelitas. El 30 de marzo se repetirá en la Parroquia Nuestra Señora del Huerto, a las 21 horas.

Alberto Cañada presentará la película. El programador de Saide e historiador del cine fue quien tuvo la idea y la propuso al ayuntamiento. Ha mirado en Google y no le consta nada igual. "Es la primera vez prácticamente en el mundo, lo de ver una película en una iglesia con música de órgano en directo, no he encontrado que se haya hecho una proyección de estas características", asegura.

La película se empezó a rodar en 1902 y se acabó dos años después, inspirada en la pintura de Leonardo Da Vinci y en los grabados de Gustavo Doré para la edición de la Biblia en 1886.

Coincide, además, que se cumplen cien años de su estreno en el Gayarre, una de las primeras que tuvo lugar en el cine, según comentó ayer Cañada. "El cine no estaba bien considerado en los grandes salones", dice. Era de la casa Pathé, tan francesa que tenía como logotipo un gallo. "Entre Jesús y la Virgen aparece el gallo para dejar patente el esfuerzo que hicieron", adelanta Cañada.

En aquél estreno pamplonés las crónicas de la época lo calificaron como "49 cuadros en colores", ya que se forma por distintas escenas breves. En este segundo pase se verán 32, ya que algunas se han perdido.

El otro ingrediente audiovisual del ciclo tendrá lugar el 5 de abril en la Catedral de Santa María, con la presentación de un montaje audiovisual sobre la Pasión basado en el libro La Historia de Cristo de Giovanni Papini (1881-1956), con la dirección artística de Pablo Ramos Reketibate. Se trata de un proyecto de la Asociación para la Dinamización de Autos Sacramentales (ADASPA) en colaboración con el ayuntamiento.

En lo que respecta a la música, David Guindano, director de la Coral de Cámara de Navarra, destaca la variedad y la apuesta por las formaciones locales. Los días santos la iglesia de las Recoletas albergará la representación musical de las partes principales del Oficio de maitines compuesto por Tomás Luis de Victoria en 1585. "De lo mejor que ha exportado España a Europa de calidad musical", dice Guindano. Se trata de un miniciclo de tres conciertos interpretados por la Nova Lux Ensemble, acompañados por una Schola Gregoriana de seis voces.

Rara Avis, el nuevo conjunto dirigido por Guindano, debutará con la reconstrucción litúrgica de las Reales Exequias para Fernando VII en Pamplona, en el 250 aniversario de su muerte. Por lo demás, la Coral de Cámara de Navarra ofrecerá un programa de música fúnebre del siglo XVII de Schütz y Purcell: la Coral de Cámara de Pamplona ofecerá el Juxta Crucem con obras de Lotti, Palestrina, Orlando di Lasso, Prés y Sors, entre otros, y el Coro de Voces Graves de Pamplona hará lo suyo con un programa de música sacra de los siglos XIX y XX, entre otros conciertos

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Tres fotogramas de la película Vida, Pasión y Muerte de Jesucristo, de L. Nonguet y F. Zecca (1902-1904). ALBERTO CAÑADA


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Noticias relacionadas

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra