Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
TELEVISION

La noche más larga del Rey

Lluis Homar, que encarna al Rey, asegura que "ese día todos nos hicimos juancarlistas"

Actualizada Viernes, 23 de enero de 2009 - 04:00 h.
  • MERCEDES RODRÍGUEZ . COLPISA. MADRID

NO será como en Grecia, te lo prometo. Aquí el Rey puede actuar». Así se dirige el monarca español (Lluis Homar) a doña Sofía, interpretada por Mónica López, en la miniserie de dos capítulos 23-F: El día más difícil del Rey que se proyectará en La 1 en vísperas del aniversario del intento golpista. Una ficción bien documentada que no contactado con la Casa Real para mayor independencia de la historia, pero cuyos autores califican de «rigurosa» con los hechos.

De entrada, el plantel de actores es de buena factura. Además de Homar, Emilio Gutiérrez Caba dará vida a Sabino Fernández Campo, Juan Luis Galiardo será Alfonso Armada, y José Sancho, el entonces capital general de Valencia, Jaime Milans del Bosch.

No será la única producción que se verá en la pequeña pantalla alusiva a la fecha, ya que Antena 3 prepara otra película para televisión sobre el mismo argumento, aunque en este caso el escenario abarca la entrada de militares en el Congreso de los Diputados. En la de TVE, la acción transcurre básicamente en el Palacio de la Zarzuela y cuenta la larga noche que vivió el monarca y sus contactos con los militares implicados.

El lunes 23 de febrero de 1981 se presenta como un día más en la residencia real. La agenda de don Juan Carlos no marca ningún evento especial, y a las 6:23 de la tarde el monarca está a punto de dejar su despacho para jugar un partido de squash con unos amigos, momento en que el teniente coronel Tejero irrumpe en el Congreso.

Este proyecto, producido por Alea y dirigido por Silvia Quer, se enmarca en una etapa en que las miniseries y las películas rodadas para televisión (TV movies) sobre casos reales se extienden por públicas y privadas. Esta y otras apuestas que La 1 pone en marcha quieren circunscribirse también a una corriente de las televisiones públicas europeas que promueve recuperar la historia reciente. «Se hace con rigor histórico para revivir un acontecimiento que muchos vivimos y los más jóvenes no; ha pasado un tiempo largo y con la madurez democrática suficiente como para abordar los hechos», expuso el director de TVE, Javier Pons, al presentar la miniserie.

Lluis Homar, uno de los principales intérpretes de Herederos y protagonista de la última película de Almodóvar, Los abrazos rotos, asegura que sintió pánico y susto cuando le propusieron el papel por lo que supone representar la figura del monarca. «Nos ponemos en el punto de mira porque cada cual tendrá su versión de aquella noche, pero tengo la conciencia de haber hecho algo necesario y muy delicado», sostiene Homar, quien mantiene que ese día «todos nos hicimos juancarlistas».

En el palacio, como relata la serie, los primeros momentos son de confusión, al igual que en el resto de España. Nadie sabe qué ha pasado, solamente que ha habido gritos y ráfagas de metralleta lo poco que se ha oído por la radio, que retransmitía en directo la votación del nombramiento de Leopoldo Calvo Sotelo como presidente de Gobierno. Pero pronto es evidente de que trata de un golpe de Estado.

Traición

A lo largo de esas horas Don Juan Carlos, junto al Secretario de la Casa Real, Sabino Fernández Campo, se enfrenta a un complot que se centra en la Tercera Región Militar (Valencia), en la División Acorazada Brunete, en Madrid, y en el propio edificio del Congreso.

Son momentos en que afloran sentimientos y emociones que culminan en algo que, a nivel personal, resultará muy doloroso ese día: la traición de su gran amigo Alfonso Armada, que durante 25 años ha estado junto a él, y que resulta ser el verdadero cerebro detrás del golpe.

«Del 23-F ha habido muchas versiones, algunas muy a la americana y conflictivas, pero aquí se parte de este hecho histórico, contado con neutralidad, del que salió consolidada la democracia y la Corona se fortaleció», opina Juan Luis Galiardo. Para interpretar su papel, Galiardo se ha documentado bien y considera que Armada fue un militar que representaba los valores «más acérrimos y católicos». Este actor considera que «el Rey es el más republicano de todos los monarcas».

Sobre Milans del Bosch, el valenciano José Sancho mantiene que estaba dispuesto a iniciar una guerra civil si alguien iba con él y recuerda que se lamentaba de que «tantas batallas ganadas para qué». ¿Y Tejero? Su aparición no tiene el mismo protagonismo.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra