Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

Miles de estudiantes se manifiestan contra el plan Bolonia en toda España

El Ministerio de Ciencia e Innovación estima que la huelga de hoy ha tenido menos de un 2 por ciento de seguimiento

Actualizada Jueves, 12 de marzo de 2009 - 20:59 h.
  • AGENCIAS. Madrid/Barcelona

Varios miles de estudiantes se manifestaron hoy en numerosas ciudades españoles, bajo lemas como 'Ni LOU ni Bolonia, ni precariedad', 'No somos clientes, somos estudiantes' o 'Por una universidad no mercantilizada', para protestar contra lo que consideran una imposición del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), conocido como Plan Bolonia, y pedir un "debate público real".

Como en anteriores ocasiones, las protestas más numerosas, convocadas por la Coordinadora de Asambleas de estudiantes, se han sucedido en Barcelona y Madrid, en donde se ha registrado la detención de un menor, donde se reunieron 6.000 y 2.000 estudiantes respectivamente. Por su parte, el Ministerio de Ciencia e Innovación estima que el seguimiento de la huelga de estudiantes del día de hoy no ha llegado al 2 por ciento.

En la ciudad condal, unos 6.000 estudiantes según la Guardia Urbana, y 15.000 según los organizadores, caminaron desde la Plaza Universitat de Barcelona hasta alcanzar el campus de la Ciutadella de la Universitat Pompeu Fabra (UPF). Allí, con petardos, pitos y silbidos, los manifestantes pidieron la dimisión del rector del centro, Josep Joan Moreso. Pero el acto no quedó ahí. Los jóvenes que permanecieron en el lugar anunciaron que ocuparán el patio del edificio Roger de Llúria de la UPF de manera indefinida. "Queremos la derogación de la LOU y del Real Decreto. Por una universidad al servicio del conocimiento y no del mercado", fue la reivindicación de estos alumnos procedentes de las diferentes universidades catalanas.

Por su parte, el portavoz de la Coordinadora de Asambleas de Estudiantes (CAE), Pere Durán, amenazó con que "si la clase política no hace caso de la mayoría de los estudiantes, tendrá que enfrentarse a actitudes que hasta ahora no se habían dado, hay gente que se está frustrando mucho". En la misma línea, el portavoz del Sindicat d'Estudiants dels Paísos Catalans, Amau Mallol, auguró que "las autoridades deberán cambiar su postura" ante las manifestaciones de estudiantes.

Muchos estudiantes echaron de menos a miembros del Personal Docente Investigador (PDI) y del Personal de Administración y Servicios (PAS). Y es que pese a que a principios de semana 300 personas de estos colectivos llamara a asistir a la convocatoria, hoy no se pudo ver una presencia destacada de sus representantes.

En Madrid piden la dimisión de Garmendia

En Madrid, durante más de tres horas de protestas, 2.000 estudiantes alzaron sus voces con lemas como 'Luego diréis que somos cinco o seis' o 'Botín no tendrás nuestra universidad'. Así, a las 12.00 horas, la marcha comenzó desde la calle Atocha para concluir en el Ministerio de Educación, pese a que los convocantes querían seguir hasta el Ministerio de Ciencia. Frente al departamento dirigido por Mercedes Cabrera, un grupo de estudiantes colocaron un 'caballo de Troya' hecho de cartón en señal de que "volverán, porque esto no se ha acabado". Durante esta manifestación, la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, fue una de las más aludidas, con gritos que pedían su dimisión y una "mayor transparencia" por parte del Gobierno.

"No queremos un debate en un plató de televisión, sino un debate de verdad que cuente con una audiencia masiva, que todo el mundo pueda tener acceso a él, y donde acudan todas las partes implicadas para explicar sus argumentos en profundidad, y no en '59 segundos'", señalaron desde la Asamblea de Estudiantes contra Bolonia de la Comunidad de Madrid. Además, pidieron que después de este debate se pueda convocar un referéndum vinculante para saber cuál es la opinión de toda la comunidad universitaria. Por su parte, el portavoz de la asamblea de Bellas Artes de Madrid afirmó que su principal reivindicación es la derogación de la LOU, de los Reales Decretos que implanta Bolonia así como de los anexos a las órdenes ministeriales relacionadas con éste.

Pese al tono pacífico que ha marcado la manifestación madrileña, al finalizar se produjeron varios incidentes en los que al menos un menor de edad resultó detenido por golpear a un policía. Todo sucedió cuando a las 15.30 horas, en la calle San Bernardo, varios agentes pidieron a los manifestantes que permanecieran en la acera para no provocar alteraciones del tráfico, según la Jefatura de la Policía de Madrid. En un momento dado, uno de los jóvenes propinó un manotazo a uno de los agentes, que hizo caer su equipo de trasmisiones. Cuando el policía procedió a recogerlo, un menor de edad le golpeó en la espalda, por lo que fue detenido. Los miembros de la plataforma estudiantil explicaron que cuando la manifestación llegó al Ministerio de educación, un bloque de 3.000 estudiantes continuaron hasta Sol y llegaron a cortar la circulación de la calle Gran Vía durante algunos minutos.

Paralización "inmediata" del plan

En Andalucía, unos 2.000 estudiantes secundaron esta manifestación a nivel estatal, y solicitaron al Gobierno central la paralización "inmediata" del Plan Bolonia. En Almería, unos 250 estudiantes realizaron un recorrido por todo el campus universitarios y terminaron con la ocupación de varios aularios para informar de los "inconvenientes" que supone la aceptación del Plan para los estudios académicos superiores.

Otro millar de universitarios salieron a las calles de Zaragoza para reivindicar que la mercantilización de la Universidad y el Plan Bolonia "es lo mismo". Por ello, el portavoz de la Asamblea contra la Privatización de la Universidad, José López, explicó que esta es "una de las manifestaciones más importantes a nivel universitario y con el apoyo de sindicatos, partidos políticos, asociaciones de vecinos y colectivos universitarios".

Las exigencias por "un debate abierto" también se escucharon en Valencia. Allí cientos de estudiantes, 500 según fuentes policiales y 2.00 según la organización, mostraron su rechazo "a la reducción y comprensión de contenidos específicos a cuatro años y a la implantación de un postgrado especialización más caro que trate de solucionar las carencias formativas derivadas".

Escaso apoyo político

Entre los pocos partidos políticos que han mostrado su apoyo a estas reivindicaciones se encuentra el Bloque por Asturies, quien asistió a la manifestación convocada en Oviedo para rechazar poner la enseñaza al servicio del mercado. Para la formación, este plan "atenta contra los principios de educación" como "un derecho constitucional e internacionalmente reconocido". Además, el Bloque repudió la "criminalización" con que se están llevando a cabo con todas aquellas personas que se oponen al Plan Bolonia, acusándoles "de ser una minoría violenta".

Por su parte, el coordinador general de IULV-CA, Diego Valderas, respaldó también estas protestas y aseguró que esta medida "ha demostrado ser, en su plasmación concreta" la imposición de la lógica neoliberal al ámbito de la educación superior". Por ello, instó a las administraciones correspondientes a rechazar la nueva titulación, el Grado, por "reducir drásticamente las conocimientos específicos de cada titulación, que consagra hasta un curso dedicado a prácticas no remuneradas".

En cuanto al seguimiento de esta huelga, el Ministerio de Ciencia e Innovación estima que ha sido inferior al 2%. Concretamente, en Cataluña tuvo un éxito desigual. Así, mientras en la Universitat Pompeu Fabra no se suspendió ninguna clase pese a la ocupación del campus, en la Universitat de Barcelona se paralizaron totalmente las clases de las facultades de Filología, Historia y Geografía. Por su parte, según los datos de la Consejería de Educación de Castilla y León, un total de 6.222 alumnos de los centros de Educación Secundaria, Escuelas de Arte y Formación Profesional respaldaron este llamamiento universitario.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Miles de estudiantes, durante la manifestación que se ha celebrado hoy por las calles de la capital.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • Quería decir uno de 1º (de Bachiller). Por lo de 10Uno de 10
  • Bueno, pues yo en cambio veo más comvenientes que inconvenientes. Que mis estudios valgan igual en todo Europa y no estar por debajo de otros por que les va mejor en su pais... Además de lo de que las clases se dinamizarán. Vale que tiene inconvenientes, pues como todo. Pero en mi opinión los convenientes superan con creces (di las cosas según tu opinión !No a Bolonia! es decir, me parece, no des cosas por hecho) y ojo , no soy ningún niño rico. Cuando compañeros mios estaban de huelga (pero no iban a la manifestación luego, claro) fui consecuente con mi opinión. Uno de 10
  • El Plan Bolonia tiene muchos más inconvenientes que ventajas para los estudiantes. El problema es que esas pocas ventajas que tiene, suponen mucho dinero a favor para el gobierno. Es lo de siempre, aplastar y fastidiar a la mayoría para que una minoría se enriquezca.Y en Europa "se va pasando bien" como dice RG, porque las condiciones económicas no son las mismas. Aquí los estudiantes o viven de lo que les pagan sus padres (los que pueden) o tienen que trabajar para pagarse los estudios. Si el calendario lectivo pasa de 34 a 42 semanas y "te haces estudiante a tiempo completo", ¿cómo vas a poder pagártelo? Ese es el principal problema que hay aquí y que en Europa no se da. He ahí la diferencia de porque "pasan" las cosas de distintas maneras.¡NO a Bolonia!
  • Es raro!, porque en Europa, a parte los que siempre están contra todo, el proceso de adaptación se va pasando bien.RG

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra